Martes, 23 de Enero de 2018
20:40 CET.
Sociedad

Pocas y caras: las ofertas de fin de año en restaurantes privados

Salvo alguna decoración, la mayoría de los restaurantes privados habaneros no prevé nada especial para este fin de año. Aquellos que tienen algún tipo de oferta están lejos del bolsillo del cubano promedio.

En uno de los circuitos más céntricos de La Habana, el Barrio Chino, solo dos locales brindan ofertas para estas fechas. Uno de ellos cerrará el día 31 de diciembre para un "evento privado". En Los Tres Chinitos repiten el menú especial de Nochebuena, con algunos platos a precios "moderado". Un pollo entero, relleno con queso y jamón, cuesta allí 14.50CUC.

"El problema es que en mi casa somos siete personas. Imagínate, con lo que le gusta al cubano comer bien en fin de año, necesitaríamos por lo menos dos pollos", comenta un hombre que revisa la carta. "Eso sin contar la cerveza, que no le bajaron el precio y cuesta 1.50CUC. La cena nos saldría, siendo optimistas, en 60CUC".

En este mismo local se ofrecen costillas a la barbacoa y cerdo asado por 5.50CUC el plato. Los entremeses, tamal en cazuela y tostones al ajillo, cuestan 3.50CUC y 1.50CUC respectivamente.

En la "Sociedad Chang Weng" se ofrece también un menú especial por fin de año, aunque el 31 de diciembre no prestarán servicios. Las ofertas, para dos personas, van de los 12 a los 25CUC.

"Tal vez aproveche la oferta para hacer una salida normal con mi mujer", dice un cliente regular. "El problema es que al final sales perdiendo, porque la mayoría de los menús solo traen un líquido y es mentira que te vas a comer un bistec con solo una copita de vino".

Uno de los mayores fallos de las ofertas por fin de año es que solo cubren una cena para dos personas.

"Si esto fuera Europa, donde uno solo vive con su esposa e hijos, podría entenderse, dice Antonio, dependiente de TRD. "Pero en Cuba es bastante rara una familia pequeña. Mínimo serían cuatro personas en la casa, más toda la parentela porque el cubano es familiar".

"Las ofertas particulares para este año se quedan cojas por ese lado. Además, suponiendo que tuvieras el dinero para pagar una oferta para todos, lo que sucede en mi caso, prefieres quedarte a cuidar tu casa y al final la pasas mejor porque es tu sazón y puedes comer lo que tú quieras o puedas".

Otros restaurantes privados, como Ideas, en el Vedado, sí brindan ofertas para más de dos personas. Sin embargo, los precios escapan del alcance de la mayoría de los trabajadores de la Isla, donde el salario promedio mensual no supera los 30CUC al mes.

Una de ellas, con un precio de 120CUC, incluye ocho cervezas nacionales o una botella de vino Frontera, pescado entero al horno más guarnición de arroz y vegetales, un entremés mixto y postre acompañado de café.

"Si tuviera 120CUC por fin de año, me compraba una caja de cervezas y un pedazo grande de carne de puerco para pasarlo tranquilo con mi familia", dice Manuel, artesano. "No te digo que para alguna gente no esté buena esa oferta, pero igual tocarían solo dos cervezas por persona y al cubano en fin de año le gusta tomar bastante".

"Para venir aquí tendría que asaltar un banco", bromea un profesor de preuniversitario mientras lee la oferta de Ideas. "Mi señora y yo no bebemos, nos gusta el pescado y a las niñas también. Pero entre los dos cobramos menos de 800 pesos (moneda nacional) al mes. Es imposible".

Aunque pasar el fin de año en casa también sale caro, la mayoría parece preferirlo.

"Si hubiera alguna oferta realmente económica lo pensaría", dice Yuliet, empleada de un banco. "Pero este año la cosa está más dura que de costumbre y, para arruinarme, lo hago en mi casa y con toda mi familia".

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 5 ]

Imagen de Anónimo

Bueno vamos a ver,,  para eso fue que se inventaron esa revolución?, porque a mí me decen los que vivieron en la época de Batista que no había pobre que se quedara sin comer una cena de navidad decente, y para esperar el año igual, y  eso lo podía hacer hasta un limpiabotas, ah! y de cualquier raza. Y el cubano era feliz, porque venían montones de tíos con tus primos, y abuelos y bisabuelos y nadie tenía la mitad de la familia en otro país como pasa desde que éstos gánsters se apoderaron del país y nos han dividido, les quitaron nuestras costumbres. Quiero pensar que hayan aprendido que esa revolución es todo un fraude, que se les quite el miedo y no colaboren en hacerle daño al cubano que esté reclamando su derecho, al contrario no se lo permitan a esos esbirros, que han llegado a ser peores que los batistianos. Es tiempo de sacarlos ya! 

Imagen de Anónimo

Senores coman moringa en fricase,crema de soya y cascara de platano empaninsadas eso si es saludable, no esas comidas del imperio.     Montelongo 

Imagen de Anónimo

Pero quien dice que la plebe se merece las ofertas de fin de anno y los restaurantes? ni aqui en USA ni en Suiza. La plebe cena en casa. Los restaurantes estan para hacer dinero, no donaciones.

Imagen de Juan

 "el cubano es familiar" Entonces porque hay tantos chivatos si son todos tan familiar. Si fueran todos "familiar" los Castro ya no estuvieran en el poder. Ese cuento de la familia y por la familia hace más de 50 años que yo la vi con mis propio ojos, nada saludable. Y todavía aquí en este mismo blog miro cosas espantosas en las familias de allá.

Imagen de Anónimo

No comet,cada año es peor...el bobo alipio*+

Importante: Cualquier utilización del sitio significa conformidad con los términos y condiciones de uso.