Domingo, 17 de Diciembre de 2017
18:03 CET.
Poesía

Animal Planet

 

Velázquez soltó cerdos en los montes
y los cerdos crecieron a su gusto.

Más tarde continuaron con venados
y otros animales de cacería.

La cabra tira al monte y nosotros
hacemos del monte nuestra despensa.

Cuatro siglos después llegó el Tratado:
"Las áreas de terreno que ocupe la Estación Naval,

serán perfectamente deslindadas
y sus linderos señalados con cercas ó vallados resistentes;

y todo tráfico entre el territorio cubano y la Estación Naval
será en absoluto prohibido desde la puesta á la salida del Sol".

Los animales, de noche y de día,
ignoraron las órdenes de la Presidencia.

Las iguanas tampoco necesitan
un zoológico menor que un archipiélago.

Vale más ser cazado libremente
que protegido en jaulas de obediencia.

 


José Ramón Sánchez Leyva nació en Guantánamo en 1972. Sus últimos libros publicados son Marabú (Torre de Letras, La Habana, 2012) y El derrumbe (Letras Cubanas, La Habana, 2012). Es editor de la revista La Noria. Este poema pertenece a su libro inédito Gitmo.

Otros poemas suyos: La cerca es infinita, Daños colaterales, Área verde: un paseo y Spotlight.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.