Sábado, 16 de Diciembre de 2017
14:14 CET.
Poesía

Desiertos

 

                                       Inferno, canto V

 

oye
en la selva oscura
cuando el néctar es
como el ámbar del
ojo líquido
                 salvaje
color de tiniebla dura
que vio la sombra

(la sombra que miró al ánima
como un desfallecimiento
un lento e insensato orgasmo
infantil y postrero)

(la sombra sin espejo
en el túnel del metro de Madrid)

(la sombra que perdía sus bordes
en el desierto poshistórico
en la escalera suicida
en el desierto de su nigthmare
el desierto de su bollo
donde Empédocles saltó
con su almita flaca y su mulo fálico)

                    entonces

(melancólica postrimería
llena de efluvios pastosos
erupciones
                  epifanías  
                                 derrotas)

nunca alcanzaremos a ver las estrellas

                   pero
impelidos por un fuerte viento
arrojados hacia otra
lucidez
             insistiremos

(insistiremos
en morder a Beatriz)

 


Jorge Luis Arcos nació en La Habana, en 1956. Sus últimos libros de poemas publicados son La avidez del halcón (Diputación de Cádiz, 2002), Del animal desconocido (Casa Teatro, Santo Domingo, 2002) y El libro de las conversiones imaginarias (Betania, Madrid, 2014).

Otros poemas suyos: La música imposible, La otra mano, Borra el margen y Leyendo a Sor Juana.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.