Jueves, 14 de Diciembre de 2017
21:00 CET.
Juegos Olímpicos

Un entrenador cubano, clave para el triunfo del púgil colombiano Martínez ante Argilagos

El púgil colombiano Yurberjen Martínez, que se llevó el viernes una cerrada decisión de 2-1 para asegurar medalla de plata y avanzar a la disputa de la final venciendo al cubano Joahnys Argilagos, tiene entrenador casualmente cubano, Rafael Iznaga. 

Las cosas no pintaron muy bien al inicio del combate. La cara del entrenador de Yurberjen reflejaba preocupación en la esquina azul.

"Cuando empezó el combate en el primer asalto y vi como le estaba peleando Argilagos me dije: 'A este no lo encontramos en toda la noche', y decidí decirle a Yurbe que acortara más la distancia, que lo acosara", explicó Iznaga a la AFP. 

"Por suerte, tuve el santo claro y pude encontrar la forma para que él sacara el combate", explicó el preparador. 

Iznaga llegó a Colombia en ayuda técnica para trabajar en la región de Antioquia. Lo que iba a ser una estancia de 24 meses se convirtió en un permanencia de 13 años, con un matrimonio, dos hijos colombianos y decenas de boxeadores formados, incluido Yurberjen. 

Cuatro de los cinco boxeadores 'cafeteros' que participan en estos Juegos entrenan con Iznaga en Antioquia. 

"Lo de Yurberjen ha sido un gran triunfo del boxeo colombiano, y me siento orgulloso de haber puesto mi granito", declaró Iznaga. 

El colombiano pareció ser dominado en el primer asalto por el boxeo a distancia de Argilagos, pero dos de los los jueces vieron otra cosa cuando se lo dieron a Yurberjen.

"El primer round fue difícil. El cubano salió a moverse y era muy complejo localizarlo. pero el profesor Iznaga ¡Dios le ha dado sabiduría! me fue diciendo que hacer en el combate", acotó el colombiano.

En la final del domingo, Martínez buscará la primera medalla de oro del boxeo de su país en Juegos Olímpicos, cuando enfrente al uzbeko Hasanboy Dusmatov.

"Ya mi entrenador hará un plan táctico para enfrentarme a él. Yo sólo tengo que seguirlo al pie de la letra", apuntó Martínez. 

El sueño de la casa dorada de Yurberjen está cerca. Tendrá nueve minutos para hacerlo realidad, o malograrlo, depende de sus habilidades, y que ese día Iznaga también tenga el santo claro.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.