Viernes, 30 de Septiembre de 2016
15:16 CEST.
Argentina

El Congreso aprueba una ley que permitirá al Gobierno cerrar empresas si cree que tienen 'ganancias abusivas'

Archivado en

La Cámara de Diputados de Argentina convirtió en ley en la madrugada de este jueves un proyecto oficial para regular la actividad de las grandes empresas, criticado por opositores y empresarios por considerar que ahuyentará inversiones, informa Reuters.

La nueva ley, que reforma una vieja norma conocida como "ley de Abastecimiento", tuvo el aval de 130 diputados contra 105 votos negativos y otras cinco abstenciones.

El senado había aprobado la norma hace dos semanas.

La medida otorga al Estado poder para clausurar empresas o confiscar mercadería en caso de que se comprueben aumentos injustificados de precios o ganancias abusivas, lo que despertó nuevas críticas contra el Gobierno de centroizquierda de Cristina Fernández.

Esta ley "permite defender a la pequeña y mediana empresa, promover inversión, estimular el empleo de las economías regionales", dijo a periodistas el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich.

Además, sirve para "generar las condiciones para una regulación por parte del Estado a efectos de evitar el abuso de posición dominante y la apropiación indebida de excedentes en la cadena de producción".

En el país sudamericano ya rige una norma sobre abastecimiento que regula la actividad económica. Muchos empresarios y opositores consideran que la nueva ley implica una mayor injerencia del Estado en la economía.

Diversos sectores clave, como el agropecuario, acusan desde hace años a la presidenta Fernández de perjudicar la actividad con la intervención estatal que promueve el Gobierno, restringiendo importaciones o exportaciones o limitando el acceso a divisas.

El Gobierno afirma que sus políticas activas buscan fortalecer a los sectores de menores recursos ante la desaceleración de la economía.

40 empresas extranjeras han dejado Argentina

Cuarenta empresas de capital extranjero, mayormente de origen europeo, han decidido abandonar sus operaciones en Argentina desde 2010, según un informe privado difundido esta semana, reportó EFE.

De acuerdo a la consultora privada Desarrollo de Negocios Internacionales (DNI), de ese total, 17 firmas son europeas, nueve estadounidenses y seis de otros países de Latinoamérica

"El escenario de negocios en Argentina no es favorable a las empresas que operan en negocios transfronterizos", afirmó el director general de DNI, Marcelo Elizondo.

Según el informe, la inversión extranjera directa en Argentina cayó en 2013 un 13% "mientras en todos los países del mundo creció 11%, llegando a niveles anteriores a la crisis internacional de los últimos años".

Una manifestación de este fenómeno es, de acuerdo a la consultora, la "creciente partida" de empresas extranjeras que operan en Argentina y se van "desde que se inició la segunda década del siglo XXI".

El informe incluye en su nómina de empresas que han decidido retirarse del mercado argentino a firmas que han anunciado que interrumpen procesos de producción, que venden sus activos, que desmantelan plantas, que finalizan sus operaciones y a aquellas que están en proceso de cierran definitivo en el país.

"La salida de empresas extranjeras trae acaparado menos inversión, menos empleo, menos generación de bienes y servicios de calidad, menos exportaciones, menos oferta para consumidores, menos recaudación tributaria, una afectación de la reputación del país, y problemas en las cadenas de producción de bienes y servicios en la que se desenvolvían", advirtió Elizondo.

La mayoría de las empresas que han anunciado su retiro es del sector industrial.

"La salida de empresas extranjeras es una muestra de problemas de competitividad, de ineficaz funcionamiento de instituciones, de desequilibrios económicos, de debilidad en los marcos regulatorios, de malas expectativas económicas, y contribuye (entre otros factores) a un decrecimiento de la economía argentina, que se agrava en los últimos meses", sostuvo Elizondo.

Comentarios [ 8 ]

Imagen de Anónimo

Dicen que "la BASURA de unos, es el TESORO de otros"....se salvaron los paises a donde esta aterrizando el capital que escapa de Argentina (y antes Venezuela) por la estupidez de sus gobernantes. A los pueblos tambien les viene bien un poco de comunismo por un tiempo....a ver si despiertan de sus pajas mentales....porque al final son ellos quienes ponen en el poder a estos HP. 

Imagen de Amadeus

De esto debía tomar nota los de de CAFE y demás harekrishnas y colaboradores del régimen. Estas son las reformas de Raúl.

Imagen de Anónimo

Todos los comunistoides son iguales: enemigos del éxito ajeno. Dan lastima.

KT

Imagen de Anónimo

Coincido que lo de Cristina Fernández no es izquierda, no tiene ideología salvo la tenencia del poder permanente.

Un país rico que cada vez es más corrupto y cuyos funcionarios hicieron negocio con Venezuela para llenarse los bolsillos, como pasó con la maquinaria agrícola en el que los bolivarianos pagaron sobreprecio porque existe (aún!) un sistema aceitado de retornos vía trading, que vuelven a la Casa Rosada de Buenos Aires.

Imagen de Anónimo

Cuesta abajo en la rodada...

Imagen de Anónimo

No llores por Cris, Argentina...

Imagen de Anónimo

Explico a todos los Latinoamericanos, en Argentina no hay izquierda gobernando.Gobierna el Peronisma (FPV) que es un representante mas de la derecha en el país, por su propia historia. De Orígenes militares golpistas, facistas, nazis (criminales nazis han ingresado al pais durante el apogeo del peronismo) , profundamente religiosos. No se dejen engañar. Este Gobierno ha logrado un capitalismo populista con tintes facistas. Todos sus gobernanates son ricos, hoteles, empresas, etc. No han hech otra cosa que enirquecer a los bancos, empresarios, etc. La izquierda en Argentina nunca gobernó, por que Argentina es de derecha. Les pido por favor que si algún día llegue la izquierda al poder.!!!

Imagen de Anónimo

No hay peor sentencia para los latinoamericanos que el impulso arrollador y torpe de la izquierda latinoamericana. Dios, o quien sea, salve a este Latinocontinente del mal que se llama radicalismo comunista.