Sábado, 15 de Diciembre de 2018
Última actualización: 16:11 CET
China

Pekín dice que la represión de los uigures evita una 'gran tragedia'

Soldados chinos en Xinjiang. (REUTERS)

Pekín presentó este martes la represión de los uigures en la convulsa región occidental china de Xinjiang como un refuerzo de seguridad que ha ayudado a evitar una "gran tragedia", informa Reuters.

Un comité de derechos humanos de la ONU dijo el viernes que había recibido muchas informaciones creíbles según las cuales un millón de personas de la etnia uigur en China estaban retenidas en lo que parecía un "campo de internamiento masivo que es mantenido en secreto".

Pekín ha dicho que Xinjiang se enfrenta una grave amenaza por parte de extremistas islámicos y separatistas que planean atentados y generan tensión entre la minoría Uigur, principalmente musulmana, y la mayoría étnica china Han.

Cientos de personas han muerto en disturbios registrados en la región en los últimos años.

En un editorial publicado en sus versiones en chino e inglés, el tabloide oficial de gran difusión Global Times dijo que las críticas al historial de derechos en Xinjiang pretendían provocar problemas y destruir una estabilidad lograda tras muchas dificultades.

La presencia de seguridad de China allí ha evitado que Xinjiang se haya convertido en otra Siria o Libia, añadió.

"No hay duda de que la paz y la estabilidad actuales en Xinjiang se deben en parte a la alta intensidad regulatoria. Se pueden ver policías y puestos de seguridad en todas partes en Xinjiang", indicó el periódico.

"Pero es una fase por la que Xinjiang debe pasar para reconstruir la paz y la prosperidad, y hará una transición a un Gobierno normal", justificó.

Mantener la paz y la estabilidad allí interesa al pueblo de Xinjiang y toda China, añadió.

"El cambio en la situación de seguridad de Xinjiang ha evitado una gran tragedia y ha salvado innumerables vidas, gracias a la poderosa ley china y al fuerte poder gobernante del Partido Comunista", consideró el periódico.

"Lo que Occidente ha estado promocionando ha destruido numerosos países y regiones. Cuando la misma influencia maligna se estaba extendiendo en Xinjiang, fue reprimida con decisión", añadió.

Ante el Comité de la ONU contra la Discriminación Racial, Pekín negó la existencia de campos que albergarían hasta un millón de uigures.

"La afirmación de que un millón de uigures están detenidos en campos de reeducación es completamente falsa", dijo un director del Frente Unido del Trabajo, un órgano del Comité Central del Partido Comunista.

Por su parte, un representante de la Procuraduría Suprema del Pueblo de China rechazó igualmente las acusaciones relacionadas con supuestas ejecuciones, detenciones arbitrarias y otras violaciones de los derechos de la minoría uigur, a la que pertenecen unos diez millones de personas, reportó EFE.

En su turno, el director general del Departamento de Tratados del Ministerio de Asuntos Exteriores, Xu Hong, sostuvo que los avances en la protección de las minorías étnicas "son tangibles y visibles" en su país.

De otros ministerios, los funcionarios enviados por Pekín afirmaron no solo que no hay discriminación para el acceso a la salud, a la educación o al empleo de las minorías, sino que éstas tienen ventajas.

Xinjiang es una zona de acceso restringido para las organizaciones de derechos humanos y la prensa independiente, y de donde se han reportado protestas contra restricciones a las libertades, así como atentados, que el Gobierno central ha atribuido a grupos terroristas.

Archivado en