Jueves, 18 de Abril de 2019
Última actualización: 21:36 CEST
béisbol: serie del caribe

Cuba pierde su invicto a manos de Venezuela

Cardenales de Lara. (CARAOTA DIGITAL)

Venezuela pasó a comandar el grupo A de la Serie del Caribe de béisbol, al blanquear este miércoles por 1-0 a Cuba en un extraordinario duelo de pitcheo, reportó Prensa Latina.

Los serpentineros de la escuadra venezolana Cardenales de Lara apenas permitieron cuatro imparables en todo el partido, todos sencillos y diseminados.

El único momento de peligro llegó en el segundo inning, cuando los cubanos Leñadores de Las Tunas llegaron a tener corredores en las esquinas luego de dos outs, pero el abridor Wilfredo Boscan dominó a Yosvani Alarcón para sellar el cero.

De ahí en adelante, los tiradores de los Cardenales fueron implacables con la artillería cubana, que llegaba al partido con la moral por las nubes, tras derrotar el martes a México por 3-1.

En el cuarto inning, los Cardenales montaron una rebelión al colocar hombres en primera y segunda bases con un out, pero el derecho Freddy Asiel Álvarez, el iniciador de Los Leñadores, obligó a batear para doble matanza a Juniel Querecuto, uno de los puntales de la novena, para mantener el empate a cero.

El duelo de pitcheo era una joya. Los lanzadores dominaban a sus rivales a placer y los innings 'caminaban' a ritmo acelerado.

Pero entonces llegó el séptimo capítulo: Álvarez dominó al primer bateador del episodio, Rangel Ravelo, pero el torpedero Alexander Ayala cometió error sobre un fácil rodado por el campo corto, permitiendo que se embasara el hombre en turno.

En ese momento, Pablo Civil, manager de los cubanos, extrajo del montículo a su abridor y en su lugar mandó al zurdo Yoanni Yera, un relevista improvisado, pues durante la temporada regular siempre realizó funciones de abridor.

Yera saltó del box inmediatamente al darle boleto a Luis Jiménez, para poner dos corredores en bases. Entonces, Civil llamó al relevista Liván Moinelo, quien lanzó de maravillas, pero no pudo evitar la anotación ganadora en los pies de Ravelo, quien primero llegó a tercera y luego pisó el plato por elevado de sacrificio de Alejandro de Aza.

Del resto se encargó el bullpen de los Cardenales, que trabajó dos y dos tercios de entradas sin permitir libertades a la batería de Los Leñadores. De hecho, apenas admitió un hit y repartió dos ponches en ese lapso.

El crédito de la victoria correspondió a Alexis Rivero, mientras Pedro Rodríguez, que cerró de manera impecable el noveno inning, de 1-2-3, se anotó punto por juego salvado.

De esta manera, los Cardenales conservaron el invicto y subieron al primer lugar del grupo A, con 2-0.

Cuba cayó al segundo escaño, con 1-1, mientras los mexicanos Charros de Jalisco cierran la tabla en ese distrito con 0-2.

Los Cardenales de Lara viven su quinta participación en la Serie del Caribe, donde su mejor participación fue en 1991, cuando perdieron la final. Por ello, este 2019 quieren lograr el primer título en su historia, el octavo para Venezuela.