Lunes, 21 de Mayo de 2018
Última actualización: 22:53 CEST
Sociedad

Estudio: el acoso homofóbico provoca un alto índice de abandono escolar en Cuba

Estudiantes de Secundaria Básica. (ACN)

Personas trans y mujeres lesbianas dijeron haber abandonado sus estudios debido a situaciones de acoso escolar, reveló una investigación retrospectiva sobre homofobia y transfobia en el ámbito escolar, que realizó el estatal Centro Nacional de Educación Sexual (CENESEX), reporta la agencia IPS.

Elaborado por un colectivo de cinco autoras, el estudio exploratorio y retrospectivo sobre violencia homofóbica y transfóbica en la trayectoria escolar de activistas lesbianas, gays, bi, trans e intersexuales (LGBTI) ha servido de base para la oncena edición de las Jornadas contra la Homofobia y la Transfobia, que organiza el centro dirigido por Mariela Castro, hija de Raúl Castro.

Según IPS, para el informe las investigadoras encuestaron a 90 personas adultas de las redes comunitarias acompañadas por el CENESEX, provenientes de La Habana, Villa Clara y Santiago de Cuba.

La escolaridad concluida de la población estudiada estuvo concentrada en la enseñanza media y, en el momento de la investigación, 25 personas se encontraban cursando estudios superiores, en su mayoría hombres gays.

No obstante, 22 sujetos indicaron haber abandonado los estudios en algún momento de su trayectoria escolar y solo nueve volvieron a reincorporarse, la mayor parte fueron personas trans que buscaron concluir el bachillerato.

La edad promedio del abandono de estudios estuvo concentrada en los 16,6 años, al culminar la enseñanza secundaria, con una representación mayoritaria de personas trans.

De las 22 personas que refirieron haber abandonado los estudios, 13 alegaron que la decisión estuvo vinculada con las situaciones de violencia de las que fueron víctimas en el espacio escolar, una vivencia que predominó entre personas trans y mujeres lesbianas.

Las burlas e insultos fueron las manifestaciones de acoso más frecuentes que rememoraron las personas encuestadas, seguidas por las amenazas, los maltratos físicos, ignorarles y robarles pertenencias.

"No hay ningún lugar del ámbito escolar que escape del fenómeno", advirtió el informe, que identificó como momentos de mayor riesgo la salida y entrada a la escuela, el tiempo entre clases y el receso en el patio.

Según el estudio, los baños y los albergues fueron los espacios de mayor ocurrencia de actos de abuso en escuelas de régimen interno, con agresiones verbales que podían acompañarse de violencia física.

La respuesta de las instituciones educativas se centró en el cambio de régimen de estudios o en el aislamiento de las víctimas, apuntó el informe.

Las investigadoras enfatizaron que las medidas implementadas pudieran considerarse una forma de revictimización, pues afectaban a las personas que sufrían el acoso y no a quienes lo cometían.

Como personas perpetradoras de la violencia o acoso, predominaron por amplio margen el propio estudiantado, seguido del claustro docente, el personal de apoyo y familiares de las víctimas.

Las redes de apoyo dentro de la escuela fueron prácticamente inexistentes, precisó la investigación, la cual constató una tendencia a normalizar las situaciones de violencia.

El apoyo, cuando ocurrió, provino de estudiantes que intervenían para que cesara el maltrato. La actitud del profesorado estuvo dirigida a silenciar los hechos y a ubicar la culpa en las víctimas, refirió la muestra estudiada.

Las personas afectadas decidieron no hacer la denuncia cuando sufrieron violencia por homofobia y transfobia, ya fuera por no sentirse preparadas para hacer pública su orientación sexual, el inmovilismo del profesorado y el temor a las consecuencias por la doble estigmatización.

Ante las situaciones violentas, los mecanismos más utilizados por las víctimas fueron ignorar lo que les decían, aislarse, tratar de no llamar la atención o responder también con agresividad.

La violencia homofóbica y transfóbica experimentada tuvo un impacto en la salud mental de las víctimas, asegura el estudio.

Temores, miedo ante la reacción de las personas cuando denunciaban, bajo rendimiento escolar y rechazo a la escuela, fueron algunas de las consecuencias observadas.

Sin embargo, adujo el informe que, cuando participantes en la investigación reflexionan y evalúan esas etapas de sus vidas, refieren que tales situaciones influyeron de manera positiva con el paso del tiempo porque robustecieron su carácter.

El estudio concluye que la violencia homofóbica y transfóbica en el escenario escolar es reflejo de la homofobia y la transfobia social existente en Cuba.

La reincorporación a los estudios y la recomposición de los proyectos de vida de las víctimas es un indicador del cambio para la sociedad y la escuela cubana, consideraron las autoras, aunque las experiencias incluidas en la investigación corresponden a personas que ya no se encuentran en secundarias básicas o preuniversitarios.

Recomendaron sensibilizar a las organizaciones juveniles para que funcionen como redes de apoyo ante situaciones de violencia en el ámbito escolar y potenciar la formación de docentes y personal de apoyo para la prevención del acoso homofóbico y transfóbico.

También que las autoridades educativas fortalezcan la supervisión de los lugares de mayor prevalencia de la violencia homofóbica y transfóbica.

Comentarios [ 12 ]

Imagen de Anónimo

No existe el dia del herosexual pues todos lo dias son una verdadera manifestacion de heterosexualidad.  Sin embargo existe el dia de la mujer, el dia del maestro, el dia del bombero y asi sucesibamente. Se necesita el dia de la homosexualidad por que somos una minoria constantemente atacada y vilipendiada.  Por esa misma razon se necesitan leyes que nos protejan contra las personas que piensan que no tenemos derecho a existir y si existimos debemos estar en un lugar donde nadie nos vea y apenados de nuetra manera de ser.  Nadie es homosexual por que quiere serlo como nadie es hetrosexual por la misma razon.  Cada ser humano nace con su propia identidad sexual y nadie puede cambiar eso.  Se puede reprimir con las sabidas consequencia que lleva la represion de la sexualidad.  En ambos casos eso lleva a individuos de moral deformada y mentes malsanas que solo traen sufrimientos a ellos y a quienes los rodean.  

Imagen de Anónimo

Camilo J Marcos_Weston_Fl 15 de Mayo de 2018- 13:32. La homosexualidad no es contagiosa la homofobia si.    Los homosexuales han existido siempr y siempre existiran.  Nacemos de la relacion heterosexcual y somos parte de ustedes.  No cesaremos de exigir los derechos que usted nos quiere quitar al decir que no somo "normales" cuando en realidad somos mejores y mas normales  que muchos de ustedes.  Si salimos a la calle a expresar nuestra identidad es por que personas como usted piensa que no debemos ser vistos y mucho menos considerados seres humanos.  Su lenguaje es homofobico y le niega a los homosexuales una normalidad que usted piensa solo le pertenece a ustedes.  Si en realidad usted respetara a sus familiares homosexuales deberia oir y informarce sobre eso sin miedo a que se vaya a contagiar.  

Imagen de Anónimo

Cuantos de ellos terminaron prostituyendose? Just asking...

Imagen de Camilo J Marcos_Weston_FL

@19:31 Es verdad que yo quiero mucho a mis amigos y familiares homosexuales. No tengo que justificarme porque es obvio que expreso lo que siento. He leido tu discurso y aprecio una evidente sobre-respuesta. No estoy pidiendo a nadie que esconda sus tendencias sexuales, simplemente, que no se pasen, que no sean exhibicionistas. Acaso existe el Dia del Orgullo Heterosexual? Nunca lo he visto anunciado. Y eso que la humanidad le debe su crecimiento a los heterosexuales. Si los homosexuales fueran mayoria, como algunos pretenden demostrar, se acabaria la especie humana. 

Imagen de Anónimo

Hay que comenzar por explicarle a los estudiantes cubanos qué es HOMOFÓBICO. Puede que crean que es un nuevo plato de comida creado por la Primera Dama. NO , no estoy hablando del General Mariposón, estoy hablando DE LA NUEVA 1ra. DAMA.

Imagen de Anónimo

Ahí es donde se ve que el proyecto de la cuatrera de Mariela no es más que su negocio privado y para su beneficio y no porque le interese el bienestar de ésta comunidad, -éso lo sabe todo el mundo-, porque si de verdad su intención es ayudarlos, pues por ahí es por donde se empieza, por las escuelas, pero.. qué carajo Mariela va a enseñar si en ese país no existe el respeto ajeno?

Imagen de Anónimo

Nada indica mas homofobia que aquellos que dicen tener amistades y conocidos homosexuales para justificar sus comentarios. La idea de mantener a grupos especificos encerrados y sin poder expresar lo que sienten se remonta a siglos pasados; y huele a opresion. Es una pena que todavia existan cubanos con pensamientos homofobicos y que traten de aplastar a quien sin culpa nace de manera diferente. Nadie le pide a los heterosexuales que cambien y que se contengan a la hora de darle un piropo grocero a una mujer; o que se comporten diferente. Asi mismo quieren los homosexuales que se les trate; no hay que amarles sole respetarles e incluirlos en las diferentes actividades de las comunidades. Asi de simple.

Imagen de Anónimo

Más de lo mismo que sucedía en mi generación hace más de 40 o 50 años atrás. Lo de Cuba no tiene comparación la peor Tiranía de la Hisyoria moderna.

Imagen de Camilo J Marcos_Weston_FL

Hum!!, tanta combatividad me apabulla. Reconozco mis prejuicios. Otros no los reconocen. Voy a hacer una analogia para que interpreten mejor como se siente uno ante la avalancha de imagenes y expresiones que tratan de convencer al mundo de que la homosexualidad es la regla y no la excepcion. Estos versos de Heberto Padilla (que no tienen nada que ver con el tema) son esa analogia: "Los poetas cubanos ya no sueñan (ni siquiera en la noche)... Van a cerrar la puerta para escribir a solas... y el mundo de sus bocas fluye... y está obligado el ojo a ver, a ver, a ver"

Imagen de Anónimo

Camilo J Marcos_Weston_FL: Usted todavía es muy homofóbico a pesar de todas las amistades y familiares homosexuales que tiene. Que un grupo minoritario aspire a vivir libremente su sexualidad en igualdad con los heterosexuales, sin que se les acose y abuse por ello no es querer tener mérito alguno, ni tampoco algo ridículo, como le parece a usted. Tocarse el trasero, decirse piropos y estarse comiendo la boca en público con otra persona es desagrable tanto si lo hacen heterosexuales, como si son homosexuales, pero tomarse la mano, que seguramente a usted le molesta también, no tiene nada de reprochable. Y la boda, discúlpeme usted, es un evento en el que los comprometidos deciden hacer público su enlace. ¿Por qué tendrían que celebrar los homosexuales las suyas escondidos en algún sitio para no lastimar la sensibilidad de individuos prejuiciosos como usted? Si no le gusta ver una boda gay, no la vea. Mire para otro lado, colóquese una venda en los ojos o simplemente no asista a una, si acaso lo invitan, pero en todo caso, estimado señor, viva y deje vivir, que la vida es muy corta para malgastarla aparentando lo que no se es.

Importante: Cualquier utilización del sitio significa conformidad con los términos y condiciones de uso.