Lunes, 18 de Diciembre de 2017
19:04 CET.
Artes plásticas

Maikel Herrera y Nelson Domínguez: dos expresiones en el arte

En el Hogar materno doña Leonor Pérez, institución que se encarga de prestar ayuda a embarazadas y recién nacidos en el Municipio Habana Vieja, aún se puede disfrutar de la exposición Fuera del juego, del artista plástico e ilustrador de textos Maikel Herrera (1979, Vertientes, Camagüey).

Celebrado como "el pintor de los niños", por su impronta de retratar a los pequeños en series como La verdad parece un cuento, o Fiesta de príncipes, donde la inocencia es el sujeto y la luz constituye la fuerza expresiva, Herrera se ha ganado un lugar destacado en el universo de la plástica cubana.

Graduado de la Escuela Profesional de Artes Plásticas de su provincia y premiado en eventos internacionales, sus obras se encuentran en galerías de Puerto Rico, Cuba, Italia, Francia, Estados Unidos, Portugal y España.

Su trabajo es exquisito, depurado en las líneas del dibujo, con imágenes pletóricas de surrealismo imbricado en los símbolos nacionales, una imaginería que subraya lo fantástico y onírico dentro de su obra. 

En esta ocasión, el artista, aunque emplea sus acostumbrados tonos ocres, dorados, azules, blancos y rojizos, se aparta de sus paisajes con infantes, y busca ahondar en otras figuras, en este caso del celuloide. Dibujos animados y juguetes parlantes devienen aquí objetos inanimados que posan sustraídos de su contexto natural. Con esa comunicación recortada y tal vez sin sentido, se salvan en el trabajo recreado a partir del hiperrealismo y el cuidado en el detalle, distintivos que el artista plástico nos ofrece en la muestra.

Nelson Domínguez, movimiento y estatismo

Por su parte, de la generación de Zaida del Rio y Pedro Pablo Oliva, Nelson Domínguez, natural de Santiago de Cuba, es poseedor de una vasta obra dentro y fuera de la Isla, en colecciones privadas e institucionales.

Domínguez se distinguió en sus comienzos por usar los colores de la tierra en su técnica creativa, autenticidad que halló en la propia naturaleza. Artista y profesor de escuelas como la Escuela Nacional de Arte (ENA) y el Instituto Nacional de Arte (ISA), ha transitado por diversos estilos creativos, algunos arraigados a la religión afrocubana, y con una marcada influencia por las formas sensuales.

El pintor reaparece por estos días y ofrece una muestra compuesta por lienzos e instalaciones en su galería-estudio de la calle Oficios, en el casco histórico.

Las obras figurativas poseen marcadas características: son santos, mujeres piadosas, y un Cristo atormentado por las culpas, que a través de gruesos trazos revela un lenguaje cargado de dolor y misticismo.

Las instalaciones, en cambio, son preciosistas, realizadas en madera con minuciosa labor. Objetos enormes, sobredimensionados, se alzan en su perdurabilidad ante el hombre, símbolos que van más allá de lo cotidiano, y nos envuelven en la filosofía del movimiento, mientras otros nos hunden en el estatismo.

Obras de Maykel Herrera y Nelson Domínguez

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 3 ]

Imagen de Anónimo

Interesante nota sobre un tema clave para los cubanos en el exilio

Imagen de javier monzon velazques

Nelson Dominguez cada vez que abre la boca es para alabar al Coma Andante. Es un guataca lamec....

Imagen de Amadeus

Nelson Dominguez cada vez más mediocre.