Domingo, 17 de Diciembre de 2017
19:27 CET.
Liga Mundial de voleibol

Imposible ganar

En esta nueva versión liguera, iniciada el pasado primero de junio en La Habana, hay dos noticias a destacar para el sexteto cubano. Una buena y otra mala. La positiva es que tras dos temporadas de Liga sin poder jugar en el Mondoflex del Coliseo de la Ciudad Deportiva, el voly de más alto nivel regresa a la Isla.

Por solo dos pesos, los aficionados podrán ver a algunos de los mejores equipos del deporte de la malla alta, como Rusia, Italia y Serbia, que junto a Irán, Alemania y Cuba completan la llave B.

Por roturas en los aparatos de climatización, el mayor recinto techado del país no efectuaba partidos desde 2010. Y aunque no le fue mal, pues en esos dos años se clasificó para la etapa final, la selección nacional debió jugar todos sus encuentros en calidad de visitante.

Por su parte, la noticia negativa es que, otra vez, dicha escuadra pierde jugadores estrellas.

Se trata de algo cíclico. De 2001 a la fecha, el voleibol masculino ha sufrido un goteo de fugas importantes. En 2001 la huida fue masiva. De doce integrantes que componían la nómina, la mitad prefirió jugar en ligas profesionales y administrar sus ganancias sin la injerencia del Estado.

A partir de entonces, cada año, al menos un voleibolista abandona la selección. Y no son jugadores mediocres. Desde Ángel Dennis o Ihosvany Hernández, Raydel Poey y Osmany Juantorena, hasta uno de los mejores centrales del mundo, Roberlandy Simón.

Ahora el atacador auxiliar Wilfredo León, quien también ha jugado como cruzado, y el pasador Yoandri Díaz, dicen adiós a la selección. Más de 30 voleibolistas de primer nivel se han marchado en los últimos doce años.

¿Qué se puede esperar del equipo cubano en esta Liga?

Mi pronóstico es que no debemos pasar de la primera fase. Aunque haya jóvenes que a la vuelta de unos años serán grandes estrellas, como el opuesto Yordan Bisset.

La sangría a cuentagotas que padece el voly masculino es la clave principal de que en estos momentos no seamos un equipo de nivel mundial. Contra viento y marea, Cuba tiene un buen balance de victorias y derrotas en Ligas Mundiales, con 210 triunfos y 125 reveses.

Y es que, a día de hoy, el voleibol masculino es el deporte con mayor calidad en la Isla. Sus jugadores pueden codearse de tú a tú en cualquier liga, e incluso ser grandes estrellas, como es el caso de Osmany Juantorena, hace un par de años elegido el mejor jugador de la liga italiana, la más prestigiosa del mundo.

En Cuba, el voly para hombres es un deporte de laboratorio. No en todas las esquinas del archipiélago se encuentran chicos de estatura que superen o se aproximen a los dos metros.

A pesar de tener una cantera limitada, los entrenadores de la Escuela Nacional de Voleibol, ubicada en Boyeros y Calle 100, dirigidos por el formidable Orlando Samuel, DT de la escuadra nacional, han realizado un trabajo de orfebrería.

En 2006 el sexteto nacional llegó a tener el equipo más alto del mundo, con un promedio de estatura que superaba los dos metros. Sus seis jugadores regulares, además de jóvenes y talentosos, medían más de dos metros. Tenían potencia en el salto y fortaleza en el remate típico de la escuela criolla. Oriol Camejo, con 2, 10, se convirtió en el acomodador de mayor estatura del planeta.

Pero todos se marcharon de Cuba.

En 2010, el equipo ocupó el segundo lugar en el Campeonato Mundial efectuado en Italia. Como cada año, era un team renovado. Con jugadores soberbios como Roberlandy Simón, Fernando Hernández y Wilfredo León.

Tres años después, el trío ya no juega en la selección. Las causas se conocen. Voleibolistas, peloteros o boxeadores se marchan de Cuba para competir y ganar dinero en circuitos profesionales.

Y es que, a estas alturas, es de necios no permitir a los atletas jugar como rentados. El Estado cobraría un impuesto razonable y posteriormente los atletas podrían competir con el equipo nacional en eventos olímpicos o mundiales

El régimen es el que desempeña el papel de villano al prohibir a los atletas firmar en ligas profesionales. Le hacen una faena gratis a las Grandes Ligas de béisbol, asociaciones profesionales de boxeo o circuitos rentados de voly. Forman deportistas desde edades infantiles y, por sus políticas absurdas de no querer que las estrellas deportivas ganen salarios millonarios, éstas deciden abandonar el país.

Entre 2004 y 2005 la autocracia verde olivo permitió a un grupo de jugadores de voly desempeñarse en ligas foráneas. A cambio se quedaban con el 70% del salario. Eso tiene un nombre: explotación.

Ningún deportista sensato puede estar de acuerdo con los métodos de piratería financiera practicados por el Estado cubano. Por eso se marchan.

 

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 7 ]

Imagen de Anónimo

 lo del voleibol, el beisbol y el resto del deporte en Cuba es producto del brutal bloqueo económico social, político, civil, cultural, etc, de los castros a los cubanos, esa descarada actitud de odio y desprecio de estos guerrilleros frustrados que tantos no se atreven a condenar y que sin embargo condenan el embargo de USA al régimen, que es insignificante en dinero, valores y sufrimiento al que ellos mantienen en la isla.....le agradecemos a USA el embargo y condenamos a esos gobiernos llamados democráticos que le siguen haciendo el juego a la sinverguenzura de estos asesinos.

Imagen de Anónimo

paticruzao?, lo llevaste bien, jejejeje. 

Imagen de Anónimo

Dice que Wilfredo León puede jugar como cruzado, si se queda en Cuba eso es lo que los espera cuando se retire: tomar paticruzado en la cuarteria esperando una vejez miserable.El Mongo

Imagen de Anónimo

Asi mismo, es muy lindo echarle leña al fuego pero a veces por no reparar en analizar lo que rodea el tema. Con su comentario sobre la Liga Mundial ha descubierto el "agua tibia", y no aporta elementos contundentes, incluso hay detalles erroneos y eso nos hace perder todo el crédito... por ejemplo, En Cuba solo jugarán Rusia, Serbia e Iran, el resto no,...

Imagen de Anónimo

lo mismo ocurre con la universidad

Imagen de Anónimo

Tu t tienes q preparate mejor,lo he comentado varias veces,Dennis jugo en Italia por cuba entre 1998-2000, y en el 2002 se qquedo alla,donde juega hasta hoy,chapucero

Imagen de Anónimo

El Estado cobraría un impuesto razonable y posteriormente los atletas podrían competir con el equipo nacional en eventos olímpicos o mundialesen esto si no estoy de acuerdo Ivan, este es el problema, el termino ´razonable´que es el que funciona ahora no ´funciona´socio, el Gran Hermano se quiere quedar con la mayor parte, en otras ranas es el 75%, no se cuanto sera aqui pero no debe andar muy lejos, entonces socio, ésclavitos de nuevo tipo´? no hombre no, mientras esas relaiones de produccion no cambien no tendremos un equipo estable ni en voly, ni en nada, o es que tu crees que el sacrificio que hacen los jugadores dia a dia no les machacha cuando llegan a la casa.?cheo malanga