Martes, 23 de Abril de 2019
Última actualización: 01:57 CEST
energía

El Gobierno comprará energía a inversores extranjeros para reducir su dependencia del petróleo venezolano

Parque fotovoltaico en Cuba. (CUBASI)

Las autoridades cubanas pagarán a las empresas que generen energía solar fotovoltaica al Sistema Electroenergético Nacional, indicó al diario oficial Granma Ana Teresa Igarza, directora general de la Zona Especial de Desarrollo Mariel (ZEDM)

La funcionaria no dió una cifra exacta por megawatts, pero especifica que sería "al mismo precio que tendrían que pagar (los usuarios) por la adquisición de energía generada a través de combustibles fósiles".

Para ello, se instalará el primer parque fotovoltaico con capital extranjero en la ZEDM a partir de noviembre. El parque fotovoltaico tendrá capacidad para generar 102 gigavatios/hora anuales y contará con más de 300.000 paneles en sus tres ubicaciones fundamentales, según explicó el presidente de la empresa Mariel Solar S.A., Bernardo Fernández, a EFE.

Según el funcionario, en cada ubicación y dependiendo del tamaño de los predios a utilizar, se va a construir una instalación que cubrirá toda la superficie disponible con paneles fotovoltaicos.

Mariel Solar S.A surgió de una licitación de la compañía estatal Unión Eléctrica de Cuba, que fue otorgada a la empresa británica Hive Energy.

El funcionario indicó que, tras la adjudicación del proyecto en 2016, comenzó un proceso de negociación de los contratos de compraventa de electricidad, y una vez obtenidas las autorizaciones para ser usuario de la ZEDM concluyó el proyecto técnico, consiguieron la financiación y están listos para empezar la construcción del parque.

Cuba recibe un promedio de radiación solar de más de 1.800 kilovatios por metro cuadrado al año, por lo que especialistas de esa materia consideran que esas emisiones pueden convertir al país caribeño en una potencia energética a partir del uso de las fuentes renovables.

De acuerdo a cifras oficiales, de la electricidad generada por Cuba solo un 4% proviene de fuentes renovables.

La Isla solo produce el 40% del petróleo que precisa, por lo que busca cambiar la matriz energética de cara al 2030 y espera cubrir con energías renovables el 24% de toda la generación del país (alrededor de 2.300 megavatios).

Con ese plan, el país intenta reducir la dependencia energética del crudo subsidiado de Venezuela, un suministro que se ha debilitado considerablemente en los dos últimos años por la crisis económica en el país suramericano y la caída de los precios del petróleo.

Ese programa se basa fundamentalmente en la construcción de centrales bioeléctricas y parques solares y eólicos, aunque también incluye la instalación de calentadores solares y módulos solares fotovoltaicos, así como la sustitución de millones de bombillas tradicionales por luces LED, entre otras acciones.

1 comentario

Imagen de Balsero

O los británicos quieren lavar dinero, o son ingenuos. Esto será en Mariel, la finca de López-Callejas.

Necesita crear una cuenta de usuario o iniciar sección para poder comentar.