Martes, 12 de Diciembre de 2017
01:53 CET.
Venezuela

La Fiscalía abre una investigación por la protesta de estudiantes ante la Embajada de Cuba

La Fiscalía venezolana anunció este viernes que ha abierto una investigación para determinar si la protesta que lleva a cabo desde el jueves un grupo de 20 estudiantes opositores ante la Embajada de Cuba ha puesto "en riesgo" esa sede diplomática, reporta EFE.

El Ministerio Público indicó en un comunicado que se designó a la fiscal Lesbia Almarza "a fin de que investigue los hechos ocurridos en la sede de la Embajada de la República de Cuba, ubicada en Caracas", que la Fiscalía no especifica.

"De acuerdo con la denuncia, varias personas se presentaron en la Embajada de Cuba y habrían puesto en riesgo la seguridad de esa sede diplomática, acción que podría violentar los diversos convenios internacionales suscritos por el Estado venezolano", agrega el texto.

Señala que la fiscal coordina las "experticias y diligencias de investigación" realizadas por miembros del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC), "orientadas a determinar las presuntas responsabilidades penales derivadas de estos hechos".

El grupo de estudiantes permanece frente a la sede diplomática desde el jueves, cuando comenzó una protesta que derivó en incidentes y la detención temporal de siete de ellos, que denunciaron haber sido golpeados por la Guardia Nacional al tratar de encadenarse ante la sede diplomática.

Este viernes los jóvenes continuaban en el lugar, en colchones, amarrados unos con otros con cadenas y candados para reclamar información sobre la salud del presidente Hugo Chávez y en rechazo a la "injerencia" del Gobierno cubano en Venezuela. Unos 60 miembros de la Policía Nacional Bolivariana los vigilaban.

Los manifestantes consideraron un "logro" propio la difusión que hizo el viernes el Gobierno de las primeras fotos del mandatario en dos meses.

Por su parte, el vicepresidente de Venezuela, Nicolás Maduro, responsabilizó al líder opositor, Henrique Capriles, de "cualquier hecho de violencia" que se produzca en la protesta.

"Nosotros queremos hacer responsables de cualquier hecho de violencia de este grupo neofascista de la oposición venezolana contra la embajada de Cuba al gobernador de Miranda", Capriles, y al alcalde de Baruta, el opositor Gerardo Blyde, señaló Maduro al recordar que la sede diplomática está en ese estado y ese municipio.

Durante un discurso en el estado Bolívar (sureste), Maduro rechazó lo que llamó "operación para agredir la embajada" cubana.

"Este gobernador irresponsable que ya hace once años atacó él personalmente la Embajada de Cuba es responsable político y es la autoridad responsable de lo que suceda en la comunidad, en la urbanización, en los alrededores y en el propia embajada", insistió Maduro.

El vicepresidente aludió así a un incidente en el que Capriles participó durante el golpe que derrocó brevemente a Chávez en 2002.

Capriles saltó el muro de la embajada a petición del entonces embajador cubano, Germán Sánchez, en momentos en que opositores trataban de asaltar la sede diplomática.

El líder opositor pagó cuatro meses de cárcel pero fue finalmente absuelto en 2006 de todos los cargos.

Maduro advirtió, asimismo, que ha instado a la Fiscalía General y a los tribunales del país a estar "alertas frente a esta agresión" que el Gobierno "no permitirá".

"Actuaremos apegados a la ley, pero denunciamos como un hecho detestable que debe rechazar todo venezolano de bien, una agresión a una embajada nuevamente", señaló Maduro.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.