Martes, 25 de Junio de 2019
Última actualización: 01:53 CEST
Represión

La Seguridad del Estado cita a sindicalistas independientes después de impedirles salir de Cuba

Ismael Castro Valentín y Carlos Javier Gómez Guevara en el aeropuerto. (CUBANET)

La Seguridad del Estado citó este lunes a dos sindicalistas pertenecientes a la Asociación Sindical Independiente de Cuba (ASIC) a una unidad de Policía de Santa Clara para explicarles por qué el día anterior les habían prohibido viajar a Colombia.

La explicación que les ofreció un agente de civil, que se identificó como Alejandro, es que ellos iban a asistir a "un evento contrarrevolucionario", según denunció a DIARIO DE CUBA Iván Hernández Carrillo, Secretario General de la organización y exprisionero político.

Los sindicalistas citados a la Policía fueron Yolsdán Armenteros Vásquez y Carlos Javier Gómez Guevara, que junto con Ismael Castro Valentín fueron impedidos de viajar en la tarde de este domingo.

En el Aeropuerto Internacional José Martí de La Habana un oficial de Inmigración, minutos antes de su salida, les comunicó que estaban "regulados", el eufemismo que utiliza la Seguridad de Estado para para prohibir la participación de activistas, periodistas y opositores del régimen en diversos certámenes internacionales.

Ellos pretendían asistir a un curso de preparación sindical que se está celebrando en el Instituto Nacional de Estudios Sociales (INES) de Colombia, donde se ofrece un seminario sobre las normas laborales internacionales.

No obstante la prohibición, los sindicalistas Yosiquelín Sánchez Perdigón y Andro Gottardi Martín, también miembros de la ASIC, están asistiendo al evento que se extenderá durante dos semanas. 

Hernández Carrillo aclaró que aunque no es la primera vez que una situación de esta naturaleza los afecta, enviarán una nota al Comité de Libertad Sindical de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) para que estas violaciones se incluyan en el expediente 3271, abierto por esa organizacion al Gobierno cubano, y que en 2018 le solicitó que reconozca a la ASIC y cese la persecución de sus miembros, entre otras medidas.

"Esperamos que la OIT tome nota del asunto y que el mundo sepa de esta situación", aseguró Hernández Carrillo .

Hernández Carrillo agregó que, además, el pasado viernes fue excarcelado y beneficiado con libertad condicional Eduardo Enrique Hernández Toledo, el último sindicalista que permanecía en prisión.

En Cuba no está permitida la libertad de asociación, por lo que la ASIC es considerada una institución ilegal y carece de todo reconocimiento por el régimen cubano. La oficialista Central de Trabajadores de Cuba (CTC), creada en 1961, es la única organización autorizada para "velar por los derechos laborales de los cubanos".

Sin embargo, la mayoría de los trabajadores no se sienten identificados con ella y solo la ven como una institución que legitima los intereses de la cúpula estatal, por encima de los del pueblo.