Sábado, 16 de Diciembre de 2017
07:08 CET.
Boxeo

Luis Ortiz fulmina a Bryant Jennings en el séptimo asalto

En una impresionante actuación, el boxeador cubano Luis Ortiz destruyó al que fuera contendiente al título mundial Bryant Jennings, con un violento nocaut en el séptimo episodio la noche del sábado, en una pelea en el Turning Stone Resort Casino de Verona, Nueva York, informa ESPNDeportes.

Otros dos cubanos, Yuriorkis Gamboa y Yunieski González, subieron también al ring el sábado. El primero derrotó por decisión unánime a Houston Williams y el segundo cayó ante Vyacheslav Shabranskyy.

Según ESPNDeportes, el de Ortiz fue esa clase de nocaut emocionante que se queda en la conciencia de los aficionados. El cubano retuvo su cinturón interino de la Asociación Mundial de Boxeo y se colocó en el camino para retar a campeones de los pesos pesados como Tyson Futy, quien el 28 de noviembre pasado puso fin al largo reinado del ruso Wladimir Klitschko.

Ortiz dijo después de la pelea que subió al ring enfermo, después de pasar toda la semana con gripe.

"Nunca haría eso, dejar una pelea", dijo Ortiz. "Estuve vomitando toda la semana. Tenia fiebre, pero seguí entrenando. Se pueden imaginar que habría pasado si no hubiera estado enfermo".

"Fue una asombrosa actuación. Hay un nuevo peso completo en la escena que lo puede hacer todo", dijo Eric Gómez, vicepresidente de Golden boy Promotions, que representa a Ortiz. "Puede boxear, tiene punch, es emocionante. Tuvo gripe toda la semana y no quiso suspender la pelea. Él no va a suspender una pelea".

Ortiz (24-0, 21 KO) arrancó muy fuerte en el primer round, mandó a Jennings (19-2, 10 KO) a las cuerdas a medio round y abrió series de disparos contra su oponente que lo dejaron tambaleante. Momentos después, una mano derecha de Ortiz sacudió a Jennings de nuevo. Luego vino otro derechazo al cuerpo y el estadounidense cruzó el ring con pasos inestables.

El cubano, de 36 años y residente en Miami, lastimó a Jennings, de 31. Aún así, en el cuarto rollo el estadounidense trató de reaccionar, pero en el séptimo un upper de izquierda de Ortiz lo envió al suelo.

Parecía que todo había terminado, sin embargo Jennings logró superar el conteo de protección, solo recibir para luego un fuerte golpe de derecha que le tocó la barbilla. No cayó a la lona porque las cuerdas lo impidieron, pero enseguida vino una izquierda que hizo que el réferi Richard Pakozdi detuviera el combate.

Otra pelea en Verona significó el regreso al ring de Yuriorkis Gamboa, quien venció por decisión unánime (98-92, 98-92 y 96-94) a Houston Williams, informó Univisión.com.

Según el diario miamense El Nuevo Herald, Gamboa (25-1, 17 KO), que estuvo más de un año sin pelear, pasó varias semanas de entrenamiento en La Habana antes de enfrentarse a Hylon Williams Jr. (16-2-1, 3 KO).

"Lo mejor de todo fue haber regresado al ring, después de tanto tiempo", dijo el guantanamero, citado por la publicación. "Mi entrenamiento en Cuba me sirvió de mucho. Fui el mejor esta noche y seré mejor en el 2016. Eso es lo que esperamos todos los boxeadores cubanos".

Por su parte, Yunieski González (16-2, 12 KO), se lo puso difícil a Vyacheslav Shabranskyy (15-0, 12 KO) pero no pudo imponerse.

González salió fogoso en el primer asalto, pero Shabranskyy le dio vuelta a la marea agresiva que le venía encima para obtener dos boletas de los jueces, 97-93 y 98-92. El tercero vio un empate 95-95.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.