Lunes, 18 de Diciembre de 2017
00:36 CET.
LITERATURA

Rafael Rojas y Velia Cecilia Bobes presentan en Madrid 'El cambio constitucional en Cuba'

El historiador Rafael Rojas presentará el próximo miércoles 29 de noviembre en Casa América, de Madrid, España, El cambio constitucional en Cuba, un libro coordinado por el propio investigador cubano, junto a la socióloga Velia Cecilia Bobes y el politólogo Armando Chaguaceda.

A la cita madrileña acudirán Rojas, Bobes y Carlos Malamud, investigador del Real Instituto Elcano.

"Desde la Carta Magna de Cádiz hasta la Constitución socialista de 1976, Cuba ha seguido una ruta excepcional dentro de los procesos constituyentes de América Latina, durante los siglos XIX y XX. Las reformas emprendidas en los años noventa y entre 2012 y 2015 han permitido cierto margen para el cambio institucional en las primeras décadas del siglo XXI", señala una nota de prensa de Casa América sobre el lanzamiento del texto.

"En el constitucionalismo cubano, sin embargo, parece que perduran ciertas muestras de debilidad y obsolescencia frente a los retos que plantea la apertura comercial y una mayor pluralización de la sociedad", añade.

En este sentido, el libro se encarga de "analizar los cambios y los presupuestos del constitucionalismo cubano" en un "esfuerzo multidisciplinar" para exponer "las principales limitaciones institucionales y normativas que no han permitido a Cuba, desde la década de los noventa, profundizar en el otorgamiento de libertades civiles y políticas, así como responder a las necesidades de la globalización, para desvelar las tensiones surgidas entre el orden constitucional y el cambio social en el país".

La presentación de El cambio constitucional en Cuba, promovida por el Fondo de Cultura Económica español y Casa América, será a las 19:00 horas en la institución sita en Plaza de Cibeles s/n, en Madrid, y la entrada será libre hasta completar el aforo.

Expertos debaten sobre los cambios constitucionales necesarios para la democracia en Cuba

Varios de los participantes son autores de capítulos de 'El cambio constitucional en Cuba', que se presenta en Casa de América, Madrid.

Rafael Rojas y Velia Cecilia Bobes presentan en Madrid 'El cambio constitucional en Cuba'

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 9 ]

Imagen de Anónimo

Usted es mucho peor que "vetusto": usted es un ignorante. Porque el Juicio de Amparo es creación no de Mariano Otero, sino muy anterior, de Manuel Crescencio García Rejón, que fue quien lo concibió para la legislación federal yucateca. Primero infórmese y después, si puede, opine. Y no siga haciendo el ridículo afirmando que las constituciones mexicana y argentina no son democráticas: en ambas hay división de poderes y garantías plenas para los ciudadanos. Y en la cubana, NO. Y eso NO es Constitución, sino leyes dictatoriales. Allí todo depende de UN Partido... Quizá el mismo que fue el suyo.

Imagen de Anónimo

"¿Moral y verdad?", ¿"Jacques Maritain"? Sus ideas constitucionales son realmente vetustas. Para entender mejor la política y el derecho vuelva a leer a Maquiavelo y, por supuesto, a Schmitt. No se vaya con la finta de que éste se parecía a Lenin. Eso es verdad como también es verdad que Schmitt defendió el nazismo, pero lo que cuenta, sobre todo para entender la historia constitucional latinoamericana, a la que Cuba pertenece, es admitir que las constituciones y los constitucionalismos no se subordinan a la religión o la moral, a la ideología o la ciencia. Por cierto, el Juicio de Amparo no proviene de la Constitución mexicana de 1917 sino de los textos liberales de Mariano Otero en el siglo XIX. Esa Constitución, la de 1917, fue bastante antiliberal como se desprende del artículo 27º sobre la propiedad "originaria de la nación". Y desde un concepto contemporáneo de democracia, ¿qué es lo democrático del nacionalismo revolucionario mexicano? A lo mejor yo estudié en la Patricio Lumumba o en la Ñico López, pero creo comprender mejor la historia constitucional que alguien que pone como ejemplo de constituciones "democráticas" la mexicana de 1917 y la argentina de 1949.

Imagen de Anónimo

En Cuba rige desde hace cuarenta años la Constitución comunista de 1976, reformada en 1992 y en 2002. Estos académicos hacen bien en estudiar ese régimen constitucional, señalar sus límites y contradicciones y proponer reformas. Lo demás es pura propaganda anticastrista, que sirve de poco. Decir que el régimen cubano es inconstitucional y que la Constitución legítima sigue siendo la de 1940 serviría si Ud. está planeando una revolución para derrocar a Raúl Castro. Eso, hoy, no lo plantea nadie o sólo unos pocos trasnochados.

Imagen de Anónimo

Una Constitución que se respete como tal es un contrato entre gobernados y gobernantes, donde se acepta la división de los poderes y se ofrecen suficientes garantías para el ciudadano ante el poder. Cualquier otro engendro no es una constitución verdadera: llámelo "estatutos" , "ley orgánica", o como le plazca. Y no es asunto de "modelos" sino de Moral y Verdad. Me asombra que usted considere que las constituciones mexicana de 1917 y argentina "de Perón en 1949" (en realidad, proviene de 1853 y sigue vigente, con las "enmiendas peronistas" de 1949, más tarde suprimidas) no son democráticas. ¿Dónde deja usted el justicialismo que promovió Arturo Sampay, inspirado en Jacques Maritain, en la argentina de 1949, y el Juicio de Amparo en la mexicana de 1917? Si estas no son democráticas, dudo mucho lograr entender lo que usted señala como tal. Aceptar y promover la "constitución" comunista de Cuba es hacerle el juego a la dictadura y ser cómplice de la misma, pues si usted ha leído a Scmitt de verdad sabrá que en el fondo  ambos pensamientos coinciden. Como menciona usted a los "juristas que se respeten", espero que  no haya estudiado en la "Patricio Lumumba" o en la "Ñico López".

Imagen de Anónimo

Sí, hubo Constitución comunista en Cuba en 1976, como antes en la Uniión Soviética en 1936 o en la China maoísta en 1957. Es más: en América Latina en el siglo XX, desde la Constitución Mexicana de 1917 hasta la de Perón en Argentina en 1949, las cartas magnas no fueron democráticas. Así que, vuelvo al punto: el único consitucionalismo que ha existido en el mundo moderno, no es el liberal, de la Revolución Francesa de 1789 o, mejor, de la Constitución nortreamericana de 1787 (si quiere defender el constitucionalismo democrático le recomiendo más este paradigma que el francés), por lo que ningún jurista que se respete pone en duda es que ha habido consitucionalismo autoritario o totalitario desde el siglo XIX, por lo menos. Lea a Carl Schmitt, por ejemplo. La idea de que sólo ha habido o hay en el mundo un constiticionalismo democrático es ahistórica. Otra cosa es que Ud, como yo, piense que el mejor constitucionalismo es el democrático, siempre y cuando se entienda de manera actualizada, que no parece ser la suya, porque se basa en el arcaico modelo francés de 1789.

Imagen de Anónimo

Más bien, documéntese usted: dele una leída a Kelsen. En la Declaración de los Derechos del Hombre y el Ciudadano, promulgada por la Asamblea Nacional Constituyente de Francia el 26 de agosto de 1789, el Art. XVI dice: "Una sociedad en la que la garantía de los derechos no está asegurada, ni la separación de poderes determinada, no tiene Constitución". Así, pues, ¿"Constitución" comunista de Cuba?

Imagen de Anónimo

Pues documéntese porque la mayoría de las dictaduras modernas han sido constitucionales y poseen su propio constitucionalismo, sólo que se trata de constitucionalismos no democráticos. Especialmente en América Latina hay una larga tradición de constitucionalismo autoritario.

Imagen de Anónimo

Hablar de "constitucionalismo"  en la dictadura cubana es un chiste de mal gusto.

Imagen de Anónimo

si.....pero que reluzca de manera clara que en Cuba la Constitución lleva más de 60 años secuestrada por esa panda.....y se ha cambiado para perpetrarse en el poder.

Importante: Cualquier utilización del sitio significa conformidad con los términos y condiciones de uso.