Martes, 17 de Octubre de 2017
12:54 CEST.
Sociedad

Segunda 'Vista' al arte y la literatura independiente

El Festival Vista del Arte y la Literatura Independiente regresó a La Habana cinco meses después de su primera edición.

Tras el primer Vista era inevitable tener expectativas altas respecto al segundo. Meses atrás, cuando el director del festival, Víctor Manuel Domínguez, me contaba cuánto se proponía para esta edición, estaba preparada para escribir que este nuevo Vista había superado las expectativas. No fue así, pese a lograr mayor diversidad de manifestaciones artísticas: arte lírico, literatura, audiovisual y rap.

No deben obviarse dificultades como el cambio de sede el día antes del inicio y la imposibilidad de avisar a todos los que pensaban asistir; el fallo del transporte previsto para trasladar a las personas, la lluvia en algunos puntos de La Habana, y el intento de la Seguridad del Estado de suspender el Festival por la presencia de Marthadela Tamayo, Manuel Cuesta Morúa y Juan Antonio Madrazo Luna.

Víctor Manuel Domínguez aclaró a los agentes que este era un evento cultural y les mostró el programa. Al dejar inaugurado el Festival, reiteró el espíritu de Vista, de la revista Puente de Letras y del Club de Escritores Independientes: "Rescatar y promover la obra de los escritores y artistas cubanos donde quiera que estén y como quiera que piensen".

Pese a los contratiempos mencionados, asistieron unas 30 personas el día inicial, incluyendo miembros de la UNEAC, lo que Domínguez consideró una muestra del poder de convocatoria del evento. Pero no se alcanzó la concurrencia de la primera edición.

En la segunda fecha no hubo contratiempos, ni tantas personas como el primer día. Algunos que debían leer o presentar ponencias estaban enfermos o fuera del país, o tenían otras prioridades.

El propósito de ofrecer una Vista tan abarcadora del arte y la literatura puede convertirse en un obstáculo, pues alarga demasiado el evento. Quizás es necesario acortar el programa y pedir que no se lean textos ni ponencias extensos.

Me preguntaba por la pertinencia de escuchar el trabajo de Julio Antonio Aleaga Pesant, "En dictadura heterosexual, la homosexualidad es traición", incluido en la revista Puente de Letras, que sería presentada al día siguiente. El autor podía aprovechar la ocasión para dar pistas sobre el texto, pero solo llegaron cuatro ejemplares de Puente…

¿Por qué no integrar en un mismo panel las presentaciones "Hip hop cubano: voz y conciencia crítica de una sociedad estremecida" y "El rap cubano: sonando contra la corriente", de Leonardo Calvo y Marthadela Tamayo (que no fue a hablar de política) junto a Osvaldo Navarro, respectivamente?

Resultó acertado que La Alianza, compuesto por Navarro y Yoandry Quintana, cerrara el primer día de Vista con una presentación en vivo. Sus presentaciones en estos espacios demuestran la colaboración entre raperos y sociedad civil cubana a que se refirió Leonardo Calvo.

Hay que destacar en Vista a la cantante lírica Yoslaine Pérez Derrick, quien interpretó una pieza de la zarzuela Cecilia Valdés para abrir el Festival, y luego el "Ave María" de Franz Schuber, además de exponer sobre las afrocubanas en el canto lírico cubano, prácticamente ausentes. Otro muy buen momento fue la presentación del documental Pinero, pinero, de la realizadora Yaíma Pardo.

Durante la segunda jornada, que por las ausencias no fue demasiado larga, escuchamos tres crónicas del libro La familia real cubana, de Víctor Manuel Domínguez, presentado por Manuel Cuesta Morúa.

Domínguez comenzó a publicar estas crónicas en 1991, en Dedeté, firmadas como Nefasto. Como fueron censuradas, empezó a publicarlas fuera de Cuba. En estos textos, como afirma el autor, nadie escapa a la crítica. Lo demuestra "Despedida de un héroe", burla a quienes inventan persecuciones del Gobierno para abandonar el país.

De La familia… tampoco llegaron suficientes ejemplares. Lo mismo sucedió con Ghetto, del José Alberto Velásquez, presentado por Luis Pérez Castro, y Para dar de comer al perro de pelea, de Felipe Rojas, radicado en Miami, que no fue presentado por falta de tiempo. Estos libros fueron publicados por Neo Club Ediciones.

"Amolador de tijeras", cuento de Yanier Hechavarría, poeta y narrador, creó una atmósfera que atrapó al público y fue muy aplaudido.

El último texto leído en Vista fue "Soma: la píldora contra el silbido y la risa de la cultura", de Manuel Cuesta Morúa, que desmenuza el discurso cultural del poder en Cuba, a partir analogías con Un mundo feliz, de Aldous Huxley; El nombre de la rosa, de Humberto Ecco, y Trampa 22, de Joseph Heller.

Un fragmento como aperitivo, antes de su publicación en el próximo número de Puente de Letras: "Lo interesante de estos límites es que el discurso cultural del poder reconoce (…) que existe una cultura más allá y más debajo de la Revolución, y que la única forma de convivir con ella es controlándola con mecanismos extra culturales: administrativos, políticos, y en algunos casos judiciales…"

Vista debe y puede mejorar. Se necesitan una sede permanente y recursos que permitan contar con más libros y revistas. Pero sobre todo, los organizadores deberán ser más exigentes y apostar más por la calidad que por la cantidad de presentaciones y textos.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 6 ]

Imagen de Anónimo

Y los de Miami, que en Miami no son nadie, volver con la frente marchita... (cont...de anónimo 26 de setiembre - 16:43 CEST.) PERO EN REALIDAD HAY ALGUIEN EN MIAMI? 

Imagen de Anónimo

Qu[e sorpresa ver a  Ogsmande. Donde vive ahora? Antes estaba en Espanna. Alguien sabe?

Imagen de Anónimo

Solo falta que llegue Armando Añel a La Habana, que visite a Miguel Barnet, y que ambos lean su magnífica literatura...

Imagen de Anónimo

Aberrante. Todo acto de creacion artistica o literaria es independiente.

Imagen de Anónimo

La cultura tiene diferentes matices , y es necesario ajustarse a los tiempos actuales, el hecho de que en un evento independiente participen miembros de la UNEAC , ya es un avance .

Imagen de Anónimo

Y sigen con lo de arte indenpendiente y de más boberías. Estos sabehondos lo unico que quieren es que los de miami los invíten.