Martes, 12 de Diciembre de 2017
01:53 CET.
Sociedad

La venta ilegal de alcohol, un negocio lucrativo en universidades cubanas

A pocas semanas de iniciado el curso, vuelve a rondar los pasillos de la Universidad Central Marta Abreu de Las Villas (UCLV) un flagelo que ha afectado la disciplina en años anteriores: la venta de alcohol ilegal.

Por ley, no se expende bebidas alcohólicas en ninguno de los centros gastronómicos ubicados dentro de los límites de la Universidad. Solo un par de veces al año, en el marco de fiestas estudiantiles, se vende cerveza en camiones cisternas, pero el resto del tiempo está prohibido.

Existe una "tienda recaudadora de divisas" a escasos metros del límite de la universidad que sí vende cervezas y rones, pero esta funciona para la comunidad asentada en las afueras del centro estudiantil. Entonces, ¿cómo logran los alumnos proveerse de alcohol?

Villa Clara es conocida nacionalmente por sus producciones roneras. Varios municipios poseen fábricas y embotelladoras de conocidas marcas como Decano y Villa Clara.

La provincia también cuenta con altos índices de consumo de bebidas alcohólicas entre la población masculina de mediana edad, por lo que la venta del producto es un negocio lucrativo, tanto para el Estado como para los productores y vendedores ilegales.

Trabajadores hurtan matrices de la fábrica y alcohol de centros hospitalarios para crear un producto que recuerda a los vinos realizados con arroz en el sudeste asiático. Estos alcoholes, son conocidos desde hace años con sonoros nombres como Chispaetren, Huesoetigre y Saltapatrá.

Tales brebajes entran a las residencias universitarias en mochilas y maletines de los estudiantes en las propias narices de los encargados de la seguridad del centro. "Un garrafón que venda en una semana me da para echar un mes sin tener que ir a mi casa", comenta un estudiante que se dedica al negocio. Por lógica, pide el anonimato.

Contactos con profesores y personal de servicio, descubren incidentes vinculados al consumo. "Hace varios años tres estudiantes borrachos se pelearon y uno de ellos, con un bate de beisbol, lesionó a los otros. Eran compañeros de aula", recuerda un egresado de la Facultad de Letras.

Esta actividad ilegal se mantiene de forma clandestina entre los educandos de la UCLV y de otras universidades. La Facultad de Química, carga con un gran porciento de culpa, pero todo tiende a ser un mito. No se produce lo suficiente para ser expendido. "Ni la calidad es igual, ni la cantidad se acerca a lo que se vende", comenta un "químico". Otras facultades no se quedan atrás, sobre todo "importando" productos hechos en casa.

Desde hace unos cursos, la producción, venta y consumo clandestino de bebidas alcohólicas se ha incrementado a pesar de las restricciones, como indican estudios de los mismos estudiantes.

"Las consecuencias negativas derivadas del consumo de esta droga 'legal'", dice una investigación de la carrera de Periodismo, van desde el "aumento de situaciones delictivas" en el ámbito universitario y conductas indebidas, hasta perjuicios para la salud física y psíquica de los estudiantes implicados, entre otras cuestiones.

Una tendencia parece aflorar bajo aparentes "eventos aislados" como riñas en la Casa de la FEU (Federación Estudiantil Universitaria), altercados violentos entre alumnos y miembros del Cuerpo de Vigilancia y Protección (CVP), o ausencia de estudiantes a clases.

"En el recinto docente se prohíbe la ingestión de alcohol —continúa el reporte de los estudiantes de Periodismo— y se asegura su disminución en virtud de las acciones emprendidas; sin embargo, ocurre un efecto a la inversa. No bastan las actividades propuestas por la Comisión Central Antidrogas y sus estrategias".

El rectorado de la UCLV ha planteado una guerra a los expendedores, pero permite que las investigaciones y reportajes sobre el tema salgan a la luz.

Otros problemas inciden también en el consumo de alcohol. La inexistencia de un verdadero plan de recreación estudiantil, el hacinamiento en los dormitorios, la insuficiente alimentación y un plan de estudios frustrante para muchos alumnos.

De cualquier manera, esto es solo un llamado de alerta. La producción, venta y consumo clandestino de bebidas alcohólicas en la Universidad Central Marta Abreu de Las Villas (y otras universidades del centro de La Isla) deviene un tema que amerita profundidad en su investigación.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 6 ]

Imagen de Anónimo

Esto es un fenomeno que afecta en general a toda la poblacion de la isla, hasta las mujeres en Sagua la Grande y Santa Clara consumen, en cantidades alarmantes,  chispaetren y saltapatra.Este es el Hombre Nuevo del Castrismo, borracho y enajenado producto de tantas mentiras, burlas y atropellos del mismo regimen. Las libertades politicas y personales, asi como las esperanzas de una vida mejor y segura, son las mejores recetas para acabar con este gran y penoso flagelo.Mientras el Castrismo gobierne en La Habana, la isla de los borrachos sera nuestra Cuba, que tristeza, tengo una tia, militante del PCC, que bebe chispaetren como si fuera agua de un arroyo...

Imagen de Anónimo

Desde el inicio de la robolucion,el alcolismo en Cuba,asi como el uso de sicofarmacos se ha expandido de forma alarmante,el desgobierno quizo eliminarlo con aumentos de precio y ley seca,lo que inicio la aventura del destilarlo clandestinamente,siendo hoy en dia la produccion artesanal una verdadera industria oculta que mueve miles de millones de pesos, y los indices de deterioro fisico y mental causado por este consumo son alarmantes.

Imagen de Anónimo

Cual hombre nuevo? Si desde que empezo la robolucion a lo que  se han dedicado es a hacerle la vida imposible a todo el mundo. Si ese es el hombre nuevo que avisen.

Imagen de Anónimo

Lamentablemente emborracharse es lo unico que les hace olvidarse de la falta de Esperanza y de oportunidades que tendran cuando se graduen.y pal que me diga que la educacion es gratuita que se calle que en canada y europa tambien lo es.y hasta ayuda Dan pa comprar los libros y bonos de comida a los estudiante.lo digo antes que me salte un imbecil a repetir lo que le repiten alla a la gente desde que nacen.los que no se emborrachann solo quieren largarse una vez que terminan y nunca mas regresar.el pais se esta quedando vacio.

Imagen de Anónimo

en burger king tienen ahora una buena oferta:  take me five!!!!

Imagen de Anónimo

Es lo que le faltaba al "hombre nuevo" inspirado en el Che. Convertirse en borracho.Lamentable. En la Cuba de los Castro, cualquier horror es imaginable. No tiene remedio