Viernes, 24 de Noviembre de 2017
13:51 CET.
Sociedad

'Los policías nos acosan, pero muchos quieren sexo con nosotras'

Archivado en

Hace unos años, Michel decidió comenzar a llamarse Sheila. Este joven de 23 años sueña con hacerse una cirugía de cambio de sexo a través del Centro Nacional de Educación Sexual (CENESEX), dirigido por Mariela Castro, hija de Raúl Castro.

Desde los 14 años usa diariamente vestimenta de mujer y como tal pide que lo identifiquen, aunque continúe llamándose Michel Orozco Méndez en su Carné de Identidad.

"En el CENESEX, donde no todos los homosexuales van, hacen reuniones, actividades y terapias de grupo. Muchas quieren hacerse su operación transgénero, pero muy pocas lo logran", comenta Sheila. "Yo quiero operarme para cambiarme de sexo definitivamente y poder ser toda una mujer, pero la cosa no es fácil".

"Allí (CENESEX) los psicólogos hacen un proceso de selección que dura entre cuatro y cinco años. Luego ellos y el endocrino son los que evalúan y deciden si estás apta para realizarte la operación", explica.

Vivir en la localidad habanera del Moro, un barrio marginal donde no es raro escuchar disparos, abundan los "guapos" de barrio, la drogadicción y el machismo exacerbado, no le ha cambiado a Sheila su resolución de mostrarse y actuar como una chica dondequiera que va. Ha pasado cursos de maquillaje y peluquería en el CENESEX.

Junto a la operación de cambio de sexo, Sheila tiene otro sueño: que su padre, quien reside en Estados Unidos y no le habla, acepte sus preferencias sexuales sin complejos.

Es una carga emocional pesada para Sheila, quien al igual que otros transgénero enfrenta los prejuicios de la sociedad y los de la Policía.

A muchos jóvenes como ella sus familias "los botan de sus casas porque no aceptan su condición y tienen que vivir alquilados y pasan muchos trabajos".

Las transgénero de apariencia muy masculina sufren más para lograr sus deseos, dice. "También son las que reciben más insultos y rechazo en las calles".

"La Policía nos trata como si no fuéramos personas, nos sofocan en los lugares donde estamos. Unos dicen que somos maricones disfrazados de prostitutas, aunque también hay policías que lo que quieren es tener sexo con nosotras", explica Sheila.

Otros transgénero y travestis consultados coinciden en que además del acoso y abuso policial constante tienen problemas para encontrar un trabajo. Se quejan asimismo de la doble moral de muchos de los que supuestamente las rechazan.

"Hay lugares como discotecas donde vamos los travestis y donde también van hombres, hasta casados, buscando chicas como nosotras para hacer el amor y vivir una aventura loca", asegura Sheila.

Mientras margina de sus políticas a los opositores, el CENESEX lleva adelante proyectos para mejorar la situación de la comunidad LGTBI, que ha logrado consolidar algunos espacios como la playa Mi Cayito, en La Habana, donde ondea la bandera gay.

Pero muchos miembros de esa comunidad y activistas independientes creen que este apoyo es una maniobra del Gobierno para intentar mostrar flexibilidad sobre los derechos civiles ante la comunidad internacional.

'Nos tratan como si no fuéramos personas. Algunas travestis han aparecido muertas'

Archivado en

Habla Sheila (Michel Orozco Méndez), quien sueña con una operación de cambio de sexo.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 9 ]

Imagen de Anónimo

Entonces, Sr Pardo, de acuerdo a su logica, solo los diplomaticos pro-Castro son susceptibles a los goces sensuales de estas muchachas/muchachos?

Imagen de Orlando Luis Pardo Lazo

Conocí muchos casos de altos diplomáticos europeos en La Habana, todos casados ante Dios y los hombres, con esposas e hijos varios, que se volvían literalmente locos por fornicar hombres vestidos como mujer. En el proceso de elegirlos en plena calle, desde sus autos (alquilados, no los oficiales), les metían las manos por debajo de la saya para ver si la "mujer" estaba bien dotada con un pene cubano. Algunos de esos diplomáticos hoy ejercen cargos europeos de gran influencia pro-Castro.

Imagen de Anónimo

Me entristece ver la forma en que se expresa Sheila.En Cuba la vulgaridad se ha convertido la norma :(

Imagen de Anónimo

Trangenero y travesti no es lo mismo, a pesar de lo que esta muchacha se pueda denominar a si misma. Desgraciadamente en Cuba estamos decadas detras del resto del mundo occidental. En los EEUU o en Europa los trans hace mucho tiempo que tienen sus derechos reconocidos. Y si algunos o algunas se prostituyen, so what? Es su derecho de ser libres en una sociedad libre para hacer lo que les de la gana con su cuerpo. Mientras no le hagan dano a nadie, cual es el problema? Por desgracia en Cuba, donde uno no es dueno de su propio cuerpo y donde no hay libertades de ningun tipo, estos muchachos y muchachas sufren mucho mas con las mentalidades anquilosadas de los comunistas, que por otro lado quieren hacerse los abanderados del progreso, mientras reprimen a todos los que no sean heterosexuales. Nada, como con todo lo demas en la isla, un asco.

Imagen de Anónimo

El articulo es un collage del disparate sexologico mas que descaminado al llamar a una identidad de genero cruzado "preferencia sexual" , tambien les llama "homosexuales". Sheila se autodenomina "travesti" ademas y me perdi...no se de que hablan. 

Imagen de Anónimo

Lo del abuso es cierto y es por supuesto repudiable. Sin embargo, estas personas causan rechazo en lugar de empatia porque mayoritariamente se prostituyen y eso no es lo que ellas argumentan.Quieren solidaridad con su forma de ser asi como ser vistos como otro ciudadano mas. Pero es que donde quiera que se ve un travesti, se ve ejerciendo la prostitucion (mayoritariamente).  Eso le resta credibilidad a su conflicto personal pues la gente obviamente piensa esta persona lo que quiere es vivir del cuento prostituyendose, no solo que le reconozcan su condicion sexual. Es la verdad

Imagen de Anónimo

La verdad, según la foto, tienen  que estar muy desesperados los segurosos para hacer esas "propuestas indecorosas"...

Imagen de Juan

Le deseo suerte pero creo que nació en el lugar mas abusador del mundo, ni en los Estados Unidos que está detrás de los Europeos en cuestiones de los Trans.

Imagen de EL BOBO DE LA YUCA

"donde también van hombres [...]b uscando chicas como nosotras para hacer el amor y vivir una aventura loca"Bueno, en el caso de Sheila hay que estar loco de remate...