Jueves, 23 de Noviembre de 2017
14:02 CET.
REPRESIÓN

El detenido el Primero de Mayo continúa en prisión pendiente de una decisión de las autoridades

El detenido el Primero de Mayo continúa en la unidad de 100 y Aldabó, pendiente de una decisión de las autoridades que podría llegar el próximo día 25, según declaró a Martí Noticias, Eliécer Llorente Pérez.

Llorente Pérez, hijo de Daniel Llorente Miranda —detenido por romper el cerco de seguridad durante el desfile del Primero de Mayo y correr frente a la tribuna de la Plaza de la Revolución José Martí con una bandera estadounidense—, visita todos los viernes a su padre en la unidad de 100 y Aldabó.

"Hasta ahora no se sabe nada. Lo único que me han dicho es que hasta el día 25 no se termina el caso y es que deciden si le hacen un juicio o si le dan la libertad", precisó el joven Llorente a quien solo le permiten estar diez minutos junto a su padre durante las visitas del viernes.

"Lo único que se puede ahí es hablar de la familia. Me preguntó si salía él en las noticias, porque estaba todavía bajo investigaciones", añadió Eliécer Llorente.

Llorente, de 53 años, fue detenido por varios agentes de seguridad vestidos de civil poco antes del inicio del desfile del Primero de Mayo.

No era la primera vez que protagonizaba una protesta de este tipo. En mayo del 2016, en el contexto de la llegada del Crucero Adonia a La Habana, fue arrestado y liberado al otro día.

Washington demandó el martes al régimen respetar la libertad de expresión de sus ciudadanos, tras comunicar que tenía pleno conocimiento de lo sucedido con Llorente, arrestado de forma violenta.

"Estamos conscientes de que un manifestante que ondeaba la bandera de Estados Unidos fue detenido el día del desfile del Primero de Mayo en La Habana. Exigimos al Gobierno que respete los derechos humanos de los ciudadanos en la Isla, incluyendo la libertad de expresión", dijo el vocero para América Latina del Departamento de Estado, Joseph Crook.

El diario oficial Granma, que no suele informar sobre acciones opositoras, calificó el martes la acción de Llorente —sin mencionar su nombre—, como un "monólogo anexionista" y lo acusó de querer "formarse un perfil mediático".

Según el órgano del PCC "se trata de un cubano desvinculado laboralmente", que "en el año 2002 fue sancionado a cinco años de prisión por un delito de robo con fuerza, y en este momento se encuentra pendiente de juicio por un delito de receptación agravada".

Un familiar confirmó a Radio Martí que Llorente pasó nueve años en prisión de una condena de 17 años, en "un juicio que consideró injusto". Sostuvo que la cárcel lo llevó a perder su matrimonio y parte de la infancia de su hijo.

"(Llorente) entendió que fue imperdonable lo que le hicieron, se le metió eso en la cabeza y fue entonces que empezó a hacer estas cosas cuando salió de la prisión. Él dijo: 'a mí este Gobierno me tiene que oír de alguna forma'", explicó su familiar.

Fuerzas del régimen golpean a un hombre en el desfile del Primero de Mayo

El ciudadano llevaba una bandera de EEUU en la mano y un pulóver con la cubana, cuando se abalanzaron sobre él varias personas vestidas de civil.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 1 ]

Imagen de Anónimo

Ahorita sale el pendejo de siempre a decir Envidiosos y Cuba Gloriosa... Bah, puras pendejadas de ese lameculo. En fin, Gracias DDC por difundir estos temas. Lo replicaré en mi sitio web y en mi Facebook!