Miércoles, 24 de Abril de 2019
Última actualización: 15:36 CEST
COREA DEL NORTE

Pyongyang contradice a Trump y dice que solo pidió un alivio parcial de las sanciones

Donald Trump desciende del Air Force One tras llegar a la Base Aérea Andrews procedente de Vietnam. (AFP)

El ministro de Exteriores de Corea del Norte, Ri Yong-ho, contradijo este jueves al presidente estadounidense, Donald Trump, al asegurar que su Gobierno solo pidió un alivio parcial de sanciones, y no uno íntegro, durante la cumbre de Hanói entre ese mandatario y el líder norcoreano, Kim Jong-un, reportó EFE.

Ri hizo esa declaración en una conferencia de prensa improvisada justo después de medianoche en el hotel donde se aloja la delegación norcoreana en Hanói, informó la agencia surcoreana Yonhap.

"Hemos ofrecido desmantelar de forma permanente y completa todas las instalaciones de producción de material nuclear en Yongbyon, incluido el plutonio y el uranio, con la presencia de expertos estadounidenses y a través de operaciones conjuntas de los técnicos de ambos países", aseguró el titular de Exteriores.

Corea del Norte condicionó esa oferta a que "EEUU levante una parte de las sanciones de Naciones Unidas, en otras palabras, aquellas que afectan a la economía privada y al sustento del pueblo", precisó.

Dado el actual nivel de confianza entre Corea del Norte y EEUU, esa era la mayor medida de desnuclearización concebible por parte norcoreana, añadió Ri, de acuerdo con Yonhap.

Los norcoreanos también ofrecieron a Washington poner por escrito un compromiso de detener permanentemente sus pruebas de armas nucleares y misiles de largo alcance "con el fin de calmar las preocupaciones de EEUU", afirmó el ministro.

Sin embargo, EEUU insistió en que Corea del Norte diera "un paso más" allá del desmantelamiento de las instalaciones de Yongbyon, donde Pyongyang produce su combustible para bombas atómicas, lo que llevó a Kim a concluir que Washington no estaba preparado para llegar a un acuerdo, agregó.

Ri recalcó que es necesario generar más confianza entre las partes e insistió en que la posición del Norte no cambiará, incluso si EEUU presiona para que haya nuevas conversaciones.

La viceministra de Exteriores norcoreana, Choe Son-hui, dijo más tarde, según Yonhap, que el líder norcoreano pareció confundido por los "cálculos" de los estadounidenses cuando observó los encuentros del miércoles y el jueves.

"Tuve la impresión de que nuestro líder puede haber perdido el entusiasmo por un acuerdo entre Corea del Norte y EEUU más adelante", advirtió.

La reacción de Corea del Norte contradice la versión expresada unas horas antes por Trump en su conferencia de prensa, poco después de que la cumbre de Hanói concluyera abruptamente y sin la firma de ningún acuerdo.

"Básicamente ellos querían que levantáramos las sanciones de forma íntegra, y nosotros no podíamos hacer eso. Estaban dispuestos a desnuclearizar una gran parte de las áreas que queríamos, pero no podíamos levantar todas las sanciones por eso, así que (...) tuvimos que retirarnos", explicó Trump.

Un funcionario del Departamento de Estado, citado por la AFP, dijo que los norcoreanos querían "muchos, muchos miles de millones de dólares en alivio de sanciones" aunque "no estaban dispuestos a imponer un congelamiento total de sus programas de armas de destrucción masiva".

Ello "nos hubiera puesto en una posición de subvencionar el desarrollo en curso de las armas de destrucción masiva de Corea del Norte", agregó el funcionario, que pidió el anonimato.