Viernes, 14 de Diciembre de 2018
Última actualización: 22:26 CET
ECONOMÍA

Líder empresarial insta a las compañías españolas a afianzarse en Cuba pese a problemas de impago

Pedro Sánchez en el foro empresarial en La Habana. (CUBADEBATE)

El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Antonio Garamendi, instó a los empresarios españoles a aprovechar el actual "proceso de reformas económicas" de Cuba para afianzar su posición en el mercado de la Isla, reportó EFE.

Garamendi aseguró que existe un "cambio gradual en Cuba que merece la atención de los empresarios españoles", en un discurso durante un foro empresarial este viernes en La Habana en el que participaron más de 250 directivos españoles con la presencia del presidente de Gobierno, Pedro Sánchez, de visita oficial en la Isla.

El líder de la patronal reconoció que el proceso de apertura hacia el exterior iniciado por el Gobierno cubano es "lento" y no exento de "problemas", pero consideró "positivo que las empresas puedan contribuir a mejorar el clima de negocios".

También apreció la "voluntad y los esfuerzos del Gobierno cubano por cambiar la ley", en referencia al proceso en curso de promulgación de una nueva Constitución, que contemplará la inversión extranjera por primera vez, así como a los avances legislativos que en los últimos años se han desviado de la ortodoxia socialista.

Garamendi celebró que en los últimos cinco años hayan aumentado las visitas oficiales y se hayan creado instrumentos financieros para la internacionalización de las pequeñas y medianas empresas, y especialmente el fondo de contravalor creado con los 400 millones de dólares de deuda que España perdonó a La Habana en 2015.

También hizo mención, por otra parte, a la deuda de unos 300 millones de euros (unos 340 millones de dólares) que el Gobierno cubano mantiene con gran parte de los aproximadamente 250 empresarios españoles en la Isla y que les está creando graves dificultades.

En este sentido, deseó que la visita a Cuba de Sánchez, la primera de carácter oficial en 32 años y cuya segunda y última jornada transcurre este viernes, suponga "un paso más" a la hora de solucionar el problema de los impagos.

Por último, expresó la "disposición" de la CEOE de "seguir reforzando las relaciones económicas y empresariales entre España y Cuba".

'El compromiso con Cuba no es coyuntural'

Por su parte, el presidente de la Cámara de Comercio de España, José Luis Bonet, afirmó hoy que el compromiso de las empresas españolas con Cuba "no responde a coyunturas, sino a profundas afinidades" y vaticinó que se abre una "etapa ilusionante" en la relación comercial entre ambos países.

"Somos optimistas y vaticinamos una etapa ilusionante para los años que tenemos por delante, con una colaboración creciente" entre las empresas de uno y otro país, afirmó en su intervención el responsable de la Cámara de Comercio, también presidente de la española Freixenet.

Este compromiso no coyuntural mencionado por Bonet tiene lugar a pocos días del anuncio de nuevas sanciones que afectan a las empresas vinculadas al estamento militar, entre ellas numerosos hoteles gestionados por firmas españolas como Meliá e Iberostar.

El ejecutivo subrayó que el empresariado español es consciente de que la economía cubana se enfrenta a dificultades "por un entorno desfavorable".

Bonet también aludió a la deuda del Estado cubano confió en que "pueda resolverse cuanto antes" y agradeció "los esfuerzos" del Gobierno cubano en ese sentido.

La presencia de Pedro Sánchez en Cuba, dijo, es "el mejor ejemplo" del compromiso de España por intensificar sus relaciones con La Habana.

Como parte del Foro Comercial España-Cuba, explicó Bonet, "un nutrido grupo de compañías españolas" se reúne con sus homólogas cubanas e instituciones para intercambiar información y explorar vías de inversión y colaboración conjunta.

Con Sánchez viajaron a Cuba presidentes o altos ejecutivos de más de una veintena de grandes empresas españolas, que se suman en estas jornadas a las 250 compañías ibéricas presentes en el país caribeño.

Le acompañan asimismo el presidente de Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA), Jaime García-Legaz (también presidente del Comité Bilateral Comercial Hispano-Cubano), entre otros.

El vicepresidente y CEO de la compañía Meliá Hotels Internacional, Gabriel Escarrer Jaume, declaró al diario El País que en España "hace falta una política de Estado hacia Cuba, no ir a golpe de legislaturas" y manifestó pena de que la Isla "de alguna forma haya sido olvidada durante los últimos 32 años por parte de las autoridades españolas".

Las exportaciones españolas a Cuba alcanzaron 921,12 millones de euros (unos 1.045 millones de dólares) entre septiembre de 2017 y agosto de 2018, un incremento del 5,7% en términos interanuales, y el superávit comercial del país europeo sobre el caribeño se amplió un 14% hasta 791,61 millones de euros (897 millones de dólares).

España se está consolidando, además, como el segundo mayor socio comercial de Cuba por delante de Venezuela y detrás del primero, China.

En el sector turístico las empresas españolas dominan el mercado, con más de un 70 % de las plazas hoteleras a cargo de corporaciones como Meliá, Iberostar, Barceló o NH en régimen mixto de gestión.