Viernes, 22 de Febrero de 2019
Última actualización: 21:17 CET
ballet

¿El fin de la 'era Alonso'? Viengsay Valdés es la nueva directora del Ballet Nacional de Cuba

Viengsay Valdés. (PRENSA LATINA)

La bailarina cubana Viengsay Valdés es la nueva subdirectora artística del Ballet Nacional de Cuba (BNC), lo que significa en la práctica que será la máxima autoridad en funciones de la compañía danzaria, reportó Cubanet.

Así se supo el 18 de enero en una reunión del consejo de dirección de la institución con el viceministro de Cultura Fernando Rojas, donde fueron citados personalmente, y no por correo electrónico, los principales directivos de esa institución.

En el reporte de Alberto Lima se apunta que la reunión, convocada sin más puntos en el orden del día que "asuntos artísticos", se informó también al consejo de dirección que será creado un comité artístico, que encabezará Viengsay Valdés, donde se tomarán las decisiones del trabajo de la compañía.

La Prima Ballerina Assoluta Alicia Alonso, de 97 años, que por su estado de salud ya no desempeña ninguna función real en la institución —que dirige desde su fundación en 1948, hace 70 años—, mantendrá el cargo de directora general del BNC, pero en la práctica, a partir de ahora, la conducción ejecutiva estará en manos de Valdés, que tendrá un contacto directo con las más altas instancias del Gobierno.

Alonso, quien se ausentó debido a una enfermedad del Festival Internacional de Ballet de La Habana que se celebró entre el 28 de octubre y el 6 de noviembre pasados, reapareció en público en diciembre para asistir a una cancelación filatélica, y su delicado estado de salud es conocido. 

Algunos miembros del consejo de dirección que estaban asumiendo importantes funciones, se hallan ahora desconcertados, entre otras razones porque ya no pueden atribuir sus decisiones a la directora general, como hasta ahora en los últimos años, lo cual ha sido una de las causas del hondo deterioro de la institución en todos los aspectos.

El reporte subraya que hay mucha incertidumbre, debido a que Valdés, aunque lleva 25 años en la compañía, no se caracteriza por mantener amistades, preferencias ni relaciones cercanas con ningún bailarín, trabajador ni directivo.

Según las fuentes de Cubanet —obligadamente anónimas—, aunque Valdés no despierta en general simpatías entre los miembros de la compañía por su carácter fuerte y su individualismo, todos han reconocido siempre su extrema seriedad, su gran capacidad de trabajo y su alta profesionalidad, fuera de "piñas" y manejos de poder, concentrada solo en que lo que haga tenga la mayor calidad posible.

Por esas cualidades, y por el poder y el apoyo que recibe desde el Gobierno, se espera que la actual Primera Bailarina de la institución emprenda pronto cambios radicales que permitan sacar al BNC de la mala etapa por la que pasa.

De entrada, ya hay que comenzar a preparar la gira por España que comienza en mayo —uno de los eventos más importantes del año—, lo que significa decidir, entre otras cosas, quiénes han de viajar.

Se ha convertido en una tradición que, por amiguismo, viajen técnicos que no van a trabajar, además de cargos y funciones inventadas para complacer relaciones personales, dejando en Cuba a personal médico y bailarines suplentes, entre otros, que sí resultan necesarios. 

Viengsay Valdés (La Habana, 1976), está considerada uno de los máximos exponentes de la Escuela Cubana de Ballet y es Primera Bailarina del BNC desde 2001. Se ha presentado también con algunas de las mejores compañías del mundo, como el Royal Ballet de Londres, el Ballet Mariinski, el Ballet del Teatro Bolshoi, el Royal Ballet de Dinamarca y el Washington Ballet, entre otras.

4 comentarios

Imagen de Un Cubano Libre

Más de lo mismo con relación al BNC.

Imagen de Parfemio Protopileon Agamenandrido de Bubea

Lo único que puedo decir de ella es que tiene nombre de chiva.

Imagen de Kreutz

No la conozco, asi que no puedo opinar de ella. Seria injusto

Imagen de Amadeus

!Qué nombrecito!! Jo!

Necesita crear una cuenta de usuario o iniciar sección para poder comentar.