Lunes, 20 de Mayo de 2019
Última actualización: 17:08 CEST
Emigración

La Policía hondureña detiene a dos traficantes de personas que trasportaban a cuatro cubanos

Autoridades hondureñas en un operativo anterior. (LA PRENSA)

Las autoridades de Honduras detuvieron este domingo a dos hondureños, supuestos traficantes de personas (conocidos como "coyotes"), por transportar de manera ilegal a cuatro ciudadanos cubanos, cuyo destino final era Estados Unidos, reporta EFE.

La detención, según un comunicado de la Policía hondureña, se produjo en el sector de Pavana, departamento sureño de Choluteca, fronterizo con Nicaragua. Los emigrantes viajaban en un vehículo conducido por los "coyotes".

Los presuntos traficantes, que no fueron identificados, fueron puestos a disposición judicial y serán acusados de transportar ilegalmente a cuatro emigrantes.

La Policía señaló que los dos hondureños trasladaban a los cubanos desde Choluteca, hacia la frontera con Guatemala para seguir en ruta hacia Estados Unidos.

Los detenidos, según la Policía hondureña, forman parte de una banda que se dedica al tráfico de personas y opera en las regiones sur, centro y occidente del país.

Los cubanos permanecían este domingo detenidos en una oficina del Instituto Nacional de Migración en Choluteca, donde las autoridades decidirán si les conceden un permiso para que crucen el territorio o los deportan a Cuba.

La operación fue coordinada por agentes de la Dirección Nacional de Servicios Policiales Fronterizos y la Unidad Trasnacional de Investigación Criminal.

Las autoridades hondureñas han detenido en lo que va de 2019 a más de 2.000 emigrantes extranjeros, incluidos 142 menores, en diferentes puntos aduaneros, por ingresar de forma irregular en el país, según cifras del Instituto Nacional de Migración.

El año pasado, de acuerdo a datos oficiales, fueron detenidos en Honduras más de 4.000 emigrantes, en su mayoría en puntos cercanos a las fronteras con Nicaragua y Guatemala.

En los últimos nueve años las autoridades hondureñas han retenido a 70.271 emigrantes indocumentados por ingresar de manera irregular en su territorio con intención también a Estados Unidos.