Exilio

Presentan libro sobre correspondencia entre Raúl Rivero y Miguel Rivero

'Cartas de Cuba - Correspondencia entre dos disidentes' comprende el período en que Raúl Rivero estuvo encarcelado en Canaleta.

La inédita correspondencia que entabló el periodista Miguel Rivero con el poeta Raúl Rivero durante el encarcelamiento de este en Cuba es el tema del libro Cartas de Cuba - Correspondencia entre dos disidentes, presentado en Lisboa.

"Lo que más me llamó la atención fue la intención de infundir en un amigo preso (Raúl) esperanza, sueños, proyectos para el día en el que saliese de la cárcel, para romper de alguna forma el horizonte claustrofóbico de una prisión", dijo a EFE la periodista portuguesa Ana Glória Lucas, autora del libro.

Condenado por el régimen castrista a 20 años de prisión bajo la acusación de cometer "actos contra la independencia o la integridad del Estado", Raúl Rivero (Morón, 1945) cumplió entre rejas 19 meses, durante los que se carteó con su amigo de juventud Miguel Rivero (1939-2011), entonces corresponsal de la agencia EFE en Lisboa.

Las dos decenas de misivas publicadas en Cartas de Cuba - Correspondencia entre dos disidentes (editado en portugués por Aletheia) abarcan inicios de 2003 y finales de 2004, hasta que Raúl Rivero fue liberado de la prisión de Canaleta.

Para evitar la censura del régimen, el contenido de las misivas versaba sobre temas literarios, humorísticos, los recuerdos de ambos —llegaron a ser defensores de la revolución—, la vida cotidiana e incluso sobre la familia.

No obstante, la agudeza de las cartas permite una lectura implícita por la que es posible hacerse una idea de la dureza implacable del régimen cubano, convino Lucas, que estuvo casada con Miguel Rivero durante 17 años.

Afectuoso y tierno, Miguel dedicaba a su amigo versos de Sophia de Mello Breyner, Jorge Luis Borges o Fernando Pessoa para mitigar el sufrimiento entre rejas, mientras Raúl acogía con emoción cada carta de su "hermano lisboeta", con quien no tenía parentesco, a pesar de compartir el apellido.

El libro también descubre el papel de Miguel como intermediador para la liberación de Raúl: "Él (Miguel) siempre intentó mantener el sigilo sobre todos estos esfuerzos", sostuvo la autora.

Desde Lisboa, Miguel Rivero intermedió para que Plinio Apuleyo Mendoza, entonces embajador de Colombia en Portugal, contactase con su íntimo amigo Gabriel García Márquez para que este intercediese en favor de la liberación de Raúl.

"De García Márquez se conoce su larga amistad con Fidel (Castro) y también por ayudar a intelectuales cuando están en una situación de persecución", expuso Lucas.

Y así ocurrió, pues el poeta salió de la prisión de Canaleta después de una "campaña internacional" en la que España también tuvo un papel decisivo.

Raúl Rivero, quien está exiliado en Madrid desde finales de 2004, se convirtió en uno de los símbolos de la disidencia y el Gobierno español le concedió en 2012 la nacionalidad española.

Miguel Rivero, que tenía también nacionalidad portuguesa, fijó su residencia en Lisboa en los años noventa después de una dilatada carrera como corresponsal en Indochina, Francia, Gran Bretaña, África y China para la agencia oficial Prensa Latina.

Desengañado con el régimen desde finales de los 80, Miguel, periodista en la delegación de EFE de la capital lusa durante más de una década, se destacó por su infatigable labor dentro de la disidencia cubana en Europa hasta su fallecimiento en el julio de 2011, a los 72 años de edad.

Comentarios [ 2 ]

Imagen de Anónimo

Gracias, Ana Gloria por publicar este libro representativo que pasa a formar parte un poco de nuestra historia y que ejemplifica como la dictadura en Cuba intenta reprimir todo tipo de manifestacion con brutales golpizas, encarcelamientos y exilio adonde van a parar la mayoria de periodistas cubanos que tienen un poco de verguenza. Es un lindo homenaje a ambos periodistas una historia verdadera de amistad, por suerte pude ser testigo de los esfuerzos de Miguel por ver libre a su amigo Raul.  Ojala esta amistad algun dia pueda penetrar en todos los cubanos que en verdad adoran a su "Patria" y terminar con estos criminales que gobiernan nuestro pais.

Imagen de Anónimo

Este  articulo  nos  demuestra como un hombre  con  sus valores  puede  apoyar a otro en los momentos mas  dificiles de la prision de Raul Rivero tuvo el apoyo de Miguel Rivero,aunque la sensura de la DICTADURA  de los Castro  estaba  por medio,todavia  quedan  muchos presos de Canaleta  que  pueden  describir el horror de  esta  prision y de todos las  demas creadas  para  aniquilar al hombre  por sus ideas.Por eso nos preocupa  tanto la conducta del  arista Willy  Toledo como  este  señor se ha declarado  abanderado de la  conducta de  estos  DICTADORES  el de verdad  cree  que sabe  todo lo  que el pueblo de Cuba ha  sufrido y  continua  sufriendo,como una persona desde una pelicula que el regimen le ha vendido  puede  opinar.Es  necesario  que  este señor  salga de la  casa donde  vive en Cuba  con los euros  que  tiene y  que vea  como  viver el cubano de a pie.ARTISTA DE  PACOTILLA.