Miércoles, 12 de Diciembre de 2018
Última actualización: 01:52 CET
Béisbol: Grandes Ligas

Yoenis Céspedes impulsa dos, pero los Atléticos caen 8-6 ante los Tigres

Con bateo oportuno del dominicano Jhonny Peralta y del venezolano Omar Infante, los Tigres de Detroit vencieron este martes 8-6 a los Atléticos de Oakland y empataron la serie de primera ronda de playoffs en la Liga Americana a dos triunfos para cada equipo, reporta la AFP.

El tope, al mejor de cinco encuentros, se traslada ahora a Oakland para este jueves efectuar el último y decisivo encuentro.

El vencedor se medirá por el título del "Joven Circuito" con los Medias Rojas de Boston que ganaron 3-1 la serie ante los Rays de Tampa Bay.

El jardinero central Austin Jackson, quien se había 'tragado' nueve ponches en esta serie, conectó un hit decisivo en el séptimo que puso a los Tigres al frente 5-4, ya que el venezolano Víctor Martínez lo había empatado con un jonrón momentos antes.

En el octavo, los Tigres fabricaron tres para poner la pizarra a su favor 8-4.

Los Atléticos continuaron con su acostumbrada agresividad y en el mismo primer inning fabricaron una carrera por triple de Coco Crisp y sencillo remolcador de Jed Lowrie, contra el abridor derecho Doug Fister.

En el quinto, los Atléticos volvieron a la carga y fue el mismo Lowrie el protagonista con un vuelacerca con Crisp en circulación por un sencillo al jardín central.

Al cierre de ese capítulo, los Tigres despertaron con un batazo con dos hombres en base para empatar el partido a tres carreras.

El primera base Prince Fielder y el venezolano Martínez abrieron con sencillos consecutivos y el jardinero Peralta despachó toletazo de cuatro esquinas para igualar las acciones.

En el séptimo, el manager Jim Leyland trajo a su mejor carta del pitcheo, Max Scherzer, en esta ocasión en función de relevo, pero soportó la carrera de la ventaja de los Atléticos.

Scherzer permitió sencillo del receptor Stephen Vogt, quien avanzó a segunda por sacrificio de Eric Sogard y anotó más tarde la cuarta por otro imparable de Crisp.

Al cierre de ese capítulo, el venezolano Martínez volvió al punto cero al igualar otra vez el partido (4-4) con un cuadrangular por el jardín derecho, que provocó análisis de video por los árbitros para determinar si era bueno o no, ya que dos aficionados tocaron la pelota.

Acto seguido, el quisqueyano Peralta conectó doblete y tras dos outs, el cubano José Iglesias recibió boleto y Jackson despachó sencillo remolcador.

El estelar Scherzer se colocó al borde del abismo en el octavo cuando dejó llenar las bases sin out.

Scherzer concedió boleto a Brandon Moss, permitió doblete del cubano Yoenis Céspedes y caminó intencionalmente a Seth Smith, pero metió el brazo y retiró de 1-2-3 el episodio, con dos ponches incluidos.

En el octavo, con dos outs, los Tigres agregaron tres más por imparable de Martínez y boletos a Andy Dirks y el cubano Alex Ávila, quienes anotaron por un wildpitch, y doblete del venezolano Omar Infante.

Los Atléticos continuaron amenazando en el noveno luego de un hit impulsor de dos del cubano Céspedes, pero se quedaron cortos cuando el taponero Joaquín Benoit ponchó a Smith.

La victoria fue para Scherzer (2-0) y el descalabro para el también relevista Sean Doolittle (0-1).

Los Medias Rojas ganan la serie ante los Rays

En florida hizo falta una meditada estrategia por parte de Boston para que los Rays perdieran finalmente un duelo de vida o muerte. Y el premio fue el boleto a la Serie de Campeonato de la Liga Americana, reporta la AP.

Shane Victorino conectó un sencillo dentro del cuadro, que rompió el empate en el séptimo inning, y los Medias Rojas avanzaron a la serie por el título del Nuevo Circuito, al vencer el martes 3-1 a Tampa Bay.

Craig Breslow dio a Boston una valiosa ayuda como relevista, y Koji Uehara sacó los últimos cuatro outs, una noche después de permitir un jonrón que significó el triunfo de los Rays.

Los Medias Rojas remontaron el juego para imponerse.

De vuelta en la Serie de Campeonato de la Liga Americana por primera vez en cinco años, Boston abre su participación en casa el sábado, ante los Atléticos o los Tigres.

"Es maravilloso, pero todavía nos falta una serie para llegar a donde queremos", dijo Victorino. "Vamos a tener algunos días de descanso y a ver qué pasa en la otra serie divisional. Partiremos de ahí".

Los dos managers hicieron movimientos estratégicos durante toda la noche, en un juego que se asemejó más a una partida de ajedrez. En una misión desesperada por evitar la eliminación, el piloto de los Rays, Joe Maddon, recurrió a nueve lanzadores e incluso envió a calentar a David Price, en caso de que resultara necesario disputar una décima entrada.

"Por la forma en que se desenvolvió esto al comienzo pude ver que simplemente nuestra estrategia no iba a funcionar y que teníamos que hacer algo diferente", dijo Maddon. "Fuimos un poco más espontáneos a partir de entonces".

Breslow relevó al abridor Jake Peavy en el sexto episodio y ponchó a sus primeros cuatro rivales, todos ellos en la parte más poderosa del orden de Tampa Bay. El zurdo de 33 años ha lanzado para seis equipos en ocho temporadas en las mayores, incluidas dos estadías con los Medias Rojas.

Boston, el equipo más productivo en las Grandes Ligas durante esta temporada, anotó tres carreras con seis sencillos en un encuentro que incluyó solo un extrabase. Pero eso fue suficiente para eliminar finalmente a los tenaces Rays, que ganaron cuatro juegos en los que enfrentaban la eliminación en los últimos nueve días.

"Ellos no cometieron errores. Pudimos ver su temple", dijo Maddon. "Tienen a estupendos jugadores ahí... Por otro lado, creo que nuestros jugadores tienen un carácter igual de férreo. Hemos tenido dificultades para batear frente a su cuerpo de pitcheo".

Los Rays, un equipo de bajo presupuesto que sin embargo apareció en los playoffs por cuarta vez en seis años, no han avanzado más allá de la serie divisional desde que llegaron a la Serie Mundial de 2008.

Xander Bogaerts anotó la carrera del empate gracias a un lanzamiento descontrolado del dominicano Joel Peralta en la séptima entrada, y Victorino siguió con su sencillo dentro del cuadro. Dustin Pedroia remolcó a Bogaerts con un elevado de sacrificio en el noveno episodio para poner la pizarra en 3-1, y Uehara ponchó a Evan Longoria para poner fin al encuentro.

"Me siento grandioso", dijo Jacoby Ellsbury. "Jugamos contra un gran equipo. Fue un juego muy peleado, con más desgaste mental que otra cosa. Pero en este equipo nos divertimos".

Por los Medias Rojas, el dominicano David Ortiz de 4-1.

Por los Rays, el cubano Yunel Escobar de 3-3 con una anotada. El venezolano José Lobatón de 2-1.