Béisbol: Serie Nacional

Industriales toma la delantera en su playoff frente a Pinar del Río

Villa Clara gana su primer partido ante Matanzas, que está a un triunfo de la final.

Apoyados por más de 50.000 fans en el parque Latinoamericano de esta capital, Industriales aventajó este lunes 7-3 a Pinar del Río en el tercer partido del playoffs semifinal de la Serie Nacional de Béisbol, informa la agencia estatal Prensa Latina.

De esta manera, los azules de La Habana tomaron el control de la serie por dos triunfos contra uno, tras unir este resultado a su derrota 2-10 en el primer choque y su victoria por nocaut 13-2 en el segundo desafío.

El gran protagonista en el triunfo fue el prospecto zurdo Pedro Durán, con un relevo largo excelente, que hizo olvidar la mala actuación del abridor industrialista Noelvis Entenza, quien explotó en el mismo primer inning, tras otorgar dos bases por bolas a los dos primeros bateadores del partido, sin lanzar un strike.

Durán entró en ese episodio inicial con hombres en primera y segunda bases sin outs, y dominó a todos sus rivales, aunque no pudo evitar que Pinar tomara el mando del partido, al anotar una carrera remolcada por Lorenzo Quintana, con elevado de sacrificio.

A partir de ahí, el joven serpentinero de 19 años se adueñó completamente de la situación y trabajó sin fisuras durante siete entradas completas, lapso en el que le pegaron apenas tres hits, propinó un ponche y regaló un boleto, sin soportar carreras enemigas.

Esa fantástica labor recibió el apoyo incondicional de los bateadores de Industriales, que explotó en el tercer inning al abridor pinareño Julio Alfredo Martínez, dueño del segundo mejor promedio de efectividad en la temporada regular, con asombroso 1.71.

Los azules empataron el choque 1-1 en el segundo capítulo y se fueron arriba en el tercero con rally de tres carreras, impulsadas por sendos dobletes consecutivos de Rudy Reyes y Alexander Malleta.

Esa ventaja sería decisiva para aspirar a la victoria, sin embargo Industriales marcó dos carreras más en el quinto inning y otra en el séptimo para asegurar el éxito definitivo. Pinar maquilló el resultado final en la novena entrada con dos anotaciones, ambas sucias debido a errores en fildeo de Reyes y el antesalista sustituto Juan Carlos Torriente.

El crédito de la victoria se lo llevó Durán, mientras Martínez cargó con el revés.

Por los ganadores, los mejores con el madero fueron Raiko Olivares (dos sencillos y un doble en tres turnos, una impulsada y una anotada) y Alexander Malleta (sencillo y biangular en cuatro turno, igualmente con un remolque y una anotada).

Mientras, por los derrotados solo pudo ligar más de un hit el slugger Yosvani Peraza, quien compiló par de sencillos en cuatro chances.

Estos equipos volverán a chocar este martes en el mismo escenario, el parque Latinoamericano.

Otro triunfo de Industriales los colocaría a un paso de la gran final, en tanto una victoria pinareña empataría el playoffs.

En la otra semifinal, el equipo de Villa Clara ganó por fin su primer partido ante Matanzas 4-2, luego de encajar tres derrotas consecutivas en los tres duelos iniciales, en todos los casos por marcadores apretados (5-2, 4-3, 5-4).

Este lunes, los vigentes campeones nacionales pudieron hacer la cruz gracias al relevo del zurdo Robelio Carrillo y al oportunismo ofensivo del jardinero central Yordanis Linares.

Carillo realizó un espléndido relevo desde el quinto capítulo para acreditarse la victoria, su séptima de la temporada.

En total, el serpentinero de 28 años trabajó durante cuatro entradas y un tercio, en las que permitió apenas un hit, recetó dos ponches, no regaló boletos y mantuvo sin carreras a la artillería matancera.

Linares, por su parte, remolcó tres de las cuatro carreras de su equipo, al ligar sencillo y cuadrangular en cuatro veces al bate, aunque, vale destacar, los aportes de Yuniet Flores (dos sencillos y un doblete, con dos anotadas) y Yorbis Borroto (doble, una empujada y una anotada).

Estos equipos disputarán este martes el quinto partido del playoffs. Una victoria del conjunto de Matanzas le garantizaría el pasaporte a la gran final, en tanto un triunfo villaclareño provocaría la expansión de la serie al menos hasta el sexto desafío, con traslado incluido a suelo matancero.