Martes, 27 de Septiembre de 2016
11:12 CEST.
Represión

El padre de un reo que murió calcinado en una cárcel de Camagüey exige justicia

El padre de un prisionero que murió calcinado, en dudosas circunstancias, en la cárcel Kilo 7 de Camagüey exige justicia, informa Martí Noticias.

Según Pablo Manuel Martínez, tras varias golpizas de los carceleros, el 28 de julio su hijo Sandy Pablo Martínez, de 30 años de edad, murió abrasado dentro de una celda, sin que nadie le prestara ayuda pese a los gritos de dolor.

Lo esposaron "una mano a una reja y otra mano a otra reja, como a Jesucristo (…) Horas después, el niño coge candela, sin saber por dónde. No hay un testigo, ni un guardia que haya ido a socorrerlo, nada. No se quiere investigar el caso, no lo quieren esclarecer", denunció Pablo Manuel Martínez.

"Estoy yendo a todas partes. He ido a la delegación del Ministerio (del Interior) de Camagüey, al Partido Provincial, al Partido Municipal (…) a la sede del Gobierno. A todos he llevado cartas, he ido a la Fiscalía provincial, a la municipal, a la militar y en ningún lado me quieren hacer caso", añadió.

Según Martí Noticias, el padre asegura que ha escrito incluso a Raúl Castro, sin obtener respuesta. Su hijo cumplía una condena de 12 años por el homicidio de su pareja.

Pablo Manuel Martínez dijo que las autoridades sometieron a un juicio "totalmente amañado" a un capitán que era el oficial de guardia el día en que ocurrieron los hechos.

El objetivo ha sido evitar procesar el carcelero Sergio Tejeda Guevara y a otro identificado como Rodolfo, responsables de las golpizas a su hijo, consideró el hombre.

No quieren que se haga público "que los guardias le meten (golpean) a los presos y que los guardias asesinan a los presos aquí", afirmó.

Al capitán enjuiciado lo sancionaron un año y medio "por una negligencia, por haberlo esposado ahí y haberlo dejado esposado", precisó.

El padre dijo que pudo ver el cadáver calcinado de su hijo. Aseguró que tenía el 90% del cuerpo quemado. Añadió que, pese a las circunstancias, las autoridades han intentado describir el caso como un suicidio.

"Se desmontó un hombro tratando de escapar, tratando de soltarse, en fin, tratando de salvarse", comentó el padre.

Pablo Manuel Martínez dijo que pretendía impugnar el juicio realizado y que se esclarezca quién fue el responsable directo de la muerte de su hijo.

'A mi hijo lo asesinaron los guardias en Kilo 7'

Comentarios [ 6 ]

Imagen de Anónimo

Seguramente al rato vendrán "los perros de la jauría incondicional" a decir que fue un caso de "autocombustión espontánea"... Lo más probable es que hayan sido los extraterrestres. Para Ripley.

Imagen de Anónimo

El las carceles cubanas se comenten muchos, muchos crimenes y muy pocos llegan a publicaciones como estas.

La justicia es que el hombre esté en la carcel. No que lo maten. Si el castigo por matar es quitarle la vida al culpable no quedaría nadie en este mundo. Los carceleros son unos animales con ropa. Y el hombre, haya hecho lo que haya hecho no tenía que morir en esas condiciones.

Probablemente, el padre no podrá, con este régimen castigar al los responsables de la muerte de su hijo. Pero todo tiene su tiempo y esos que hoy abuzan de los presos, de las mujeres, o de la gente de a pie tendrán cada uno su día.

Dios tenga misericordia de ese país.

Imagen de Juan

Pobre hombre pero su hijo no eras nada bueno, homicidio de su pareja... Era unos de los que le gustaba darle golpe a las mujeres. Que serias, venganza?

Imagen de Anónimo

esa es la justicia de dios, porque mato a su conyug? , el que a hierro mata a hierro muere, eso fue alguna verganza de algun familiar de la que el asesino

Imagen de Anónimo

Wow. Salvese el que pueda. Horror.

Imagen de Anónimo

Y quin dijo que en Cuba hay Justicia? La Justicia desapareció en el 1959.