Martes, 20 de Noviembre de 2018
Última actualización: 02:19 CET
Sucesos

Un excapitán de la Policía cubana confiesa el asesinato de una mujer y una niña en EEUU

El expolicía cubano Hareton Jamie Rodríguez Sariol. (PRISIÓN DEL CONDADO DE LACKAWANNA)
La mujer y la niña asesinadas. (WHSV)

Un mes después de la desaparición en Virginia de Elizabeth Rodríguez Rubio, de 48 años, y su nieta Angie Carolina Rodríguez Rubio, de 12 años, el excapitán de la Policía cubana Hareton Jamie Rodríguez Sariol, quien llegó a Estados Unidos como balsero en 2016, ha confesado el secuestro y asesinato de ambas como parte de un acuerdo con la Justicia para revelar el lugar en el que escondió los cadáveres, informa la televisora local WHSV en su sitio en internet.

Según el reporte, la Policía confirmó este jueves que los cuerpos fueron recuperados en el condado de Shenandoah y el Parque Nacional Shenandoah.

Con la aprobación de la familia de las fallecidas, la abogada Marsha Garst consiguió que Hareton Jamie Rodríguez Sariol firmara un acuerdo para declararse culpable de dos cargos de asesinato en primer grado y llevar a las autoridades hasta los cadáveres.

El acuerdo evitará al cubano la pena de muerte. Enfrentará una sentencia máxima de cadena perpetua y mínima de 20 años de cárcel. Su presentación ante un gran jurado está prevista para el 17 de septiembre.

El fiscal federal Thomas T. Cullen, del Distrito Oeste de Virginia, advirtió no obstante que Rodríguez Sariol puede enfrentar cargos federales adicionales del FBI, porque sus crímenes ocurrieron, en parte, dentro del Parque Nacional Shenandoah.

Elizabeth Rodríguez Rubio, colombiana, y su nieta Angie Carolina habían sido vistas por última vez en Dukes Plaza, en Harrisonburg, Virginia, el domingo 5 de agosto.

Rodríguez Sariol, quien según la Policía estaba obsesionado con Elizabeth, debía llevarlas a la casa en la cual residían en Maryland. Nunca llegaron.

Al día siguiente, el auto Honda Civic en el que el cubano transportaba a la mujer y a la niña fue encontrado en llamas en una carretera.

Los familiares de las fallecidas aseguran que el cubano los llamó para decir que había dejado a la mujer y la niña en su casa. Sin embargo, hallaron la vivienda vacía.

2 comentarios

Imagen de Nelson Candela

Hijo de la gran p... Seguro que con quien estaba obsecionado era con la niña.Y siguen las cortes haciendo tratos con estos asesinos.

Imagen de pim-pam-pum

!Desgraciado! Ojalá le metan cadena perpetua. 

Necesita crear una cuenta de usuario o iniciar sección para poder comentar.