Viernes, 19 de Julio de 2019
Última actualización: 21:32 CEST
política

¿Quiénes son los 'intelectuales de izquierda' que costaron millones a Caracas mientras Venezuela padece?

Algunos de los invitados al encuentro en Caracas. (VTV CANAL 8)

A los 30 "invitados internacionales”, que durante los días 3 al 7 de febrero se alojaron en el Hotel Gran Meliá Caracas, el Gobierno de Nicolás Maduro les pagó los gastos de alojamiento y comidas, así como pasajes, traslados y escoltas,  denunció la publicación venezolana El Cooperante.

Según el informe, los recursos para reunir a intelectuales afines al régimen en Caracas en ocasión del aniversario 27 del alzamiento de un grupo de oficiales, liderado por Hugo Chávez, salieron del presupuesto del ministerio de Relaciones Exteriores venezolano. La suma ascendió a 84.340.080 bolívares soberanos, indica.

El 4 de febrero, representantes de Cuba y de otros países se dieron cita para hablar de los retos que enfrenta el régimen de Caracas, y al final sostuvieron un encuentro con el propio Nicolás Maduro, con quien intercambiaron acerca de la situación actual del continente, "la hostilidad de la derecha" y su "apadrinamiento por parte de EEUU", según reportaron los organizadores del encuentro.

Los invitados fueron argentinos, españoles, bolivianos y cubanos, en su mayoría miembros de organizaciones de izquierda. Casi todos ocuparon los pisos 11 y 12 del Gran Meliá Caracas, mientras que solo dos fueron alojados en el piso 13.

En la habitación 1103, Ana Esther Ceceña, mexicana Coordinadora del Observatorio Latinoamericano de Geopolítica, que se ocupa de "estudiar, teorizar los procesos contemporáneos de dominación y resistencia".

Según un tuit del Ministerio de Cultura, publicado la fecha de su estadía en Caracas, ella viajó desde México a "recoger la fuerza del pueblo venezolano".

A Ángel Guerra Cabrera, lo alojaron en la habitación 1107. Se trata de un periodista cubano residente en México escribió un artículo donde afirmó que "Juan Guaidó fue preparado en Estados Unidos y en Serbia para el cambio de régimen bajo la supervisión de la CIA y puesto en circulación hace unos meses hasta su ilegal autoproclamación el 23 de enero".

Carlos Fazio, periodista uruguayo radicado en México, fue alojado en la habitación 1112. Ha escrito libros sobre "terrorismo mediático" y escribe en Cubadebate, siempre en contra del imperialismo yanqui.

Luis Hernández Navarro, periodista mexicano a quien Maduro concedió una entrevista complaciente el 5 de febrero, fue alojado en la habitación 1114. Estuvo en Venezuela invitado por cancillería como "enviado especial" de La Jornada, y en la entrevista pregunta a Maduro si era cierto que era un dictador, si en verdad había crisis humanitaria o presos políticos. Y Maduro contesta no a todo.

Fernando Casado, habitación 1123, es un profesor español que trabajó en Ecuador en el Instituto de Altos Estudios Nacionales (IAEN), de donde fue expulsado el año pasado. Dice que "Maduro es un ejemplo para los pueblos del mundo".

Israel Arkonada Gomes, alojado en la habitación 1113, un fugitivo de la justicia española por su larga historia de apoyo a la ETA y quien fue desnudado por el diario El Mundo de España en una investigación donde revelaron que "escapó de España tras ser detenido por sus vínculos con ETA". Ha trabajado para Evo Morales, Nicolás Maduro y, ahora, se ha convertido en asesor estratégico del partido de López Obrador.

En el piso 12 el Gobierno alojó, entre otros, a los funcionarios cubanos Enrique Ubieta, Yusuam Palacios, Abel Prieto y Omar González. 

Cabe recordar que cada habitación del Meliá tiene un costo diario de 324.000 bolívares soberanos más impuestos, siendo el total por cada habitación la cifra de 375.840. Ello, multiplicado por los 30 invitados, suma la astronómica cifra de casi 85 millones de bolívares soberanos.

El salario mínimo en Venezuela es de 4.500 bolívares soberanos, lo que equivaldría a algo más de 45 euros al mes si se atiende a la tasa de cambio oficial. Sin embargo, este sueldo no llega a los nueve euros en el mercado negro, de ahí que los venezolanos sobrevivan a duras penas.

1 comentario

Imagen de Balsero

Son los estertores del gobieno de Maduro. No saben que hacer y llaman a un grupo de "intelectuales" para que le hagan un poco de propaganda. Pero nadie quiere quedarse en los países socialistas del siglo XXI. Heinz Dieterich Steffan vive en México, Ernesto Laclau (ideólogo del kirchnerismo) vivió en Inglaterra por varias décadas y decenas de "burgueses" que jamás aceptarían la falta de libertad de Cuba pero propagandizaban al régimen: Noam Chomsky, Sean Penn, Oliver Stone, etc.

Necesita crear una cuenta de usuario o iniciar sección para poder comentar.