Boxeo

Domadores de Cuba, campeón de la Serie Mundial en su debut

La escuadra Domadores de Cuba ganó este sábado la corona de la cuarta Serie Mundial de Boxeo, tras doblegar 6-5 en la final al Bakú Fires de Azerbaiyán, reporta la agencia estatal Prensa Latina.

Los cubanos habían ganado el viernes 3-2. Pero este sábado, en la segunda jornada de combates en Bakú, la escuadra a azerí se impuso por el mismo resultado, forzando la disputa de una pelea extra para decidir el ganador del trofeo.

En el duelo definitorio, Arisnoidys Despaigne, subcampeón mundial de Almaty-2013 en los 69 kilogramos, aventajó a Yauheni Ramashkevich por 3-0 (49-46, 49-46, 49-46) para darle al equipo antillano, debutante en la justa, su primer título.

La velada abrió con un claro éxito del anfitrión Elvin Mamishzada (52 kg) ante Gerardo Cervantes por 3-0 (50-45, 49-45 y 50-44) para nivelar a tres el match.

Los cubanos tomaron de nuevo ventaja con la victoria, en los 69 kilos, de Rosniel Iglesias, quien pese a no mostrar todo su poderío, con un ritmo lento y algo cansado, venció 3-0 (49-46, 49-46 y 48-47) a Mahamed Nurudzinau, un rival a quien superaba en calidad y experiencia.

El Bakú Fires reaccionó y tomó diferencia de 5-4, gracias a los triunfos de Albert Selimov (60 kg) y el belaruso Arslanbek Makhmudov (más de 91).

Selimov sorprendió al titular mundial de Bakú-2011 y Almaty-2013 Lázaro Álvarez, a quien batió por 2-1 (48-47, 46-49 y 48-47), y Makhmudov a un combativo José Ángel Larduet por 2-1 (49-46, 48-47 y 47-48).

El conjunto azerí acarició la corona, pero Julio César La Cruz (81 kg) dio una disertación de buen boxeo ante Mikhail Dauhaliavets por 3-0 (50-45, 50-45 y 50-45) y emparejó las acciones a cinco para dejarle la decisión a Despaigne, quien impuso su clase ante Ramashkevich.

La Serie Mundial ha sido el primer evento semiprofesional en el que participan los boxeadores cubanos desde que en los años sesenta el Gobierno de Fidel Castro prohibió el reporte rentado.

Comentarios [ 1 ]

Imagen de Anónimo

!Qué orgullo de ser cubano! Somos los mejores del mundo dando puñetazos a otras personas.... por dinero.   El boxeo deberia dejar de ser un deporte.  Es el remanente (ahora menos salvaje) de las fiestas en el Coliseo de Roma hace miles de años donde echaban a pelear seres humanos hasta la muerte o inclusive contra animales salvajes.  Todo por saciar el morbo de quienes aún sienten "emoción" ante la violencia, viendo a un ser humano golpear a otro.  Patético!

Deberíamos como cubanos tener la iniciativa de rechazar internacionalmente este deporte y todos los que sean de este tipo.