Lunes, 11 de Diciembre de 2017
14:23 CET.
Ensayo

La Editorial Hypermedia publica 'La imposición del silencio', del periodista Waldo Fernández Cuenca

La Editorial Hypermedia ha publicado La imposición del silencio. Cómo se clausuró la libertad de prensa en Cuba (1959–1961), de Waldo Fernández Cuenca, periodista de DIARIO DE CUBA.

El libro, ya disponible en Amazon, hace un repaso de los acontecimientos que llevaron a la rápida muerte de la libertad de prensa en Cuba tras la llegada de Fidel Castro al poder.

"Siempre me ha gustado la historia y la investigación. Cuando me percaté de las grandes limitaciones que tenemos los cubanos para expresarnos libremente, decidí indagar los orígenes de la penosa situación actual del periodismo en la Isla", dijo Fernández Cuenca en respuesta a preguntas enviadas por correo electrónico.

"Esta es una etapa que en la época de estudiante te la enseñan muy someramente y omiten muchísimos acontecimientos, en parte también porque muchos profesores desconocen cómo el Gobierno cubano se apoderó de manera rápida y fulminante de todos los medios de expresión públicos", añadió. Quería hacer un aporte a la historia de la prensa cubana en la etapa de cambio más importante del país en el siglo XX: los primeros años de la Revolución castrista".

Fernández Cuenca es graduado de Periodismo por la Universidad de La Habana (2011). Artículos suyos de corte histórico-periodístico han aparecido en la revista Espacio Laical y Palabra Nueva. En 2010 ganó el Premio Entrevista de esa última publicación.

Interrogado sobre las dificultades que tuvo para escribir La imposición del silencio, dijo que las principales vinieron de "la imposibilidad de acceder a archivos y testimonios de cómo ocurrió la intervención de las emisoras radiales y televisivas, en parte porque la mayoría de sus protagonistas han fallecido".

"También por la imposibilidad tecnológica de escuchar y ver grabaciones audiovisuales de esa etapa. Hubiera sido enriquecedor para la investigación poder acceder a los archivos del exilio cubano en Miami, pero por razones obvias no pudo ser. Aún así pude contar con varios libros escritos fuera de Cuba que me ayudaron mucho en la realización de la obra", explicó.

"Por lo demás, disfruté mucho revisar la prensa cubana de esa etapa", aseguró.

Dijo que espera que su libro "sea recibido con curiosidad e interés".

"Lamentablemente su público natural, el cubano, deberá buscarlo y leerlo por vías informales, pero si genera polémica y debate es un síntoma de que ha sido leído. No hay mayor satisfacción para un autor que su obra llegue a la mayor cantidad de lectores posibles", concluyó.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 6 ]

Imagen de Anónimo

El libro de waldo es un estudio sorprendente. Felicidades

Imagen de Anónimo

Waldo debería hacer toda una colección y escribir otro libro titulado, la imposición del hambre, otro la imposición del miedo, otro la imposición de la mafia de Castro, otro la imposición de la miseria económica...

Imagen de Anónimo

Compatriotas, tenemos que luchar para que vendan este libro en la próxima feria del libro en la Habana. Esa sería una gran victoria. 

Imagen de Anónimo

Quisiera que los actuales periodistas se lean este libro para luego poderles preguntar al respecto. Existiran verdaderos periodistas en Cuba? Creo que desgraciadamente esa es una de las carreras ficticias en nuestra isla asolada por el totalitarismo. En Cuba no hay periodistas, sino autómatas programados que repiten sin razonar lo que les imponen en la universidad. Desgraciadamente no son mentes racionales y libres de pensamiento.

Imagen de Anónimo

Los estudiantes de periodismo en Cuba deben leer esta obra, pues esta puede ser contraparte complementaria al ferreo  adoctrinamiento que le programan en sus inmaduros cerebros durante la carrera de periodismo.

Imagen de Anónimo

Esta obra del periodista Waldo Fernandez Cuenca es una valiosa recopilación, investigación y síntesis de evidencias de como la dictadura dinastica y militar de los Castro y el PCC, destruyeron la libertad de prensa y colateralmente, la libertad de expresión. Muchas gracias Waldo, por tu obra, gran aporte para testimoniar las barbaridades cometidas por los Castros.