Lunes, 11 de Diciembre de 2017
23:52 CET.
Béisbol

Tampa Bay Rays derrota a la selección cubana en el encuentro amistoso de béisbol

Tampa Bay Rays, de la Major League Baseball de Estados Unidos, derrotó este martes a la selección cubana en La Habana por 4-1, en un histórico duelo que marcó el retorno de un club estadounidense a la Isla tras 17 años. 

El partido, que se disputó en el Estadio Latinoamericano de La Habana, fue presenciado por el presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y el general Raúl Castro.

Este fue el primer duelo de un equipo profesional estadounidense en territorio cubano desde 1999, cuando los Baltimore Orioles visitaron la Isla para derrotar a los anfitriones por 3-2 en 11 entradas.

Tras aquel duelo, los cubanos visitaron a los Orioles y los derrotaron 12-6 en el Oriol Park en Camden Yards.

Obama tuvo que abandonar el partido antes de que acabara para seguir con su gira hacia Argentina. La Televisión Nacional cubana transmitió el encuentro. Aun tratándose de un partido amistoso, los comentaristas no pedieron ocasión de soltar frases como la de que Cuba era el país que habia sufrido "el genocidio más prolongado de la historia de la humanidad", en referencia al embargo estadounidense.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 6 ]

Imagen de Anónimo

 sin embargo esta vez no se programo un juego en USA como con los Orioles...si se hubiese intentado..se quedan al menos 10 (los mejorcitos)... Roberto(CENTRO DERECHA CUBANA)

Imagen de Anónimo

Con Obama fuera de Cuba, el sabor que le queda al ahorcador chino de la Sierra es el de ver a un presidente de USA diciendo un discurso en medio de La Habana, de por sí la peor derrota jamás sufrida por el equipo de la tiranía biranense, y esta otra derrota en el juego nacional. Perfecto. Ahora, sin el cangrejo oligofrénico, debe estar ajumándose con un buen güisqui, para quitarse el estrés de guardar las formas, sobre todo, ante la pregunta de los prisioneros políticos. No sé si entendería lo del discurso de Obama, pues me parece que Raúl no es de entender sutilezas, que a alguien tienen a quien salir Mariela y el nieto guardanalgas. Más fácil, como demostró en la Sierra, es hacer un nudo para ahorcar a otro cubano. De eso sabe mucho el hijo bastarde del asesino y explotador de haitianos Ángel Castro. Pero vuelvo, no importa los güisquis que se meta. El sabor a derrota no se lo quita nadie de encima. Despuiés de todo casi es digno de lástima, pobre marico viejo y ¿aún dentro del clóset? Chi lo sa?

Imagen de Anónimo

Cuba es, sencillamente, una nación fallida lo cual es mucho peor que ser un país fallido.

Imagen de Anónimo

MOHAIDEE:Anónimo - 22 Mar 2016 - 11:25 pm...Hay que estar ciego, pero muy ciego y ademas ser muy, pero muy poco inteligente para decir que OBMA  es el peor presidente de USA, cuando ha sido el unico que le da dejado  las puertas abiertas a los tiranos para que ya no digna mas que los yankees son los culpables de sus malditos engendros.Solo hay que ver al marica tirano raul como estaba temblando ante el presidente del mejor pais del mundo.

Imagen de Anónimo

En cuanto el Air Force One despegue, los castro van a mandar a identificar a todos los que están fotografiados alabando a Obama y les van a dar un pase de palos y a los que soltó, si lo hizo, les van a dar otro pase de palos y los van a encerrar hasta que la china se acuerde.

Imagen de Anónimo

Genial. Ha sido lo mejor de la visita del peor presidente de USA ever. Demostró dónde está la fuerza, es decir, la comida, la libertad. Ahí ganó la jama ingerida en libertad. Qué sigan los cubanos viviendo en ese sistema que ya hace rato sus inventores tiraron a la basura. Qué sigan. Y yo te haré un cuento. El comunismo no es un ismo tropical. Eso solo se dio en los cerebros desquiciados de judíos europeos. Cuándo carajo acabarán de aceptarlo. La sangre europea que corría por la Isla, y que podía liberarla, ya se fue de Cuba. Quienes quedan, jamás harán nada. Aunque no son guiados por Moisés alguno, esperan el maná que les caiga del cielo, como les cayó de la URSS y Venezuela. Pero ya eso acabó. Y ahora comerán tierra, por no decir otra cosa, y pondrán pie en polvorosa, pero jamás se sublevarán. A lo sumo, seguirán haciendo sus huelguitas, sus marchitas, hasta el final de los tiempos. Juéguensela al canelo.