Jueves, 22 de Febrero de 2018
00:00 CET.
Corrupción

Un obrero denuncia corrupción y violación de derechos laborales en el puerto de Cienfuegos

Por su actitud, Roque Iván Martínez ha sido expulsado de su puesto. (ASOCIACIÓN SINDICAL INDEPENDIENTE DE CUBA)

Comentarios [ 1 ]

Imagen de Maiquel Pavon Almaguer

 Cae oficial de la Seguridad (Douglas Torres Pupo) a cargo de represión a familia de Zapata Tamayo  Un oficial de alto rango del Ministerio del Interior (MININT) que estuvo entre los agentes a cargo del caso del fallecido opositor Orlando Zapata Tamayo, y la posterior represión a sus familiares y disidentes que protestaban por la muerte del preso político en Holguín, habría caído en desgracia, según confirmó una fuente a Martí Noticias. Se trata del teniente coronel Douglas Torres Pupo, que durante años se identificaba como jefe de la Sección 21 (Enfrentamiento al Enemigo), Primer oficial de Enfrentamiento o Jefe de Grupo Operativo de ese órgano represivo, indistintamente. Junto a Torres Pupo habrían caído en un caso anticorrupción por lo menos tres oficiales más del MININT, relacionados con el impago de salarios a Oficiales Honorarios (OH) y gastos operativos en el Departamento Técnico de Investigaciones (DTI) en esa provincia del Oriente de Cuba. Según entrevista concedida a Radio Martí por el opositor Déxter Pérez Rodríguez, además de Torres Pupo (Jefe del DTI), fueron defenestrados (sin que aún se sepa la envergadura de la sanción) el mayor Léster Ávila Velázquez (jefe de la sección de Robo con Fuerza) y un capitán de apellido Carballosa. Déxter Pérez basa su información en fuentes a las que tuvo acceso en la ciudad y a su vez quisieron denunciar el caso debido a que Douglas Torres se había destacado entre los años 2006 y 2012 como un activo represor de los disidentes holguineros, a cargo de la sección 21 (Enfrentamiento al Enemigo) de la Seguridad del Estado. “En este caso corresponde a la Dirección Provincial del DTI en Holguín. Estas personas se apropiaban (…) del pago a los Funcionarios Honoríficos (FH), que ellos les pagan un salario mensual y hacía varios meses que no se les estaba pagando ese dinero, y al parecer eso llegó hasta la Fiscalía Militar”, explicó Déxter Pérez en entrevista al programa Contacto Cuba, de Radio Martí (A partir del minuto 3:52). Déxter Pérez, activista de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU), dijo que conoció que ese departamento del DTI “fue fiscalizado en el mes de mayo (2017) y se detectó que estaban cobrando ese dinero y esas tres personas se lo estaban embolsillando. En el mes de julio esas tres personas fueron expulsadas del MININT, los retiraron de sus cargos y pienso que debe de haber contra ellos una acusación en la fiscalía”. Martí Noticias contactó vía telefónica al ex oficial Douglas Torres, pero al identificar al periodista se negó a hacer declaraciones y se limitó a exponer su sentido de pertenencia al cuerpo represivo. “¿Quié habla?: ‘Luis Felipe Rojas’. Luis Felipe, te equivocaste, ¿oíste?, ‘¿Por qué?’. Te equivocaste, Luis Felipe, yo sigo siendo el mismo Douglas de siempre, ¿oíste?”, espetó el militar. Ante la indagación en el caso en que está implicado, el ex represor se negó a hacer declaraciones. “¿Tú me estás hablando (de) Luis Felipe Rojas Rosabal? (…) Ah, no, te equivocaste, hermano, no vayas a pensar que yo voy a hablar por nada, por ninguna situación que yo tenga. Yo estoy bien de salud. Y te pido, por favor, que se acabó la conversación aquí ya. Nada que hablar del caso, los problemas internos de la institución no hay que hablarlas con nadie, y menos con usted, gracias”, y seguidamente colgó el teléfono. Hace tres años Torres Pupo pasó al DTI, pero anteriormente “era jefe de Enfrentamiento aquí en la provincia y era el que organizaba los arrestos y golpizas a las damas de blanco y opositores pacíficos”, señaló Déxter. Torres fue denunciado en muchas ocasiones cuando a raíz de la muerte de Zapata Tamayo el 23 de febrero de 2010 decenas de opositores se trasladaban a la casa de Reina Luisa Tamayo –madre del mártir- en Banes, y éste organizaba los cercos a la vivienda, actos de repudio, detenciones y golpizas, como puede verse incluso en fotografías hechas en ese entonces.