Domingo, 24 de Septiembre de 2017
00:06 CEST.
Opinión

La beca, el exilio y el hombre nuevo

En recientes declaraciones a la radio extranjera y en relación a quienes emigran de la Isla, la hija de uno de los líderes de la revolución cubana ha dicho que "a pesar de haber elevado el nivel cultural del pueblo cubano, todavía hay gente ingenua que se cree los cantos de sirena". Continúa argumentando contra los emigrados que los de la Isla piensan que al llegar a EEUU, Ley de Ajuste mediante, van a alcanzar el sueño americano de manera expedita. Y concluye con esta joya de inconsciente acusador: "Es una cosa impresionante cómo pueden confundirse todavía algunas personas con esto".

Sucede que el pueblo cubano de nuestros días no es un pueblo culto. Podría ser una población altamente instruida, pero no culta. La cultura no se posee, se ejerce. Es un proceso de decantación de saberes, no una sumatoria de estudios. El ejercicio de la cultura implica absoluta libertad para buscar información, reproducirla, y propagarla sin más limitación que la cordura y los medios para hacerlo. En pleno siglo XXI Cuba está prácticamente desconectada de internet, la población solo tiene acceso a periódicos oficialistas, canales de televisión y radios nacionales, y sus bibliotecas públicas están desactualizadas, en ruinas. Del mismo modo, tampoco tener todas esas condiciones hace per se, culto a un pueblo: EEUU es un buen ejemplo de ello.

Es precisamente del Norte desde donde la hija del guerrillero refiere los cantos de sirena. Omite el detalle de que tales coros vienen de los cuatro puntos cardinales del planeta, y no engañan a nadie: Ítaca ya no existe más. La mayoría de los retenidos en la isla-nave se destaparían los oídos y saltarían gustosos al agua, así mismo, "incultos" y "confundidos"; ellos quisieran, también, ser como esta Odisea viajera que miente a medio mundo: "átenme al mástil revolucionario… pero por favor déjenme oír esa música que tan bien suena".  

La rebelde por herencia nos recuerda una época que ella misma vivió, cuando miles de adolescentes llenaron las becas —ESBEC, IPUEC, Lenin, y Camilitos— de la Isla. Para favorecer la entrada a estas escuelas, lejos de la familia y del barrio, se diseñaron uniformes elegantes; las aulas, los teatros, laboratorios y predios deportivos fueron proveídos con todo lo necesario; a los maestros se les hicieron tentadoras ofertas de salarios.

Aun así, el rigor de estudio y trabajo, y la separación de los padres por una semana, fueron mucho para aquellos semi-niños. Entonces tuvo que ser la coerción: el que se iba de la beca para una escuela de la calle era un traidor, un blandengue; en la escuela de la calle no se estudiaba bien, el nivel de los maestros era inferior, y los planteles carecían de libros e instrumentos. Para colmo, decían que las carreras universitarias estaban reservadas para los becarios. La beca lo era todo; la calle, garantía del desastre.

Pero quienes dejamos las becas porque nos expulsaron o nos arriesgamos a "perderlo todo", sufrimos una suerte de choque: cuánta falacia y mala intención hubo en aquella propaganda que limitaba escoger los propios pasos. Sí, "la calle" podía ser más dura. Pero ningún guía te levantaba para ir al campo o a las clases, nadie chequeaba las tareas, los profesores faltaban, y a veces los libros escaseaban. Ser responsable del futuro propio tenía, para cualquier adolescente, una motivación superior: el inconfundible y al mismo tiempo ambiguo aroma de la libertad.

Algo parecido sucede al dejar la beca-isla y llegar al exilio-calle. Tras una propaganda mendaz, los "desertores" de la isla-beca pueden sufrir un colapso inicial: hay matices, tonos, sombras y luces. Y a veces la realidad es demasiado dura como para renunciar a conquistarla.

Del lado de acá no hay sindicato para defenderte, ni expediente laboral, ni dirigente del Partido a quien rendir cuentas. No hay carros "asignados" ni cuota de gasolina. No hay vanguardias, ni asambleas para otorgar televisores, ventiladores, casas en la playa. En la Calle-Exilio tienes trabajo hoy, y mañana puede que no. El nivel de salud y de instrucción, así como la cultura y el deporte depende de cada individuo, de cada familia. Pero mientras trabajes y obtengas el salario que mereces y deseas, puedes tener acceso a todo lo que han prometido y jamás han cumplido o cumplirán.

Curiosamente, una parte importante del llamado "hombre nuevo" cubano vive hoy fuera de la Isla, en Miami, Madrid, Ciudad de México, Estocolmo y Luanda. Las becas, paradójicamente, formaron hombres desobedientes, con muchos recursos para sobrevivir en cualquier escenario gracias a tener pocos valladares emocionales y éticos. Son sus fortalezas y al mismo tiempo sus debilidades, aprendidas desde temprano en las madrasas comunistas: no hay confusión posible cuando se sabe qué es la libertad y cómo luchar por ella.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 16 ]

Imagen de Anónimo

De tranca, pero es una verdad como una palma, como una roca, como una montaña... En la primera semana de mi estancia en los Camilitos, ya estaba listo para irme. Mi madre lo notó en la primera visita al campo donde nos tenian concentrados por un mes...mi cuñado le dijo a mi papá: este no aguanta, es un rajado....mi papá se enfadó con mi cuñado y yo, por no hacer quedar mal a mi papá, me quedé y aguanté, eso significo un desvio en el derrotero de mi vida que duró mas de 30 años. Genocidio blando, genocidio psiquico, en Cuba no se ha fusilado mucho, pero si se ha mutilado mucho cerebro en estos 60 años. 

Imagen de Anónimo

Hay seres humanos que jamás se dieron cuenta cuando le metieron al Fidel en el alma, como el fidelista leninista extudiantes de la Lenin que se siente orgulloso de ese lavadero de cerebro!!!!!! En fin, de tararados está lleno el mundo!!!

Imagen de Anónimo

@14.24, en tu comentario se ven los efectos de la educación que la Vocacional Lenin pudo darte. ¿Ligereza la del articulista al hablar de todas las becas? ¿Es que en la Lenin no estaban expuestos sus alumnos a la vulgata marxista de todas y a la propaganda castrista de todas? ¿No competían más que en ninguna otra escuela por la fidelidad a una ideología? En ninguna beca enseñaban libertad, en las vocacionales menos todavía. No hay más que ver cómo te enfrentas a otras opiniones, atacando ad hominen acerca de las supuestas posibilidades intelectuales del autor. Se traslucen ahí las limitaciones de tu educación (en la Lenin y después): en la idea de que había que estudiar Ingeniería porque era lo más "in" del escalafón (sin importar la vocación) o la idea de que el autor escribe sus opiniones sobre su país porque no tiene acceso a una revista académica sobre otros temas...Es lo que dice el autor, podrás ser una persona altamente instruida, pero te falta mucho, a juzgar por tu comentario, para ser una persona culta.

Imagen de Anónimo

Estoy muy orgulloso de haber estudiado en la Lenin. Gran parte de mis actuales amigos vienen de los 6 años que estudie alli y ahora estan regados por el mundo y les ha ido muy bien en su adaptacion al capitalismo. Con la misma ligereza con que el señor Almagro juzga a todas las becas, yo asumo que el estudio en Guira de Melena porque el promedio no le dio para ir a la Lenin, cogio medicina porque el promedio no le dio para coger una ingenieria (en mis tiempos medicina era muy facil cogerla) y ademas se quedo en Miami porque su nivel de ingles no le es suficiente para ganar mucho mas dinero en Boston o Nueva York y tiene que escribir articulos para diario de Cuba en vez de para el New England Journal of Medicine. 

Imagen de Anónimo

Cada día más despreciable la gorda bayoya guevara pero el anónimo de las 21.23 alardea de su cultura y los idiomas que domina sin enterarse que si ortografía en castellano deja bastante que desear 

Imagen de Anónimo

Gracias a las becas ,el exilio no me hiso tanto efecto,pues fui a las infames ESBEC(Escuelas Secundarias Basicas en El Campo) ) y despues a Los Camilitos , de donde me sali cuando termine el  primer año.Como me habia "rajado" cuando termine el primer año ,tuve que coger tecnologico,pues ya el pre estaba copado.El tecnologico rera en el Cotorro y tenia que viajar dede el Nuevo Vedado,asi que lo deje.Me cogio el servicio estudie por la noche para terminar el pre y despues ingrese en la CUJAE por la noche en el curso de trabajadores.Se los digo el servicio compardo con la ESBEC no fue tan malo ,se marchaba menos que en los camilitos.Gracias a mi "adoctrinamiento" me hise un ser independiente y libre.Cuanto tiempo de mi vida familiar perdi por estar internado en esas estupidas  instituciones.Total me hice ingeniero y termine en la prensa en la rama de la grafica,pues ingenieros sobraban,sobre todo electricos de la rama industrial.Gracias a los viajes al exterior conoci la realidad tiranica del socialismo del bloque sovieticoy sus satelites,asi como las libertades y garntias del "temible bloque imperialista" europeo.Estome hiso cambiar mis puntos de vistas  y me causo problemas en el pais a tal punto de ser interrogado por la seguridad del estado multiples veces,algunas de ellas por detencion .Gracias a USA que me dio asilo politico pude salir definitivamente de Cuba,pues no podia ,ni trabajar,respirar o viajar( a no ser salida definitiva)Digan a la"ballena"hija del guerrillero que la cultura la adquiri en mis viajes,asi como las tres lenguas que hablo aparte del español.Los museos,ciudades e instituciones las visite cuando tuve el privilegio de viajar y comparar otras realidades con la nuestra.De Cuba solo recuerdo las patadas por el traseo de los esbirros,la miseria,el hambre y el continuado discurso oficial ya desgastado.Hecho de menos algunos familiares y pocos amigos verdaderos gracias a mi internamiento en las becas no me afecta emocionalmente como a otros.Soy culto y libre como dijo el Apostol ,gracias al mundo no a la revolucion opresiva

Imagen de Anónimo

Si le ponen una barba a la gorda esta se puede ver bien lo que hubiera parecido el padre si hubiera llegado a viejo, menos mal que lo mataron. Esta gorda fofa no es la que protesto porque un whisky utilizo la imagen del padre, pero se quedo callada cuando Mercedes Benz hizo lo mismo?, cuanto dinero capitalista le habran pagado por los derechos?, tambien protesto cuando unos estudiantes izquierdistas le reclamaron ya que cobra dinero capitalista por los derechos de adquisicion de los mamotretos del padre. Es la imagen viviente de los puercos oportunistas de Rebelion en la granja..

Imagen de Anónimo

Esa mujer tiene cara de chanchito.

Imagen de Anónimo

Foooooo, ay que peste!!!! Huele como a rata gorda, paría y mojada!!!! Ustedes no lo huelen igualmente????Ah, claro, es la rata gorda de apellido guevara. Ñoooo, que peste tiene esa gorda. Que asco.Quiten esa foto por favor. Huele a rata muerta...

Imagen de Anónimo

Esa Educacion gratuita y obligada fue para crear zoombies comunistas.de gratis No tuvo nada.porque nada es de gratis en esta vida ni el nacimiento.