Lunes, 24 de Septiembre de 2018
Última actualización: 23:03 CEST
Represión

Berta Soler: La Seguridad del Estado orquesta el acoso a tres Damas de Blanco presas

Arresto de la Dama de Blanco Marta Sánchez durante la campaña #TodosMarchamos. (A. MOYA)

Tres presas políticas cubanas están siendo acosadas en la cárcel por reclusas bajo las órdenes de la Seguridad del Estado, denunció este martes la líder del movimiento Damas de Blanco, Berta Soler, a Martí Noticias.

Se trata de Aimara Nieto Muñoz, Martha Sánchez González y Nieves Matamoros, quienes están en prisión "solamente por defender y promover los derechos humanos dentro de Cuba", señaló Soler.

En el caso de Aimara Nieto Muñoz, es la segunda condena que cumple por motivos políticos, en esta ocasión acusada de un supuesto delito de "desacato". En la primera, en julio de 2016, fue encarcelada cuando distribuía octavillas y cumplió un año de condena junto a su esposo Ismael Boris Reñí.

Desde finales de abril pasado, Nieto Muñoz y Boris Reñí fueron enviados nuevamente a prisión luego de que la Policía allanara su vivienda.

Por su parte, Nieves Matamoros, recluida en la prisión El Guatao, fue condenada a seis meses bajo el delito de contravención, al acumular 15.000 pesos de multa impuestas por "violar el dispositivo de seguridad" cuando intentaba ejercer su derecho a la protesta pública participando en las marchas dominicales de las Damas de Blanco.

Martha Sánchez González fue detenida el 11 de marzo en Artemisa, cuando trataba de asistir a la misa dominical en la Parroquia San Marcos Evangelista, para rezar por la libertad de los presos políticos cubanos. Desde entonces está recluida.

Soler insistió en que detrás del acoso que sufren estas tres activistas en prisión está la policía política. "Están sujetas a provocaciones por presas comunes, mandadas y ordenadas por el Departamento de Seguridad del Estado", dijo.

Asimismo, denunció el hostigamiento que sufren sus familiares cercanos, una práctica habitual de los órganos represores del régimen en estos casos. Según Berta Soler, a las tres integrantes del Movimiento Damas de Blanco encarceladas se les ha intimidado y exigido que, "por su bien" hagan caso de las indicaciones de oficiales de la Seguridad del Estado.

Desde el 20 de marzo de 2016, cuando el entonces presidente Barack Obama visitó Cuba, las Damas de Blanco no han podido salir a sus tradicionales marchas de los domingos, como hacían regularmente desde su fundación en 2003, tras la Primavera Negra.