Martes, 12 de Diciembre de 2017
22:28 CET.
Opinión

Democratización: demanda de amplios sectores de la sociedad

La sociedad cubana ha ido experimentando un proceso de maduración política a partir de la caída de la URSS y el Campo Socialista, relacionado con el llamado "período especial", donde quedó demostrada la inviabilidad y falta de sustentabilidad del modelo económico, político y social del llamado "socialismo de Estado".

La propia introducción de una serie de modificaciones realizadas por el Gobierno de Raúl Castro —aun cuando sesgadas, insuficientes y lentas—, indican que en la propia dirección del Partido-Gobierno-Estado ha crecido la conciencia sobre la necesidad de cambios en el sistema. El temor a sus consecuencias es otra cosa.

En el tema económico la maduración ha sido obvia, aunque no se haya entendido como democratización de la economía, fenómeno que debe acelerarse, pues mientras la propiedad esté concentrada en el Estado, éste sea el que administre y explote la gran mayoría de los medios de producción, los trabajadores seguirán enajenados de la propiedad y la apropiación de los resultados del trabajo. Y se sabe: mientras más Estado, menos poder del pueblo.

La democratización de la economía en Cuba tiene necesariamente que ser a costa del Estado, que deberá socializar una parte importante de su propiedad y entregarla a la autogestión de los trabajadores, a la co-gestión con apoyo estatal y/o de créditos privados, a las cooperativas y a la empresa privada nacional o extranjera cuando las primeras opciones no sean posibles, dada la demostrada ineficiencia de la administración burocrática, la urgente necesidad de interesar a los trabajadores y la descapitalización de muchas empresas.

Este proceso se ha iniciado de forma viciada con la entrega de algunos pequeños negocios estatales, arrendados a "cooperativas" organizadas por el Estado y sujetas a controles diversos por parte del mismo. No obstante, debe ampliarse en busca de productividad y mejora de los ingresos de los trabajadores, a empresas medianas y mayores. También se ha estado haciendo con la participación del capital extranjero o en cooperación con éste, pero manteniendo un desestimulante control estatal sobre la contratación y los salarios de los trabajadores.

De más difícil comprensión es aceptar que el sistema político también debe sufrir cambios importantes.

Y es que, como siempre se ha dicho, los cambios en la conciencia social son más lentos que las modificaciones de la vida material y económica. La gente en general, incluida la mayoría de la burocracia, ve con más naturalidad que crezcan los negocios no estatales. Pero comprender el significado socio-político del fenómeno y trabajar para facilitarlo es otro asunto bien distinto. Y una democratización de la economía, de la propiedad, engendra necesariamente intereses políticos distintos a los del Estado.

En fin que es más difícil a la burocracia entender la necesidad de una democratización de la vida política del país. Así y todo, la misma burocracia habla de que debe haber cambios en el sistema del Poder Popular, se acometen experiencias en algunas regiones. Cansados estamos de oír al Presidente de la Asamblea Nacional que hay que darle poder a los delegados, a las bases; pero nada se cambia en la práctica política, en los mecanismos de funcionamiento, para que el Poder Popular, además de popular, sea realmente Poder. Se dice que se van a aumentar las asignaciones presupuestarias a los municipios, pero eso es insuficiente para que existan verdaderos presupuestos participativos.

La urgencia de una democratización de la vida política es una demanda de amplios sectores de la sociedad cubana. Así, por ejemplo, se han realizado varios muestreos independientes los cuales  evidencian que una gran mayoría de la población, más del 75 %, es partidaria de que se permita el pluripartidismo político. Un muestreo realizado por socialistas democráticos, entre 248 personas preguntadas en distintos municipios de Ciudad de La Habana, arroja que el 83% estaría a favor del multipartidismo.

Desde luego muestreos como el realizado por nosotros mismos, en difíciles condiciones, sin los medios ni técnicas adecuados y sin llegar a todo el espectro de la sociedad, no podrían garantizar su plena confiabilidad, pero ello no elimina que aun aceptando un error del 20 %, indicaría que más de la mitad de los consultados son partidarios de un enfoque distinto al actual en materia de pluripartidismo.

Pero más importante que las encuestas, es el hecho de que todo el mundo sabe que en Cuba existen organizaciones y grupos opositores y con pensamiento diferente que de hecho representan corrientes políticas, partido políticos en la práctica. Tampoco es un secreto que en el seno del propio Partido Comunista existen diferencias y si oficialmente se ha dicho que se estudian cambios en la Constitución, una nueva ley electoral y una nueva ley de prensa, es porque hay consenso en el mismo de que debe haber importantes cambios.

Igualmente es de conocimiento público que organizaciones de la sociedad civil independiente, desde las posiciones del socialismo democrático y hasta de instituciones oficiales, hay propuestas concretas de elaborar una nueva Constitución y especialmente eliminar el artículo 5to que establece la dirección general del Partido Comunista sobre la sociedad, lo cual constituye una violación del principio de la soberanía popular.

Es elemental que mientras no tengamos una democratización del sistema político, los cubanos tendremos mil y una limitaciones para el ejercicio pleno de nuestros derechos civiles, políticos, económicos, sociales y culturales.

Este proceso debe ser obra de todos los cubanos de buena voluntad, dentro y fuera del Gobierno, para lo cual urge un Encuentro de la Nación toda, algo que hace años vienen demandando distintos sectores de la sociedad.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 8 ]

Imagen de Anónimo

Anonimo. Estamos en las puertas del cambio radical, ya el sistema Castrense es  esta en el  mismo nivel de el derrocado Fulgencio Batista, cuando el pueblo ya no aguanta mas tanta bota en la cara, tanta restriccion, tanta hambre de diferentes productos que han faltado en la mesa del cubano por 50 anos, pues en nuestra carnicerias aproximadamente hace 50 anos el pueblo no recibe carne de res, la ultima vez nos vendiasn 7 onzas por consumidor, y despues 0, ni leche sino hasta los 7 anos en los ninos, y los ancianos que les parta un rayo, y de los demas productos, donde estan?, eso es por arribita, y la libertad civil y los derechos humanos, y el respeto, y la tencion por parte de las autoridades, hasta la policia esta super corrupta., decimos  BASTA YA.

Imagen de Amadeus

Estimado Esopo,no sé si sus discos son digitales o de vinilo, pero le recomiendo un excelente producto alemán llamado "Scheiss Cleaner" para quitar las rayaduras y que sirve para ambos soportes. Yo he tenido muy buenos resultados, de verdad.

Imagen de Bebe

ANEXION A USA pero ya 

Imagen de Anónimo

Me parece que la Constitución de 1940 es un buen modelo para retomarla provicionalmente, en una probable transición a la democracia. Ahora, para redactar una nueva Constitución, en Cuba tendrían que entenderse los de adentro con los de afuera, que también son cubanos, y obviamente, en una constitución democrática -que es a lo que aspiramos, como lo fue la de 1940- tienen que entenderse y expresarse todas las sensibilidades políticas del país; sino será letra muerta, junto a ello, cada grupo político tiene que designar a expertos en Derecho Constitucional y en las otra materias legales que aborda el texto legal para desarrollarlo y para que no queden dudas, todos los cubanos dondequeira que se encuentren y como expresión de la recuperación de la democracia, deben votar por la Constitución elaborada en un referéndum público. Repito, la Constitución de 1940 es un buen modelo constitucional que goza de actualidad y fue elaborado por mentes muy claras desde todas las formaciones políticas en Cuba, yo la retomaría nuevamente y como hacen los norteamericanos con la suya del siglo XVIII, le introduciría enmiendas solamente y votadas por un parlamento democrático. Para qué inventar, si ya teníamos algo bien hecho.

Imagen de Anónimo

Pedro muy oportuno tu artículo sobre la democratización de Cuba porque hay que seguir debatiendo, luchando y demandando la democratización integral de Cuba por eso sigo abogando  por: Cuatros Pasos Programáticos para una Transición Ordenada a la Democracia de Cuba que a continuación relaciono: 1) Legalización de los Partidos Políticos de Oposición, 2) Convocatoria a una Asamblea Constituyente Multipartidista, 3) Instauración de un Estado de Derecho con sus poderes independientes (ejecutivo, legislativo y judicial), 4) Elecciones Multipartidistas Municipales, Provinciales y Nacionales. Que ciertamente no son suficientes porque necesitan ser abiertos en sub-pasos, pero son lo mínimos necesarios para garantizar la democratización integral de Cuba, COMENTARIO de Esopo.

Imagen de Anónimo

Pero que podemos esperar su ayer fue un día que se recodar por muchos anos, la llegada del Presidente de EU y una de las mayores demostración de intolerancia de represion de abuso verdaderamente xonarde . Cuantas se estas mujeres militares que reprimiendo y golpearon a otras cubana les pido pasar por la mente que un pueblo respaldo la Revolución pata que nunca más en Cuba ningún gobierno ni dictadura atentaba contra la dignidad del pueblo y que la libertad plena de todos fuera la base se la paz y la convivencia social inspirados en el legado del Aposol de "con todos y para el bien de todos "

Imagen de Anónimo

Excelente articulo.tanto liberales como democratascristianos han llevado a cabo sondeos de opinion publica en cuanto a si mantener  o no el sistema actual basado en el dominio del gobierno y la sociedad  por un solo partido(unico). Todos arrojan- desde el sondeo a 1800 cubanos al interior de  todos los municipios  habaneros a municipios en VillaClara, Cienfuegos, Sancti Spiritu, Holguin y Santiago de Cuba por Liberales y dos sondeos uno de democratas cristiano y otro muy extenso realizado por el Partido Pro Derechos Humanos en Camaguey   indican una clara mayoria de la poblacion cubana rechaza el unipartidismo.Corresponde ahora  a las agrupaciones   opositoras al interior consensuarse para enganchar con un pueblo que esta pidiendo  un cambio real hacia la pluralidad democratica y necesita organizarse para ejercer presion popular hacia un cambio del sistema actual de gobierno.Eduardo

Imagen de Anónimo

mientras los castro mantengan el control de los medios y las instituciones civiles y militares nunca van a permitir que existan legalmente otra fuerza política... los disidentes deben exigir en los tribunales internos y externos que las demas fuerzas políticas sean financiadas de la misma forma que a los comunistas y exigir a los gobiernos democraticos las mismas ayudas economicas y de colaboracion que reciben los comunistas partiendo de la indiscutible realidad de tener los mismo derecho y que los comunistas nunca han ganado una eleccion a ningun nive,l ya que no se hacen ...los castro y sus comunistas estan en el poder a la fuerza como ocurre en todos los paises socialistas y eso no puede seguir sucediendo en un pais tan plural y emprendedor como Cuba. (CENTRO DERECHA CUBANA)