Lunes, 21 de Agosto de 2017
17:43 CEST.
Política

Los tres premios Sajarov a disidentes no han ayudado a mejorar la situación de los derechos humanos

Los premios Sajarov cubanos Guillermo Fariñas, Berta Soler y la hija del fallecido disidente Oswaldo Payá, Rosa María, consideran que en los últimos años ha empeorado la situación de los derechos humanos en la Isla, reporta EFE.

Los laureados participaron en Estrasburgo, Francia, en los actos del 25 aniversario del galardón con el que el Parlamento Europeo (PE) reconoce la lucha por las libertades. Este año el premio ha sido para la joven paquistaní Malala Yusafzai.

Rosa María Payá fue invitada en representación de su padre, el primer cubano que recibió el Sajarov, en 2002.

Preguntados por cómo han evolucionado los derechos humanos en Cuba desde que fueran galardonados, los opositores cubanos se mostraron pesimistas.

Fariñas, que recogió este año el premio que le fue otorgado en 2010, apuntó que el Gobierno cubano "sigue dedicándose a reprimir, a intentar imponer el terror no solo a los opositores, también a los pequeños comerciantes y la ciudadanía".

Berta Soler, líder de las Damas de Blanco, habló del "recrudecimiento de la violencia policial" para describir la situación desde que en 2005 les fue concedido el galardón a las mujeres familiares de los 75 disidentes encarcelados en la Primavera Negra de 2003.

Un grupo de integrantes de las Damas de Blanco recogió el premio en abril de este año.

"Al Gobierno no le interesa que seamos premio Sajarov. Nos consideran mercenarias y nos coaccionan lanzándonos pintura sobre los trajes blancos", añadió en referencia a un incidente represivo contra las Damas de Blanco ocurrido el domingo pasado en Matanzas.

"El ejemplo más claro del empeoramiento de la violencia contra los opositores es el atentado en que murió mi padre y Harold Cepero", consideró por su parte Rosa María Payá.

A la pregunta de cómo cambió sus vidas el reconocimiento a su labor con el premio Andrei Sajarov, Fariñas dijo que significó "más compromiso con la causa", con sus "hermanos de lucha, hermanos en el exilio, encarcelados, con los que están" con él "en las calles de Cuba".

"Significa que los eurodiputados confían en nosotros y no vamos a defraudarlos y continuaremos en nuestra lucha no violenta por cambiar la historia de nuestro país por respeto a los derechos humanos", añadió Berta Soler.

"El premio fue una catapulta para la persona de mi padre y también para la lucha por la libertad y los derechos de todos los cubanos", dijo Rosa María Payá.

La hija del opositor fallecido aprovechó, como ya hizo en otras visitas a la Eurocámara, para "exigir una investigación" sobre el suceso en el que murieron Oswaldo Payá y Harold Cepero el 22 de julio de 2012.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 10 ]

Imagen de Anónimo

Mira, tu mismo lo has dicho. Es ambas. Lo que hacen los premiados no sirve, y a la gente no le interesa. Creo en la oposicion, la necesitamos. Pero no creo en Berta ni Fariñas. Hay otros a quienes prefiero escuchar. Mi criterio, personal y soberano. Otros grupos hablan con mas sentido de causa, incluso ofreciendo programas y soluciones.

Imagen de Anónimo

 y mas Anónimo - 20 Nov 2013 - 8:05 pm.Si con los Premios que me dan, lo que hago es vivir en Estados Unidos, los dos años que ahora deja la ley migratoria en Cuba, rico, sin necesidad, viajando por el mundo y recibiendo premios y mas premios (que es dnero y mas dinero) y darme la buena vida, tranquila en EEUU sin haber siquiera disparado un chícharo en Cuba, pues mas rico todavía

Imagen de Anónimo

Para completar los que comenta Anónimo - 20 Nov 2013 - 8:05 pm...y si los que reciben el Premio Sajarov, lo único que hacen es obtener el dinero, vivir de él, gritar y no generar capacidad de liderazgo, que le haga cambiar esa actitud a la gente, mucho menos habrá resultados...

Imagen de Anónimo

Si la gente tiene miedo, si no les interesa mejorar sus vida, pues que sigan de carneros y los que estan afuera gozen la papeleta que la vida es una sola y bien cortica.

Imagen de Anónimo

// No obtienen resultados importantes enCuba **porque no son efectivos** //Les recomiendo mucho todo el sitio MHECnet.org, pero pueden empezar por el artículo siguiente (¡de 1997!). Por cierto, artículos como ese son rechazados para publicación por todos los medios cubanos importantes.De la queja a la estrategia, acción y triunfo - - http://mhecnet.org/DOCU15.HTM 

Imagen de Anónimo

Yo creo que lo que un cubano diga afuera, no le afecta a su familiar en Cuba. Yo creo, que uno se cree, que le pudiera afectar al familiar en Cuba. Son dos cosas diferentes.Se ha repetido tanto la palabra mercenaria o "pagados por" que en cuanquier conversacion en las redes, cuando uno no esta de acuerdo con lo que dice el otro ya el primero le dice: "ehh  y a ti quien te paga??" O sea, la gente no ve que otra persona pueda tener opinion propia.Con respecto al tema: Los tres premios Sajarov no son ellos los que deben a cambiar la situacion de los Derechos Humanos en Cuba. El premio es un reconocimiento por su lucha por los Derechos Humanos en Cuba.La responsabilidad de mejorar los Derechos Humanos en Cuba es de TODO el mundo, empezando por cada cubano y terminando por las Organizaciones Mundiales que no reconocen que en Cuba se violan los Derechos Humanos.

Imagen de Anónimo

Al Anónimo - 20 Nov 2013 - 6:23 pm.: Así es, tal como usted dice. El miedo se ha hecho genético en Cuba porque se ha inculcado desde las edades más tempranas en todos los sistemas educacionales, medios de divulgación, propaganda, actos de repudio, etc. La gente a veces es capaz de asumir riesgos si sabe que solo tendrán consecuencias para quien los asume, pero no siempre se está dispuesto a poner en riesgo el bienestar de los seres queridos, más aún si se trata de niños o personas indefensas. De esa misma población salen también los represores, que son vecinos de los mismos a quienes reprimen y que también tienen miedo, pero no a la dictadura sino a lo que pudiera pasarles si aquello cambia, lo cual les hace sentirse más comprometidos y ser aún más represores. Un gran problema, sin solución a corto ni mediano plazo (si es que la tiene).

Imagen de Anónimo

Para Anónimo - 20 Nov 2013 - 4:33 pm: Estimado(a) Sr(a): Más bien que una de dos opciones, lo que existe es una de tres, donde la tercera opción es la combinación simultánea de las otras dos que usted menciona, o sea que a la gente no le interesa y lo que hacen los premiados no tiene efectos reales dentro del país. El grave problema es que esa situación se debe a la domesticación de un pueblo,  que habiendo sido insumiso ante dictaduras anteriores, no es ahora capaz de levantar la vista para mirar de frente a quien le sojuzga.

Imagen de Anónimo

La gente tiene miedo allá y aquí también (para evitarle problemas a su familia de allá)Fijense como ninguno ponemos "orgullosa y patrioticamente" nuestros nombresEl que se atreva a apoyar a cualquiera que reclame allí algo; lo que le cáe es un sunami y a su familia (madre, hijos, igual)  O no lo saben........Allí es así     hasta que pudan escapar como tú y yo!

Imagen de Anónimo

Ni ayudarán en nada. Candil de la calle y oscurida de la casa, oposición de alto nivel en Estrasburgo y ningún apoyo en el barrio. Ni siquiera en la cuadra. Y aquí hay una de dos: o a la gente dentro no le interesa, o lo que hacen los premiados no sirve.