Lunes, 26 de Agosto de 2019
Última actualización: 06:18 CEST
HUMOR

'Granma' acusa a humoristas cubanos de generar 'repulsa y burla' hacia los dirigentes

Pánfilo en 'Vivir del cuento'. (INVASOR)

El periódico Granma se quejó este jueves de que el humor cubano ha convertido en "blanco predilecto" del "ridículo" a los funcionarios, acusó a sus representantes de engendrar en el público "repulsa y burla" hacia estas personas y pidió "reírse un poco más" de otras figuras que identifica como el "maceta, el que roba, el contrarrevolucionario, el simulador, el vago".

"El personaje oficial, el cuadro político, el simple dirigente del barrio, el que alguna vez dirigió y ya no lo hace, e incluso los miembros de las instituciones del orden o la legalidad, se han convertido en blanco predilecto a la hora de armar los personajes más ridículos o los que asumen roles negativos en no pocas producciones audiovisuales (humorísticas o no) de los últimos tiempos", señaló el artículo.

El órgano del Partido Comunista de Cuba (PCC) criticó "decenas de películas, puestas televisivas o teatrales de los años recientes" donde "se hace perceptible la asignación a estos personajes de guiones sin muchos matices, que los reducen a personas torpes, incultas, desfasadas o tontas".

Acusa a sus diseñadores de engendrar entre los espectadores "sentimientos de repulsa y burla" hacia estos personajes.

El diario oficial pasa por alto que la crítica humorística a políticos, incluso a presidentes, es normal en muchos países del mundo. Las personalidades con cargos públicos saben que están expuestos a un escrutinio mayor por ser servidores del pueblo.

El autor del artículo de Granma se preguntó "¿por qué no reírse un poco más del maceta, del que roba, del contrarrevolucionario, del que nos agrede y bloquea, del que hace de la sociedad un espacio carente de disciplina, del simulador, del vago y hasta de los seudoartistas o seudointelectuales?".

El medio sostuvo que no se trata de "una defensa a ultranza de los cuadros de dirección o las autoridades, en los que subsisten muchos problemas y a veces no emplean los métodos más correctos para enfrentar determinadas situaciones", sino una crítica "a la superficialidad que se le otorga al tema".

Para Granma, "el arte traslada y entroniza estereotipos". Le preocupa que "a la larga la gente terminará por asociar dichas autoridades, sin excepciones, con la chapucería e incluso con el fracaso".

13 comentarios

Imagen de Guarapo

Como debe haberse quedado el Panfilo, tanto tiempo intentando no se le escape cualquier cosa que incomode y ahora van a joderle el negocio.

Imagen de Libertad Para Cuba

Es la unica crítica pública que se les puede hacer, o hay acaso algún mecanismo serio por el cual se les pueda interpelar a esos aludidos cuadros?Por que no abren un espacio televisivo donde se haga debate abierto con todos los aludidos que quieran y el pueblo, a ver si les va a gustar lo que van a oir

Imagen de Parfemio Protopileon Agamenandrido de Bubea

Vayan y lean los comentarios, ni uno en contra... pila de soplatubos alagando la censura y hasta proponiendo drásticas soluciones al "problemita" del humor. Todos muy graciosos.

Imagen de Atahualpa Yupanqui

Bravo por RTV Comercial que brinda propag@cción. Y digerible. Dirigible

Imagen de Torres

Es la primera vez que hago un comentario aquí, aunque he leído casi todos los comentarios de los participantes. En esta ocasión me decidí a comentar por la estupidez del artículo de Granma. Es bien sabido que la gente tiende a ridiculizar y criticar lo que está mal hecho, y que los servidores públicos son a veces la fuente principal de inspiración del humor popular, de los humoristas gráficos, y de los periodistas. Pero resulta que el papel sanitario por excelencia Granma no buscó bien las palabras al escribir su artículo e hizo la pregunta de “por qué no reírse del maceta, del que roba, del contrarrevolucionario, del que nos agrede y bloquea, del que hace de la sociedad un espacio carente de disciplina, del simulador, del vago, y hasta de los seudoartistas o seudointelectuales”. Lo que sucede es que todas esas cosas se resumen en los funcionarios públicos cubanos, sin que se salten uno solo de los adjetivos. El personaje oficial, el cuadro político, el dirigente de barrio, los miembros de las instituciones del orden viven mejor y por encima del resto del pueblo, por lo tanto son considerados macetas; ese estatus lo obtienen por apropiarse de cosas que no le pertenecen, por lo tanto roban; sus principios morales atentan contra lo que “profesan los verdaderos revolucionarios”-si es que los hay-, por lo que son contrarrevolucionarios; están siempre pretendiendo tener más trabajo que el mismo Dios, y dispuestos a resolver cualquier problema, para caer en el peloteo, el papeleo, esconderse detrás del buró, justificar lo mal hecho, dejar el trabajo para después, -léase para nunca-, en fin, simuladores y vagos; y de los que hacen del arte su trapo de cocina como Cacho que tira escombros al medio de la calle y filma a los necesitados, o a los comandantes especialistas del tweet que escriben con faltas de ortografía, o dicen barrabasadas como cultivar avestruces, seudoartistas y seudointelectuales. Ah, y para los que nos agreden y bloquean, sólo vayan a Lawton para ver como agreden a las damas de blanco cada vez que salen de su casa, y vean como bloquean con pancartas de decrépitos dirigentes la puerta de su casa; vean como bloquean la gestión de la iniciativa cuentapropista para dar opción a la mano extranjera que explota al nacional, no importa de donde venga. Entonces, creo que nos estamos riendo y estamos ridiculizando a los personajes correctos.

Imagen de pim-pam-pum

Ellos solitos se buscan la burla del pueblo. Con la cantidad de chistes que se han hecho a costa de ese maldito gobierno se podrían llenar tantos tomos como tiene la enciclopedia Espasa.

Imagen de KAL

El Consejo de Ministros debe redactar y publicar en La Gaceta Oficial una lista de "las cosas que son graciosas" y las que no lo son.  Así los humoristas pueden optimizar los chistes y dirigirlos debidamente, para que todo se haga de acuerdo a lo establecido.

Imagen de Kreutz

Este juntaletras es una marioneta de la dictadura y le dijeron: "Hay cuatro revoltosos que nos estan poniendo el dao malo, escribe un articulito de esos tuyos para que se tranquilicen". Luego los emperadores lo defenestran y siguen su vida de lujo en palacio porque como dijo el emperador romano Quinto Servilio Cepión: "Roma no paga a traidores", aunque la Piedra en Polvo cambio la frase a su manera en uno de sus kilometricos  discursos y gritó "Roma paga a los traidores pero los desprecia"

Imagen de Parfemio Protopileon Agamenandrido de Bubea

Bueno, ahora habrá que burlarse de periodistas tragaldabas como ese.

Imagen de Joshua Ramir

La culpa del rechazo a los dirigentes la tienen los humoristas

Necesita crear una cuenta de usuario o iniciar sección para poder comentar.