Lunes, 5 de Diciembre de 2016
21:27 CET.
Música

El rap y el rock, asuntos no prioritarios en la agenda del Ministerio de Cultura

El retorno de Abel Prieto Jiménez como ministro de Cultura no ha significado cambio alguno en el panorama del rock y el rap cubanos.

La sala Maxim, sede de la Agencia Cubana de Rock, cumplirá el próximo noviembre un año de cierre, luego de que el Instituto Cubano de la Música (ICM) anunciara una supuesta "reparación capital".

En carta abierta, varios músicos del catálogo de esta Agencia denunciaron que, "como principal consecuencia de haber cesado el Maxim, se encuentra la casi inexistencia de conciertos de rock metal en espacios estatales y, por tanto, las bandas metaleras no tienen trabajo".

Recientemente, la dirección de la Agencia de Rock había logrado pactar presentaciones de rock metal los miércoles en el Salón Rosado, "pero un día a la semana no alcanza para dar trabajo a todo el catálogo, y los festivales que organiza la Asociación Hermanos Saíz (AHS) son una alternativa para presentaciones, pero no generan ingresos", agregó aparte uno de los músicos.

Una fuente del ICM, que pidió no ser identificada, dijo que "Abel Prieto parece haberse enterado recientemente de las problemáticas relacionadas con el cierre del Maxim".

La sala "estará cerrada otra larga temporada porque el proceso de reparación se reactivó con su regreso [de Prieto] al ministerio… pero desde el principio, porque durante todo este año no se había hecho prácticamente nada", añadió la fuente.

El público rockero también ha pasado del escepticismo a la "total frustración de vivir por segunda vez el escamoteo de un espacio genuino del rockanroll", dijo Leonel G. Rodríguez.

"Las dos últimas ediciones del Brutal Fest tuvieron que realizarse en espacios no afines con el rock: el teatro Lázaro Peña y el Balneario Universitario. Ni siquiera tienen respeto por la figura de María Gattorno, que durante todo este tiempo ha sido ninguneada por el ICM en su gestión por reabrir la sala Maxim", agregó.

María Gattorno, fundadora del proyecto "Rock contra sida" y directora del célebre Patio de María —cancelado por el Gobierno en octubre de 2003—, asumió la dirección de la Agencia a mediados de 2013, luego de que músicos del catálogo redactaran una carta de rechazo a la designación de Blanca Recodé Hernández por considerarla "alineada a conceptos totalmente alejados de los intereses del movimiento rockero cubano".

El rap, sin prisa y con muchas pausas

El rap tampoco atraviesa un buen momento. En mayo de 2015, la mayoría de las agrupaciones que integran la Agencia Cubana del género, enviaron una carta al entonces ministro, Julián González Toledo, en la cual denunciaban que la entidad "para lo único que ha sido efectiva es para contribuir al deterioro progresivo del rap cubano".

"El ICM ha desgastado nuestra buena fe con compromisos que nunca llegan a ninguna parte" y "en estos momentos estamos siendo más censurados que nunca", indicaron entonces los músicos.

Firmantes de aquella carta dijeron que González Toledo no accedió a una audiencia solicitada en el documento "por considerarlo de carácter amenazador y coercitivo".

Ramón López Díaz, AKA El Invasor, considera que "nada ha cambiado desde entonces porque en este minuto la Agencia no representa en absoluto los intereses del rap cubano".

"La suspensión del Simposio Internacional de Hip Hop fue como un tiro de gracia, y ninguno de los raperos presentes siquiera pidió una explicación. Ni la dirección de la Agencia ni los organizadores sabían quiénes ni por qué habían cancelado tanto las actividades teóricas como los conciertos. Pero lo más duro fue contemplar cómo los propios raperos se convirtieron en herramientas de censura, y no solo con su silencio", dijo.

El Invasor dijo que a inicios de octubre fue agredido físicamente en La Madriguera, sede de la AHS, en La Habana, luego de una discusión donde los raperos que organizan allí una peña le negaron subirse al escenario a cantar sus "temas contestatarios".

Para Alo, productor musical, y Mc, del grupo Osadía, "resulta triste 'el apagón' del rap en La Habana".

"Venía de Bayamo, como El Invasor, con la idea de ser parte y contribución de lo que un día fue un movimiento con fuerza y determinación de lograr cambios en la sociedad cubana. Lo primero que encontré es una Agencia que a duras penas dice representar al rap, no tener casi espacios para presentaciones, la revista Movimiento cancelada, invisibilizada en los medios y enemistada con no pocos de los raperos más emblemáticos. Ojalá y la nueva dirección sepa reencontrar algo del rumbo".

A finales de septiembre, Xiomara Madrazo Oquendo fue sustituida en sus funciones de dirección de la Agencia de Rap por Rubén Marín, director y Mc del grupo Primera Base.

Comentarios [ 5 ]

Imagen de Anónimo

Somos y seremos embajadores del enemigo, eso es indiscutible. 

Imagen de Anónimo

Puedo escribir esto con conocimiento pleno pues vivi lo del Patio de María desde el principio hasta el fin y funde como promotor el Maxim. Jorge Enrique, lo que ha hecho el hijo de p..de viceministro ICM Orlando Vistel es destruir por omision planeada(cierre por «reparacion») lo que no pudo destruir por invasion y desarticulacion(enviando a su hermana de santo Blanca Recode como directiva)  Los que conocemos un poco como funciona ese mojon llamado Ministerio de Cultura sabemos que nada es casual....Durante decadas el rock en cuba fue una guerrilla urbana como lo es ahora una parte del rap. De la unica manera que podran recuperar ese Maxim es que los grupos le demuestren al regimen que pueden existir y tener publico al margen de sus instituciones. El Patio nacio de una coyuntura semejante de cierre despues de lo que se recuerda como la «bronca del circulo social «Ferretero»(1ray20miramar-1987)..es cierto que el paisaje musical y sociocultural de la isla es diferente, pero hay un publico adolescente llegando en busca del rock y cansado de la guapetoneria y la especuladera del regueton. A ese publico se le atrae con los mismos metodos que uso en su momento el hip hop y luego el reggaetón....letras incendiarias, musica conectada al aqui y ahora, distribucion underground desde discos hasta el paquete semanal....

Imagen de Anónimo

@ 17:47>

Estupido, para bien o para mal USA no tiene "politica cultural". 

Primero se coge un chivatiente que un bobo. 

Punto y aparte: el MAXIM nunca fue "un genuino espacio para el rock". Las pocas veces que fui apestaba a institucion por los cuatro costados, nada que ver con el underground del Patio de Maria. 

Rock Institucional, le decia yo. 

Imagen de Anónimo

Si de quejarse se trata, debían quejarse de los otros miles de problemas que hay allí. "Resulta triste el apagón del rap"...¡manda cuero!

Imagen de Anónimo

Como la salsa y la bachata no lo son en la política cultura de USA, cuál es el problema?