Domingo, 18 de Noviembre de 2018
Última actualización: 23:14 CET
Música

El rock, otra vez en la mirilla

Escenario del Teatro Maxim Rock. (JUVENTUD REBELDE)

Una década después del cierre del célebre Patio de María, la escena rockera y metalera cubana se enfrenta nuevamente al peligro de otro desalojo.

Esta vez el golpe pretende ser mucho más demoledor, y va dirigido contra la agencia estatal del género. También apunta contra el Teatro Maxim Rock, lugar donde regularmente actúan las bandas.

El 20 de julio de 2007, en horas del mediodía, se inauguró oficialmente la Agencia Cubana de Rock. Inicialmente estuvo ubicada en dos pequeñas oficinas en el Museo Nacional de la Música. Al año siguiente se completaron las obras de restauración y habilitación de una antigua sala de cine, cercana a la Terminal de Ómnibus Nacionales.

Estos trabajos incluyeron la modificación del salón de proyecciones, para adaptarlo como sala de conciertos. También se acometió la construcción de oficinas y de un salón de reuniones.

La sala de conciertos fue insonorizada, climatizada y equipada con un sistema de luces y sonido. El antiguo cine fue rebautizado con el nombre de Maxim Rock, y desde septiembre de 2008 pasó a ser también la nueva sede de la agencia estatal. Desde entonces, ha sido una manzana de la discordia.

El comisario Vistel

Directivos del Instituto Cubano de la Música (ICM), entre ellos Orlando Vistel, nunca estuvieron de acuerdo con entregarle el espacio a los rockeros. Pero la decisión estaba firmada por el entonces ministro de Cultura Abel Prieto, y todos tuvieron que asimilarla.

Sin embargo, dichos funcionarios alentaron el torpedeo solapado contra la agencia. Al no poder desarticularla, optaron por aislarla. Se le aplicó la clásica técnica del bonsái. A seis años de creada, solamente cuenta con un teléfono, dos computadoras y cero acceso a correo electrónico e internet.

En mayo último, la directora-fundadora, Max Yuri Ávila, decidió quedarse en EEUU. Había viajado a ese país al frente de una delegación con tres agrupaciones que tampoco retornaron a la Isla.

El 11 de junio asumió la dirección Blanca Recode, designada por el actual viceministro de Cultura y presidente del ICM, Orlando Vistel.

Recode llegó imponiendo una dinámica represiva de corte fascista, disfrazada tras supuestas "medidas para rescatar la disciplina laboral". De manera señalada ha propiciado el éxodo obligado de la mayoría de los trabajadores administrativos.

En su lugar, ha contratado a una autentica "mafia", con la cual se siente plenamente a gusto. Como nunca antes, han ocurrido robos y pérdidas de dinero en las oficinas y en la propia taquilla del teatro.

Estos hechos han sido cubiertos con un escandaloso manto de impunidad.

Por otra parte, los técnicos y el personal de servicios de la sala de conciertos se hallan bajo presión y amenaza de despido.

La estrategia para disolver la agencia

Recode y sus cómplices están creando condiciones para "demostrar" que el rock no es rentable a nivel profesional. Tienen a su favor diversos factores: el circuito nacional de giras y conciertos está bajo el control de una cadena de funcionarios corruptos. Estos gozan de la impunidad que les ofrece la militancia en el Partido Comunista.

La radio y la televisión continúan ajenos a lo que ocurre con el rock. En un país donde todos los medios son estatales, no se ha propiciado ni un solo espacio especializado en emisoras de alcance nacional.

El Teatro Maxim nació como un lugar diferenciado para el rock. La historia del género en la Isla se ha caracterizado por la existencia, durante décadas, de un rechazo político y también social. Rechazo que forma parte de la formación familiar y cultural de capas poblacionales identificadas, por ejemplo, con la música popular bailable.

En las últimas semanas, en el escenario del Maxim se están presentando agrupaciones de ese corte. Se trata, según la administración, de "hacer rentable el espacio, para no tener que cerrar la agencia".

Por otra parte, se pretende evaluar la calidad interpretativa de los rockeros sobre la base de su dominio de géneros de la música popular bailable. Todo un retroceso a los grises años setenta del pasado siglo. Quien no se pliegue a esta imposición, pierde su categoría profesional y se queda sin trabajo.

De hecho, la "reglamentación" significa una clara sentencia de muerte contra las agrupaciones rockeras.

¿Aceptado o tolerado?

Da la impresión de que el ataque contra la Agencia de Rock va dirigido, en igual medida, contra la existencia del género en el entorno sociocultural cubano. Y prueba que el rock en la Isla nunca ha sido aceptado, sino "tolerado", bajo determinadas coyunturas, como un elemento más para el lavado de imagen del régimen.

Las bandas de la agencia están sufriendo irregularidades y manejos turbios. La directiva ha llegado a boicotear presentaciones en eventos fuera de la capital. En otros casos, ha incumplido con el pago a los músicos. El descontento entre los miembros es creciente. La situación va a provocar una explosión.

Es evidente que la acción de Blanca Recode y sus colaboradores está siendo protegida por funcionarios del más alto nivel del Ministerio de Cultura.

Como hace cinco décadas, el rock en Cuba vuelve a estar en la mirilla de la dictadura.

12 comentarios

Imagen de Anónimo

Julio Arre-Bolo: Y que nos dices de las orquestas de musica popular cubana y los carnavales populares? Con los oscuros alborotados alrededor de las pipas de cerveza, la peste a garajo colectiva enrareciendo el ambiente, la guaperia en su punto de caramelo y las puñalas, navajazos y punzonazos cada 5 minutos?Roquero Empedernido

Imagen de Anónimo

Arrebola, es verdad los Beatles fueron agentes de influencia de Her Majesty's Secret Services y Jimi Hendrix de la CIA.

Imagen de Anónimo

No me opongo al Rock ni a ningun genero pero hay que entender las medidas que tuvo (y tiene) que tomar la Revolucion para defenderse de sus enemigos. El rock fue usado por el imperialismo para penetrar ideologicamente a la juventud no solo cubana sino de todo el campo socialista inoculandole vicios ajenos a las normas sanas de convivencia y desarrollo espiritual como pelos largos, vestimentas estrafalarias, rotas y sucias, malos habitos higienicos, drogadiccion, tatuajes, griteria y promiscuidad y poco respeto por los espacios de convivencia publica.Julio Arrebola

Imagen de Anónimo

´´La radio y la televisión continúan ajenos a lo que ocurre con el rock. En un país donde todos los medios son estatales, no se ha propiciado ni un solo espacio especializado en emisoras de alcance nacional´´. Eso no es cierto. Recuerdo que en Radio Bayamo habia un programa dedicado al rock. El animador del mismo, que reside ahora en Canadá se despedía con su apellido reformado: Rock-dríguez. El programa estuvo en el aire durante años.

Imagen de Anónimo

Es que un régimen intolerante en esencia es imposible que sea abierto y tolerante  con un género tan ilbertario. Abajo la burocracia de que se sirve la dictadura para sus hijeputadas

Imagen de Anónimo

el maxim despues de que lo conviertieron en la sala de conciertos de la agencia cubana de rock, fue una de las salas mas comodas que tiene la habana, con aire acondicionado, una barra, reservado, y tremendo audio, y un escenario bastante grande...yo pertenecia a la agencia cuando yuri la presidia, y es verdad que no llegaba al nivel de las bandas de musica popular, pero ibamos ganando poco a poco un espacio en la cultura cubana...desde que pusieron a la mafiosa esa a trabajar eso se ha convertido en un circo...como es eso de que van a poner a los grupos de metal a evaluarse con musica bailable?, es como si pusieran a van van a tocar un tema de combat noise...eso es lo que pasa cuando ponen a gente incompetente e ignorante en cargos que les quedan grandes, pero bueno, al parecer eso en nuestro pais ya se ha convertido en algo normal...que asco!

Imagen de Anónimo

Eso es tolerado; pero no aceptado por una simple razon: Si se pudiera hacer una campanna internacional por los derechos de los rockeros alli se ponia Mariela Castro Espin como representante de ellos, daria cursos y conferencias en todo el mundo acerca de los avances que ELLA ha logrado para esos grupos marginados y discriminados y puede que hasta le dieran un premio en EEUU por su labor como lider de los rockeros tambien; pero ese momento en la politica de los castros aun no ha llegado, tienen menos prioridad que los homosexuales!

Imagen de Anónimo

Nacido en Trancas, me mataste...

Imagen de Anónimo

En los 80's en las provincias centrales del pais habia una directiva que las bandas de rock estaban obligadas a tocar dos temas "populares y en espanol" en cualquier presentacion, de no hacerlo eran sancionadas. Asi algunas le echaron mano a "Con tu Blanca Palidez" (version de Whiter Pale of Shade) y "O tu o nada" todas con poca cadencia tropical; enfurezidos por el recodo entonces dieron a cada banda una lista de instrumentos que debian tocar y en muchos casos obligaron a los roqueros hasta a emplear musicos que dominaban estos instrumentos, entre ellos las tumbadoras, cencerros y guiros. Llego al punto que cuando la banda estealemana Karat dio una gira por Cuba le pusieron un par de negros asorados en el fondo asignados por el Centro Provincial de la Musica tocando una tumbadora y un cencerro de lo cual no se oia pero los negros estaban felices porque les daban bocaditos al final de las presentaciones y hasta vi a uno unas semanas despues y tenia la camisa que le jineteo al cantante del grupo.Nacido en Tranca

Imagen de informes psicologicos

Es absolutamente responsabilididad del Ministerio de Cultura y del Instituto Cubano de la Musica lo que sucede ahi, lo que debe suceder es que inmediatamente debe ser removido del cargo todo funcionario que trate de sacar provecho de las finanzas de la Administracion Central del Estado, pues al final estan empleando mal los recursos proveninetes del sudor del pueblo revolucionario y trabajador.

Necesita crear una cuenta de usuario o iniciar sección para poder comentar.