Miércoles, 12 de Diciembre de 2018
Última actualización: 00:59 CET
Opinión

¿'Más democracia', o democracia sin más?

Iroel Sánchez durante una transmisión televisiva.

Fulgencio Batista fue derrocado hace seis décadas. A los cubanos de hoy, inmersos en la sobrevivencia, poco les importa ese hecho. Sin embargo, el periodista oficialista Iroel Sánchez usó una página del diario Granma para explicar con su artículo "Frente al cerco, más democracia", que Batista contaba con el apoyo de Estados Unidos y que voceros de esa administración lo exaltaban como un aliado confiable y un buen amigo. 

Entre otras cosas, Sánchez escribió: "La verdad es que los gobiernos electos que antecedieron a Batista se caracterizaron por la corrupción, el gansterismo, el entreguismo y el asesinato de sindicalistas".

Lo que no menciona Sánchez es la otra cara de la medalla. Aquellos gobiernos tenían que enfrentarse a las urnas cada cuatro años y podían ser cambiados por el pueblo, tal y como lo explicó el propio Fidel Castro en octubre de 1953, durante su defensa por el asalto al cuartel Moncada: "Os voy a referir una historia. Había una vez una república. Tenía su constitución, sus leyes, sus libertades; Presidente, Congreso, tribunales; todo el mundo podía reunirse, asociarse, hablar y escribir con entera libertad. El gobierno no satisfacía al pueblo, pero el pueblo podía cambiarlo y ya sólo faltaban unos días para hacerlo. Existía una opinión pública respetada y acatada y todos los problemas de interés colectivo eran discutidos libremente. Había partidos políticos, horas doctrinales de radio, programas polémicos de televisión, actos públicos…"

También dice Sánchez: "A pesar de una Constitución, proclamada en 1940, cuyas concepciones de avanzada para la época, en buena medida impulsadas por seis constituyentes comunistas, nunca se implementaron". 

Es cierto que algunas leyes complementarias quedaron pendientes, pero restar valor a la Constitución de 1940 porque algunas leyes "nunca se implementaron" es insostenible. Un solo ejemplo basta para refutar su afirmación. Los 27 artículos acerca del trabajo, recogidos en el Título VI, refrendaron la jornada de ocho horas; el pago de 48 horas por 44 trabajadas; descanso retribuido de un mes por cada once de trabajo; protección a la maternidad obrera, con pago de seis semanas antes y después del parto; derecho de sindicación a patrones, empleados privados y obreros; el derecho de los trabajadores a la huelga y el de los patrones al paro. De ellos, el descanso retribuido de un mes y la jornada de 44 horas equivalente a 48 no existía en países más desarrollados que Cuba.

Supuestamente para restituir plenamente la Constitución de 1940, que incluía introducir las leyes complementarias pendientes, se asaltó el Moncada. Sin embargo, en febrero de 1959, dicha Constitución fue sustituida, sin consulta popular, por la Ley Fundamental de la República de Cuba. Y solo 17 años después se institucionalizó el país con la Constitución de 1976, copiada en buena medida de la carta magna soviética. 

Por otra parte, eso que afirma Sánchez de que "las concepciones de avanzada para la época, en buena medida impulsadas por los comunistas", es una verdad a medias.

La Constitución recogió los resultados de las luchas sociales desde inicios de la República. En materia de trabajo quedaron resumidos en el Decreto 798 de abril de 1938: la legislación laboral más avanzada hasta el día de hoy, emitida durante el gobierno del coronel Federico Laredo Brú.

La presencia de los convencionales comunistas sí fue una prueba de democracia. El pueblo cubano eligió libremente a sus representantes a la Convención, entre ellos a los seis comunistas, que siendo minoría participaron en la elaboración del texto, cuyo carácter de avanzada resultó del consenso entre todos los participantes, como solo puede ocurrir en democracia sin más

La Constitución de 1940 refrendó "la existencia y legitimidad de la propiedad privada en su más amplio concepto de función social sin más limitaciones que aquellas que por motivo de necesidad pública o interés social establezca la ley". Es decir, prohibió la confiscación —apoderamiento arbitrario de la propiedad ajena sin pagarla— a pesar de que los comunistas presentaron una enmienda para limitar esa prohibición. Eduardo Chibás calificó la enmienda comunista como "lo más antiliberal, lo mas antidemocrático y lo más antiprogresista que se ha traído al seno de esta Asamblea Constituyente". La propuesta comunista fue rechazada.

La atribución a la propiedad de una función social venía de Roosevelt, quien en 1910 expuso la necesaria intervención del "Estado y de la nación sobre los medios ilícitos de ganar dinero". "Hay que modificar las circunstancias —explicaba Roosevelt- que permiten acumular un poder no consagrado al bienestar general. Sólo permitiremos que se gane, si de ello dimanan beneficios para la colectividad".

Es decir, una acción vigilante y correctiva del Estado, pero no arbitraria ni confiscatoria, porque se anularía el derecho de propiedad y con ella su función social. 

Dice Sánchez: "A momentos críticos, Cuba siempre ha respondido con más democracia".

¿En qué consistió y consiste esa "más democracia"? ¿En opinar sobre un texto cuya esencia está predeterminada por un partido político? ¿En negar al cubano —viva o no fuera de la Isla— a ser empresario en su país? La restitución de las libertades que fueron refrendadas en 1940 para que los cubanos participen como ciudadanos en los destinos de su nación, eso es democracia.

En lugar de presentar año tras año en la ONU un proyecto de resolución contra el embargo, desarrollar campañas ideológicas contra el imperialismo o recordar que Estados Unidos era amigo de Batista, como ha hecho Iroel Sánchez, se debería, como hizo Vietnam, introducir mecanismos de mercado, dar autonomía a los productores y derecho a los nacionales a ser empresarios, para estimular la iniciativa, el interés y la responsabilidad de los cubanos. Eso sí es democracia.

12 comentarios

Imagen de Olimac_Turing

La soga de este esbirro tiene que ser gorda porque sino la rompe....está gordisimo.

Imagen de Balsero

Ahora veo la foto. Figura en el zócalo "periodista - analista". Qué país generoso!

Imagen de Esopo

Cito: “Se debería, como hizo Vietnam, introducir mecanismos de mercado, dar autonomía a los productores y derecho a los nacionales a ser empresarios, para estimular la iniciativa, el interés y la responsabilidad de los cubanos. ESO SÍ ES DEMOCRACIA”. Dimas, eso es apertura económica, eso no es democracia, en Vietnam existe un modelo de partido único igual que en Cuba, donde los periodistas independientes son encarcelados y reprimidos, no existen analistas políticos\económicos como tú, si  fueras Vietnamita por escribir un artículo como el presente estarías preso. Pero “lo cortés no quita lo valiente” tu respuesta al tal Iroel es contundente

Imagen de Eduardo Perez-Bengochea

Excelente artículo de Dimas Castellanos. Se comprueba que los comunistas cubanos se circumscriben al monólogo. El minuto que se le rebaten sus postulados se desmoronan sus argumentaciones. Fidel Castro se socorrio’  para justificar el ataque al cuartel Moncada en el ideario martiano, en el Manifiesto de Montecristo, en el pensamiento de Eddy Chibas- que era abiertamente anticomunista, la mayoría de los atacantes al cuartel Moncada eran ortodoxos, ninguno miembro del Partido Socialista Popular (comunista). Buscar El Manifiesto del Moncada.La fundamentacion de la insurrección contra la dictadura batistiana se encuentra claramente expresada en su defensa ante el tribunal que lo juzgaba conocida como La Historia me absolvera’. Nada de marxismo en ella. Al tomar el poder enero 1, 1959 y por todo el año 1959 hasta fines de Abril de 1960  Fidel Castro negaba  que era communista ni que querían implantar una sociedad y gobierno marxista-leninista. Entonces no hay justificación para una Constitución marxista. Las raíces de la nación cubana no son marxistas, sino martianas. El ideario martiano es INCOMPATIBLE  con el marxismo.“Teme Spencer, no sin fundamento, que al llegar a ser tan varia, activa y dominante la acción del Estado, habría este de imponer considerables cargas a la parte de la nación trabajadora en provecho de la parte páupera. Jose Martí en su artículo La Futura Esclavitud.Abstenerse a votar o votar NO el día 24 de febrero  2019 es la respuesta de la mayoría del pueblo cubano a la imposición de otra Constitución  monopartidista sin raíces en la nación cubana. No más unipartidista marxista. Oiga...y que no ha funcionado por 58 años. Hasta Fidel Castro se lo dice al periodista Goldberg de la Revista Atlantic Review.La Constitución Cubana es la del 40, donde los constituyentes fueron electos por el pueblo, inclusive 6 comunistas. Pero no pudieron imponer un unipartidismo y resultó ser democrática, producto de un consenso muy martiano: Con todos y para el bien de todos.  

Imagen de Pedro Benitez

Felicidades Profe:El 1940 tiene que ser un año importante para todos los cubanos. La isla más grande del Caribe logró armarse con una estructura constituyente que nos representa a todos. Digo “representa” en tiempo presente, porque analizando el artículo del Profe Dimas se despeja cualquier duda sobre el tremendo valor que encierra este documento para todos nosotros en la actualidad. Independientemente de los derechos establecidos para los trabajadores, los beneficios para la mujer y la inclusión de la propiedad privada, pienso que el alcance máximo de este instrumento reposa en la contribución y la participación abierta y plural de cubanos de diferentes tendencias políticas en la conformación de la Constitución de 1940. De ser la Constitución de 1940 el Mambí Guardián de todos los caribeños de la isla larga; tendría que llevar grabado en su machete filoso “Con todos y para el bien de todos”. La constitución elaborada por guerrilleros devenidos en militares corruptos es traidora del pueblo cubano; ese papel rojo y perverso no solo toma como la base para su estructura una ideología foránea, sino que nos recuerda a millones de cubanos que el país fue totalmente entregado a una potencia extranjera que se encargó de proveer armas nucleares a un psicópata- “el verdadero loco” por el control y la dominación- pudiendo desencadenar la extinción de la vida en buena parte del planeta y de cada uno y todos los cubanos en la isla. Todos los opositores y ciudadanos cubanos tenemos que estar de acuerdo con la implementación de la Constitución de 1940. Depositando esta Constitución plural en las manos de los cubanos, dejamos a los vietnamitas con su unipartidismo y control ideológico- desmayados, sin aire y con un fuerte dolor en el baso- en medio de la carrera por la prosperidad nacional.

Imagen de Balsero

Toda la seudo intelectualidad cubana hace su negocio. Lo se seudo es (si vale la pena aclarar) porque JAMAS critican nada del gobierno sino todo lo contrario. Silvio, Iroel, Padura y muchos más permutan arengas gastadas a cambio de dinero y/o viajes. La fórmula hace rato le da rédito al régimen y tal es así que hasta la vienen usando también con la prensa extranjera.

Imagen de juanadearcos

Pero como engordan estos tipos tiene unos mofletes que le cuelgan jajajaj y ustedes creen que eso no es lo que defiende este fantoche 

Imagen de Parfemio Protopileon Agamenandrido de Bubea

Iroel todavía debe estar marcando ocupado con esta galleta sin mano de Dimas Castellanos.

Imagen de Ricardo E. Trelles

// Democracia es mucho más // - - - - - - -Excelente artículo, pero democracia es mucho más que " introducir mecanismos de mercado, dar autonomía a los productores y derecho a los nacionales a ser empresarios, para estimular la iniciativa, el interés y la responsabilidad de los cubanos", y no  como hizo y hace Vietnam.

Imagen de Rodolfo J de la Fuente

Bueno, al parecer - y a falta de alguien con más cerebro que quiera involucrarse en la defensa de lo indefendible- Granma acoge en sus medio ocres paginas monocromas a un sujeto de rasgos lambrosianos y sicologia de ramera ideológica como este Iroel, entrenado para esos fines y con la capacidad de mentir y emitir medias verdades que ha carecterizado a ese periodico. Es perder el tiempo contestar a sujetos asi, que lo suyo es defender al poder que lo alimenta ( vemos que a engordado el caballerete) y le dá algunos privilegios. Pero bueno, en este artículo se utilizan las tonterias de Iroel para exponer unas verdades que estan ahi, claras y contundentes, en la historia.  Pero ojo: animal escapado del Gran Zoo de Nicolás, Iroel ladra, pero hay que ponerle un cartel que aclare: ¨Cuidado, muerde¨

Necesita crear una cuenta de usuario o iniciar sección para poder comentar.