Sábado, 19 de Enero de 2019
Última actualización: 23:40 CET
ARTES PLÁSTICAS

Nudistas entre desnudos, así fue la experiencia de un museo de Colombia

Visitantes nudistas acceden a una exposición en la Casa Museo Pedro Nel Gómez en Medellín. (AFP)
Visitantes nudistas admiran las obras del artista colombiano Pedro Nel Gómez. (AFP)

Desnudos por doquier. Cuerpos sin ropa decoran las paredes de un museo en la ciudad colombiana de Medellín que el pasado fin de semana permitió un inédito recorrido para medio centenar de nudistas.

De acuerdo con el reporte de la AFP, un total de 56 personas estuvieron desnudas durante cuatro horas en la Casa Museo Pedro Nel Gómez, que homenajea al fallecido artista cafetero que en el siglo anterior obtuvo reconocimiento por sus obras con humanos ligeros de ropa.

"El objetivo de la actividad es artístico y otro de desarrollo humano relacionado con la libertad de vivir desnudo", dijo a la AFP Rafael Sandoval, coordinador de comunicaciones de la Comunidad Nudista Otro Cuento, que impulsó la iniciativa.

El museo exhibe 120 obras del artista colombiano, fallecido en junio de 1984 en Medellín, como parte de la exposición El desnudo, manifiesto y libertad.

"Conocía algunas obras de Pedro Nel, pero no sabía que tenía tanto desnudo. Fue increíble estar desnudos en medio de tanto desnudo", dijo Ana Castañeda, una mujer de 30 años que hace año y medio descubrió "el maravilloso" mundo del nudismo.

Según Sandoval, la actividad del sábado es única en el mundo, pues solo algunas salas de París y Viena han permitido "experiencias similares", pero en las que se han mezclado a nudistas con visitantes vestidos.

Aunque la muestra estará abierta por varios meses, el sábado se abrió exclusivamente a nudistas, la mayoría hombres, que además recibieron una visita guiada y un taller de curaduría.

"La demanda fue bastante alta y es probable que se repita, aunque ya depende del museo", agregó Sandoval, cuya comunidad agrupa a más de 800 nudistas.

El pintor, muralista y escultor Pedro Nel Gómez escandalizó con frecuencia a una sociedad profundamente conservadora como la de Colombia con obras que buscaban reivindicar la naturalidad y el sentido estético del cuerpo humano al desnudo.

Sus creaciones han sido exhibidas en Roma, Bogotá y Medellín, entre otras ciudades.