Sábado, 1 de Octubre de 2016
14:00 CEST.
Béisbol: Serie del Caribe

Lecciones de San Juan

Bajo una pertinaz llovizna, tres horas después de concluido el partido final por el título en la Serie del Caribe efectuada en San Juan, un grupo de amigos vociferaban en el portal de una bodega en la barriada habanera de La Víbora, mientras tomaban a pico de botella un litro de ron peleón y barato.

En Cuba, cuando de pelota se trata, la gente no habla ni analiza, discute. Las peñas de béisbol parecen más una bronca que un intercambio de criterios.

En materia beisbolera todos los cubanos se consideran managers. Los tertulianos de La Víbora comentaban si el espectacular repunte de la selección nacional vestida de Pinar del Río, que se coronó en el estadio Hiram Bithorn, traerá más beneficios que perjuicios a la pelota en Cuba.

Es una buena pregunta. Después del segundo lugar en el I Clásico, las victorias llegan con goteros. Por falta de información y censura de la prensa oficial, los aficionados desconocen la calidad elevada de las ligas del Caribe, Asia y la MLB.

Hasta el año pasado, las Grandes Ligas eran un tema tabú en los medios estatales. Los partidos donde juegan estrellas cubanas como José Dariel Abreu o Yasiel Puig no se trasmiten por la tele.

Internet está al alcance de pocos. Muchos fanáticos siguen varados en los viejos tiempos, cuando la selección nacional maltrataba sin piedad a sus rivales amateurs. Tiempos de gloria donde Cuba hilvanó más de 100 victorias. Pero aquella era otra pelota.

Con la llegada de peloteros profesionales a los eventos internacionales en 1999, a pesar de que la mayoría eran descartes, estos jugadores tenían maestría deportiva y dominaban el abc del béisbol.

Comenzaron a llegar las derrotas que los fanáticos, imbuidos por la épica y la narrativa oficial, embriagados por los triunfos olímpicos y mundiales frente a rivales de poco caché, aún no acaban de asimilar.

Por supuesto que la marcha de más de 400 peloteros en los últimos 20 años, la mayor fuga de talentos que se haya conocido en la historia de nuestro deporte nacional, ha provocado un notable bajón cualitativo en la temporada local.

Las causas se conocen: los peloteros juegan todo el año como sus colegas profesionales, pero cobran salarios de obreros. Por eso saltan la cerca. Tipos como Yasmany Tomás, Abreu o Rusney Castillo tienen todo el derecho del mundo a probarse en el mejor béisbol del mundo y cobrar salarios de seis de ceros acorde a su calidad.

Hay una aparente contradicción. Ahora mismo, los peloteros de la Isla viven un boom en la Gran Carpa. En Cuba hay una pléyade de jóvenes talentos, dígase Lourdes Junior Gourriel, Yunier Díaz, Yassier Sierra, Héctor Mendoza, Luis Yander la O y dos docenas de jugadores más, con herramientas suficientes para triunfar en el exigente béisbol de Grandes Ligas.

A corto plazo, ellos y otros que empujan con fuerza en las categorías juveniles y de cadetes como Joan Oviedo o Miguel Antonio Vargas, se insertarán en diferentes organizaciones de las Mayores. Probablemente de manera legal y ordenada.

A la espera de ese momento, los funcionarios que rigen los destinos de la pelota en Cuba deben administrar con humildad el triunfo en la Serie del Caribe y de una vez por todas, aplicar conceptos modernos en la formación de jugadores y la estructura de equipos.

Es lamentable que 35 años después que en todas las ligas se utilizan cuerpos de pitcheo con abridores, estabilizadores, pitchers situacionales, relevistas y cerradores, en Cuba se siga dirigiendo el bullpen con estrategias de los años 50.

Mientras el resto de las novenas llegaron a San Juan con 13 o 15 lanzadores, la selección nacional camuflada de Vegueros solo llevó 9 pitchers. Tres peloteros de campo (Yosvany Peraza, David Castillo y Lourdes Junior) no tuvieron ni un turno al bate. Era preferible haber llevado cuando menos cuatro lanzadores más. Hicieron falta.

La anarquía del bullpen cubano es proverbial. No hay orden ni concierto. Los abridores relevan y viceversa. No siempre tienen que funcionar las hombradas y las proezas. No siempre se puede esperar que en un partido con el agua al cuello, contra Venezuela en la semifinal, el bate caliente de Frederich Cepeda nos saque las castañas del fuego.

Los DT y entrenadores de pitcheo en Cuba deben interiorizar que la pelota del siglo XXI se juega con un bullpen estructurado y funcional. Los mejores cerradores, como José Ángel García, Danny Aguilera o Yoandry Portal no cuentan a la hora de conformar la selección.

Se prioriza a los abridores, que tiran hasta que se cansan o les caigan a palos. Talento existe, es indudable. Pero seamos objetivos. El 67% de los peloteros que tomaron parte en la concluida Serie del Caribe no pertenecen a ninguna organización de Grandes Ligas.

Asistieron jóvenes talentos de la República Dominicana como Maikel Franco o Elier Ramírez. Solo el venezolano Oswaldo Arcia es regular en una novena de la MLB.

Cuba asistió con la crema y nata. Yulieski Gourriel, Cepeda y Alfredo Despaigne eran, por un trecho, los mejores peloteros de ese evento. ¿Cuántos equipos podemos conformar mejor que esta versión? Puerto Rico, Venezuela y Dominicana pueden armar tres novenas de mayor calidad.

Es cierto que la pelota cubana pedía a gritos un triunfo sonado. Sobre todo para rescatar esa afición juvenil perdida, que mientras se jugaba la final en San Juan, en el bar de un hotel o en una antena ilegal por cable preferían ver en la liga española el partido del Barcelona frente al Atlético de Bilbao.

Ya es hora que se adopten métodos modernos en la dirección y preparación de equipos. Muchos entrenadores en Cuba siguen apostando por priorizar la preparación física sobre la técnica.

La bibliografía beisbolera avanzada debiera estar disponible para los entrenadores. También el acceso a internet y la televisión por cable para que observen y estudien partidos de primer nivel.

Empaparse de herramientas de estadísticas que ayuden a manejar los juegos. Dominar la sabermetría. Intercambiar con entrenadores de las ligas del Caribe, MLB y Asia.

Si después de los cintillos elogiosos por el triunfo de San Juan seguimos aplicando los mismos métodos desfasados en la preparación de bateadores y lanzadores, terrenos abandonados, falta de pelotas e implementos para las categorías juveniles y de cadetes y una temporada absurda con 16 novenas, estaremos lentamente matando el béisbol.

Todavía estamos a tiempo de salvarlo.

Comentarios [ 10 ]

Imagen de Anónimo

me disculpan, soy venezolano y me permito hacer las siguientes observaciones: en primer lugar la Serie del Caribe no es una competencia de países sino de clubes, los equipos pueden reforzarse con lo que quieran, no hay restricción alguna, incluso acá es la PRIMERA VEZ que un equipo va completo como lo fue Caribes de Anzoátegui, siempre los que van de "refuerzos" acá en Venezuela eran los que jugaban banco en sus equipos, este año fue la excepción... que Cuba ganó los juegos que se debían ganar? es correcto, el equipo Ganó, pero no hay que desmeritar la labor de sus jugadores que se dieron íntegros para lograr su triunfo... el análisis de Ivan que sirva a la dirigencia que tome cartas en el asunto para que sean más competitivos

Imagen de Anónimo

 a Ivan y toda la disidencia...les recordamos que el pueblo quiere que sean ustedes los que asuman el protagonismo del besibol y los demás deportes en Cuba.... queremos unas potentes ligas profesionales independientes desde  "A" ..."AA"..."AAA"..hasta al menos un equipo franquisia en las MLB como tiene Canada. hay que acabar con la censura mediatica del régimen, el pueblo quiere verlo todo como el resto de paises del area....mañana mismo a coordinar con las autoridades del deporte....se acerca el clasico de mundial de besiblo...y ...les pregunto...¿tendremos que volver aguantar que los cubanos  que juegan en las MLB no represente a Cuba por culpa de los castro?..LISTA DE PRESOS POLÏTICOS EN CUBA 2015

Imagen de Anónimo

Ivan a llorar a la funeraria Vegueros d pinar del rio Cba

gano y punto,puerto rico llevo 11 refuerzos y no gano 1 

juego,la pelota en cuba va a ser un campeonato AA y los

jorocones jugaran en la yuma igual q sucedeen los otros 

paises q tienen campeonato,esa regla no la invento cuba

y x estadisticas paso y se vistieron d machos y ganaron.

soy contra la dictadura pero a favor d cuba

Imagen de Anónimo

Creo que estarle buscando la qinta pata al gato para minimizar la victoria del equipo de Cuba -- aunque realmente fue el Equipo Cuba con refuerzo de Vegueros -- es mezquino. Ese formato fue aprobado por todos los asistentes y si Venezuela no fue capaz de ganar el bueno y Cuba si, pues la falta fue de Venezuela.

Realmente Cuba jugó muy mal la la primera etapa y quizas no debió llegar a la segunda, pero PR jugó peor y Cuba llegó... y despues en la segunda etapa elevo el juegó y gano, asi de sencillo. 

Imagen de Anónimo

Musica para sus oidos. Los que quieran autoenganarse alla ellos, gano el cuba no vegeros. Verguenza por favor

Imagen de Anónimo

El supuesto equipo Vegueros era el equipo nacional de Cuba camuflado como el "equipo Vegueros" y asi todo clasificaron de milagro.  No fue entonces una competencia justa, porque no participo el equipo nacional de Mexico, Venezuela, Republica Dominicana o de Puerto Rico.

Toribio el sabiondo.

Imagen de Anónimo

es que no tiene sentido que el primer lugar, con forja de 4-0 por solo perder un juego se quede fuera, y el ultimo 1-3 gano, jajajajaja.

Imagen de Anónimo

Despues de esta actuacion Raul va a crear otra Provincia y le va  a llamar Cepeda.

El Monguito

Imagen de Anónimo

Temporada absurda con 16 novenas, que gran verdad!! El INDER apostó por la victoria y mandó un tanque blindado que por muy poquito estuvo casi de ser eliminado. Se repusieron, con un Cepeda convertido en superman y llegaron dos victorias, la de ayer sangreadita también. Dicen que el congresillo adoptó la decisión que el primer lugar de la clasificatoria fuera por directo a la final y que el segundo y tercer lugar se ripiaran por ser el segundo finalista, muy buena idea de ser verdad, que de haber sido así, el Cuba no habría clasificado. 

Imagen de Anónimo

La pregunta que le hice a mi papa cuando hable por telefono fue: "y que diran los 18 peloteros que realmente son de Pinar del Rio y no fueron llevados a este torneo"? Te imaginas que sueltes el pellejo en el terreno todo el año, te hagas campeon y te digan despues que en tu lugar van a llevar a un "figuron", que ademas perdio en la serie nacional contra ti.

Y despues dicen que la pelota revolucionaria, "es justa, tiene principios", que no importa el dinero porque se juega por "amor a la camiseta" (la misma que no te dejan vestir) y por tener "el calor del pueblo".

Que calor ni que carajo! calor es el que se tienen que meter estos peloteros de provincia en las cuarterias donde viven sin ventilador.

El Mongo