Venezuela

Chavistas consideran elevar el precio de los combustibles en un plan a tres años

Nicolás Maduro mantuvo un inusual encuentro de casi cinco horas con gobernadores y alcaldes de la oposición.

El presidente Nicolás Maduro dijo el miércoles que estaba considerando un período de tres años para aumentar los precios nacionales de los combustibles, un tema delicado en Venezuela, donde una medida similar ayudó a provocar letales disturbios en 1989, informa Reuters.

"Sin lugar a dudas ahí hay que corregir una distorsión", dijo Maduro, refiriéndose a la gasolina venezolana que es subsidiada por el Estado y a menos de 0,02 dólares por litro es la más económica del mundo.

"(Es necesario) un plan a tres años para la adecuación de los precios de los hidrocarburos en el mercado interno (...) Vamos a tomarlo en el momento adecuado y de manera justa, ni ahorita, ni en enero, ni es corriendito, en el momento oportuno tomaremos la decisión correcta", dijo Maduro en una inusual reunión con políticos opositores.

Varios funcionarios de Gobierno han anunciado en los últimos días las intenciones de Maduro de elevar los precios de la gasolina, diciendo que el subsidio cuesta al país sudamericano miembro de la OPEP cerca de 12.500 millones de dólares al año.

Desde los disturbios de 1989, hubo en 1997 un ajuste sin incidentes.

Si bien el principal grupo empresarial de Venezuela, Fedecamaras, ha dado la bienvenida al plan, líderes de la oposición han dicho que Maduro debería primero dejar de enviar petróleo subsidiado a aliados políticos como Cuba antes de imponer mayores precios a los venezolanos.

Otros detalles de la reunión 

Maduro mantuvo un inusual encuentro de casi cinco horas con gobernadores y alcaldes de la oposición, en un ambiente distendido, pero en el que los burgomaestres plantearon críticas y demandas al gobernante, y todos coincidieron en la necesidad del diálogo, informó EFE.

Tras meses de acusaciones y de crispación y el no reconocimiento de la oposición del resultado de las elecciones presidenciales de abril, hombres como el alcalde de Valencia, Michel Cocchiola, acusado públicamente de usurero por Maduro, o el gobernador Henry Falcón, señalado por el chavismo en el Parlamento, compartieron espacio con el mandatario venezolano.

"La reunión es importante para el país, para sellar una voluntad colectiva de paz, la paz por encima de todo", dijo Maduro al inicio de la reunión con los diputados elegidos en las elecciones del pasado 8 de diciembre.

Maduro insistió en "la paz como base de la convivencia de posiciones diversas que siempre van a existir", en una reunión en la que aseguró que no pretendía que nadie bajara sus banderas políticas y sí "conocerse y reconocerse".

"Así como yo los reconozco a ustedes, yo exijo que se reconozca la fuerza del movimiento revolucionario venezolano", dijo.

Algunos como el líder opositor Henrique Capriles, el gobernador de Miranda (centro), no acudieron por considerar que era un encuentro de alcaldes, y otros como Evelín Trejo, alcaldesa de Maracaibo y esposa del exgobernador Manuel Rosales —asilado en Perú—, agradecieron el recibimiento tras reconocer su temor por no saber lo que se iba a encontrar en Miraflores.

Los opositores no dejaron de recriminar a Maduro cuestiones que van desde la utilización del canal estatal de televisión para insultar a adversarios a la retirada de recursos y facultades a los alcaldías de la oposición.

El alcalde metropolitano de Caracas, Antonio Ledezma, abrió el turno de los opositores afirmando que la reunión no era para presentar "un memorial de agravios", pero que el diálogo no necesitaba "claudicar" con los principios.

Maduro había establecido como condiciones previas para el diálogo que los participantes respetaran la Constitución, su reconocimiento como presidente y el acatamiento del Plan de la Patria, programa de Gobierno hecho recientemente ley.

"Queremos caminar dentro de la Constitución nacional, este es el plan que une a la patria, nuestro plan es el plan de la Constitución Nacional", indicó Ledezma.

Pidió que el Gobierno devuelva las competencias y recursos retirados a su Alcaldía durante el Gobierno de Hugo Chávez y señaló: "para reconocernos tenemos que respetarnos".

Ledezma rechazó también los "organismos paralelos" que el Gobierno ha establecido con funciones de administración pública en gobernaciones y alcaldías controladas por la oposición para restar funciones a los entes en manos de los adversarios del chavismo.

"¿Cómo es posible, Nicolás, que algunas veces se desconoce a un gobernador simplemente porque tenemos una visión distan del país?", se preguntó el gobernador de Lara (oeste), Henry Falcón, jefe de campaña de Capriles en las presidenciales.

Falcón subrayó la necesidad de "instituciones que den garantía de verdad de autonomía" y "una administración publica y unas instituciones del Estado que obren en función de la gente y del pueblo y no de un partido".

Comentarios [ 4 ]

Imagen de Anónimo

NO es para nada alentador esa reunion, maduro no ha reconocido a ninguna oposicion lo unico que reconoce con esto es que el pais esta altamente polarizado y dividido y esta  maniobra es solo una jugarreta para ganar tiempo y darles esperanzas a los ilusos  y sonnadores de que el gobierno va a ceder un milimetro, mientra ajusta sus herramientas para hacer todo lo contrario.

La verdadera prueba de que maduro al final reconoce a la oposicion seria acceder a sus demandas justas (entre otras):

1- Dejar la utilización del canal estatal de televisión para insultar a adversarios.

2- Regrezar los recursos y facultades retirados a los alcaldías de la oposición.

3- Eliminar los organismos paralelos  que el Gobierno ha establecido con funciones de administración pública.

4- Dejar de subsidiar el petroleo a otros paises antes de aumentar el precio al pueblo venezolano.

Y ESO, COMPANNEROS ILUSOS, NO LO VAN A HACER!

Imagen de Anónimo

Cuento. Los reúne porque quiere involucrarlos para repartir la culpa de la crisis que tiene encima y les da cordel para que piensen que él pretende “la paz y la convivencia”. En cuanto tenga un respiro los sigue ninguneando y acusándolos de “mercenarios imperialistas” que para eso se aprendió bien aprendido y de memoria el manual de la “Ñico López”

 

Imagen de Anónimo

Todo cuanto tocan los populistas y socialistas/marxistas lo arruinan. Que Venezuela quiera subir precios es el equivalente a lo que hace Cuba actualmente: importar azucar. Un comunista como los anteriores ene l poder en Groenlandia, haría al cabo de un par de años que tuvieran que importar hielo. En toda su historia y durante los casi 100 años que han tenido para demostrar lo contrario, los comunistas/socialistas/populistas/izquierda en general ha demostrado en todos los paises donde han estado en el poder, y no solo en el extinto bloque de Europa del Este, que cuanto tocan lo arruinan. Ganan la presidencia en paises con superhabit y luego los dejan en la bancarrota. Nunca han conseguido ni siquiera mantener los números en negro. Son ineptos para lo económico. Los ciega la pasión (la baja claro está) y su falta de visión de futuro y de sociedad plural y multicolor.

Maduro hablando con la oposición es solo una cortina de tinta de calamar, la gente como él, mandada por Cuba no entiende ni sabe lo que es el diálogo ni mucho menos La Razón.

Imagen de Anónimo

Es muy alentador que el PRESIDENTE de Venezuela se halla reunido con los alcaldes y gobernadores de la oposición. Maduro debería de acabar de comprender que él no gobierna solo para los alcaldes y gobernadores chavistas, y para los chavista, sino para toda la sociedad venezolana, COMENTARIO de Esopo.