Jueves, 23 de Noviembre de 2017
21:10 CET.
Educación

Tras la agonía del inicio de curso, la sangría de las meriendas y los 'pedidos' de la escuela

Archivado en

"Pasé dos semanas caminado por las tiendas y tuve que detenerme a llorar de impotencia por no poder comprarle casi nada a mi hijo para la escuela. Los precios están más elevados que en años anteriores y la cosa mucho peor", comentó una madre desempleada el primer día del curso escolar.

Tras el retorno a clases, muchos niños se veían alegres, con tenis nuevos, mochilas de colores vistosos y merenderos con imágenes de dibujos Walt Disney. Los padres sentían que ya lo peor había pasado. Los dolores de cabeza, el sacrificio que habían tenido que hacer para poder dar a sus hijos la dicha de no ser menos en una sociedad con cada vez más diferencias.

Es muy difícil hacerle entender a un niño que en su primer día de clases tendrá que asistir con los zapatos con que jugó todo el verano, esos mismos con los que terminó el curso anterior.

"Tuve que estar fuerte arriba del 'bisne' y no sacar al fiñe de la casa en agosto para poder ahorrar. Así y todo se me quedaron cosas por comprar, pero sus tenis nuevos y su mochila están", comentó Rubén Martínez, de 38 años.

La dificultad más comentada por los padres ha sido el aumento de los costos de los materiales escolares, vendidos en las tiendas en divisas estatales o por importadores ilegales que los traen del exterior.

"Gasté 80 dólares y no pude comprarle todo a la niña para la escuela. Cada año todo se pone más caro y es el Estado el que lo vende", se quejó Yissel, quien trabaja en el sector privado.

"Tuve la suerte de que la abuela de mi niño vino de Miami y le trajo su paquete. Pero ¿que habrá sido de aquellas madres solteras o que viven de su sueldo?", comentó Dania, residente en el Vedado.

La primera semana de curso escolar ha demostrado que las dificultades no se terminan con el inicio de las clases. No hay descanso para los padres.

"Los libros del chama están en candela, ripiados por completo. Voy a meterles un poco de pegamento y forrarlos, pero imagínate, cada forro a 15 pesos", observó Raúl, albañil.

El chocolatín y los refrescos instantáneos vuelven a los desayunos. Las meriendas siguen siendo un gasto constante y elevado para la familia, igual que los "refuerzos" que muchos niños llevan para compenzar la mala calidad del almuerzo escolar.

"Nada más la merienda y el almuerzo de la niña me cuestan más de un salario", se lamenta Yeline. "Se supone que el seminternado es para ayudar a las madres trabajadoras, pero la verdad es que si la dejo con la comida de la escuela se me pone tísica".

Como cada año, el matutino del primer día consiste en el obligatorio discurso político, que se repite en todas las escuelas. Nada más terminarse, comienzan los pedidos a los padres.

"Ya pidieron dos CUC a cada padre para comprar un ventilador para el aula", asegura una madre. "Llevo dos años con la misma 'muela' y sigo pagando ventiladores. ¿El del curso pasado dónde está?".

Otros pedidos frecuentes son los materiales de limpeza y la pintura para las aulas, elementos que se supone debió asegurar el Ministerio de Educación en los meses de vacaciones.

En la capital no se ven mejoras constructivas en muchas escuelas. Luego de la primera semana de clases, parece que tampoco se realizaron reparaciones a mesas y otros medios escolares.

"El mobiliario escolar con que contamos para este curso está en pésimo estado", indicó en un acto, ante numerosos padres, la directora de la escuela primaria Carlos Gutiérrez Menoyo, de Mantilla.

"Los niños no pueden ni poner las libretas en las mesas porque están todas rotas. Hay también varias sillas rotas, al menos en aula del tercer grado", confirmó la madre de un alumno de esa escuela.

Con estos problemas y otros que surgen mientras se desarrolla el curso, alumnos, maestros y padres tendrán meses de duro bregar. Todo con las dificultades propias de una realidad que no da respiro, no muestra un horizonte en el que la vida de los cubanos deje de ser un eterno problema.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 3 ]

Imagen de Juan

17:02 Congratulation! Aqui en Miami hay algo parecido como escuela gratuita y obligatoria. No usan uniforme. Pero los niños aquí tienen un paraiso. Cada vez que hacen una urbanización nueva le fabrican una escuela. Creo que esto aquí es lo maximum.

Imagen de Anónimo

#RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro #RenuncieRaulCastro 

Imagen de Anónimo

Ditú!!! Tanto que nos lavaron el cerebro en Cuba, y vivo en México y la escuela es obligatoria y gratuita, hasta los libros te dan y si demuestras que eres de bajos recursos te dan el uniforme gratis y los zapatos del niño y la educación no es de primer mundo, pero mis hijos han aprendido más acá en México que en Cuba. Menos mal que me conseguí un mexicano con billete, porque si no el futuro que le esperaba a mis hijos era el peor. En secundaría los mandaré a una esucela privada y el futuro dirá, pero me siento feliz de poderle dar un futuro a mis hijos!!!! En cuba era morirse a pedacito cada día y sin ilusiones ningunas mientras los Castros se dan la gran vida. Jamás me he arrepentido de haberme ido de esa mierda de revolución de los pobre pero para los ricos. Batista creo que era un niño de tetas al lado de esa rata de fidel, con el perdón de las ratas!!!!!