Lunes, 5 de Diciembre de 2016
06:50 CET.
Narrativa

Culo

 

Un homenaje a Kurt Vonnegut Jr.

 

Esta es la historia de una muchacha que seguía yéndose en mierda después de ciento tres minutos. Nunca se había ido en mierda tantos minutos seguidos y aquello no tenía para cuando acabar. Cada diez o quince minutos se paraba para descargar el inodoro, no fuera el inodoro a desbordarse en sus narices. El mar de diarrea se detuvo cuando faltaban veinte milésimas para el minuto trescientos uno. Desnuda en el inodoro se paró del inodoro y descargó. Algo en su organismo le dolía más que el resto. Quería conversar lo antes posible con un lebrel afgano. Eso la sedaría completamente. No hay nada más agradable que conversar con un tipo afgano de lebrel y ver cómo las orejas del lebrel se mueven al ritmo de la conversación. Encerrada en el último piso de un biplanta en la ciudad, solo un lebrel afgano sabría formularle la deseada pregunta. La pregunta que ni un bulterrier, ni un foxterrier, ni un sabueso, ni un basset hound, ni un schnauzer, ni un chihuahua ni un caniche gigante, sabrían formularle. ¿Qué les pasó a tus pezones? De tanta diarrea se pusieron verdes.

 


Legna Rodríguez Iglesias nació en Camagüey, en 1984. Ha publicado una novela, dos libros de cuentos, un libro de literatura infantil y varios libros de poemas. Este cuento pertenece a su libro No sabe/ No contesta (Editorial Cajachina, La Habana, 2015).

Otros textos de ese libro: Samurái y La clase.

Abel Fernández-Larrea reseña No sabe/ No contesta.