Viernes, 15 de Diciembre de 2017
17:14 CET.
ECONOMÍA

'The Economist': Cuba recibe 'mucho menos turistas de los que debería'

Para The Economist "Cuba es una dictadura paralizada en el tiempo", y por eso "recibe mucho menos turistas de los que debería".

Según la publicación el boom de visitantes a la Isla responde al deseo de muchos de ver el país antes de que cambie y "la prosperidad lo eche a perder", pero para otros que aún se resisten la economía es un disuasivo.

"Los grandes hoteles, de propiedad mayoritaria del Estado y a menudo administrados por compañías bajo el control de las fuerzas armadas, cobran precios de cinco estrellas por un servicio mediocre; las duchas son poco fiables; el WiFi es atroz; y ascensores y habitaciones están mal conservados", señala.

Según la valoración realizada por la revista británica la industria turística cubana todavía gana "menos de la mitad de los dólares que deriva del turismo la República Dominicana, un vecino tropical comparable en tamaño y menos famoso".

The Economist cita al grupo de análisis del Instituto Brookings cuyos estudios consideran que "con mejores políticas, Cuba podría atraer para el 2030 tres veces más turistas" de los cuatro millones que recibió en 2016.

Esto "generaría 10.000 millones de dólares al año en divisas, el doble de lo que obtiene ahora de sus exportaciones de mercancías, y un aporte muy necesario dado su colosal déficit presupuestario, que alcanzaría este año el 12% del PIB".

Para la publicación, en Cuba rigen dos embargos, uno que impone Washington y el que el régimen impone a su propio pueblo.

Menciona el hecho de que las tarjetas de crédito estadounidenses no funcionan en Cuba, y que los estadounidenses no están técnicamente autorizados a visitar la Isla como turistas, aunque lo hacen en viajes de intercambio bajo las 12 categorías permitidas por el Departamento de Estado.

Destaca, asimismo, la incertidumbre sobre lo que hará Donald Trump con el embargo, además de la falta de liquidez de La Habana, que frena la inversión extranjera en la creación de nuevas capacidades hoteleras.

Igualmente, The Economist recuerda que el Estado cubano pone freno a los emprendedores.

Cuentapropistas citados en su artículo se quejan de que no pueden conseguir buenos muebles y accesorios en Cuba, y que las leyes no les permiten importarlos porque las importaciones son un monopolio del Estado. También critican que "a nadie se le permite tener más de dos propiedades".

La revista británica subraya que estar al margen de la ley en la Isla es "común en el sector privado". Aunque según cifras del Gobierno los cuentapropistas han aumentado de 144.000 en 2009 a 535.000 en 2016, todos deben encajar en alguna de las 201 categorías oficialmente autorizadas.

Indica que "ninguna ampara a médicos y abogados, quienes cuando ofrecen servicios privados lo hacen de manera tan ilegal como los vendedores ambulantes".

El artículo califica el sistema de doble moneda cubano de "delirante". Recuerda que un dólar americano equivale a un peso convertible (CUC), que vale 24 pesos moneda nacional (CUP). Considera que, como en las transacciones que involucran al Estado, los dos tipos de peso son a menudo equiparados, las cuentas públicas no tienen sentido.

Así —expone— "empresas estatales ineficientes parecen ser rentables, cuando no lo son".

The Economist concluye que si el Gobierno no reduce los obstáculos a la inversión privada en hoteles, servicios y cadenas de suministros, le va a costar mucho trabajo poder proporcionar a los turistas la relación calidad-precio que garantice una alta tasa de retorno, ya que, a diferencia de los cubanos ellos sí disponen de alternativas.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 12 ]

Imagen de Anónimo

Los servicios turísticos son siempre inferiores a los de Dominicana o Playa del Cármen, por citar dos lugares cercanos que son competencia de Cuba. Tal vez se nivele por todas las particularidades que presenta: buena educación, naturaleza virgen y para quien le guste o no, toda la mística que engloba la revolución cubana.También se debe mencionar que el turismo sexual es un atractivo importante, en todas sus variantes: jineterismo, prostitución infantil, etc. Es lamentable decirlo, pero se ve en las calles.

Imagen de Anónimo

Brillante.y tambien précisâr que es una plantacion privada donde meten presos a los esclavos y los acusan de prostituirse si les dan los buenos Dias a Los visitantes.o si les aceptan una invitation.le ronca.meter gente presa POr salir von un extranjero.en francia tu sales y hablas con quien se te pegue la gana.y mira que aqui hay putas y francesas.

Imagen de Anónimo

Muy buen análisis y acertado en casi todos sus detalles, pero se les fue completamente la guagua en una cosa. Cuba y Rep. Dominicana no son países de tamaño similar (que es lo que dice en el artículo original de The Economist), pues Cuba tiene más del doble de territorio que Dominicana. Visto de esa manera, la comparación es aún más desventajosa para Cuba. Ahora, a esos ingleses les daría un patatús si se enteraran de que el Reino Unido es poco más del doble de grande que Cuba. Sentirían como si se les hubieran encogido sus bolsitas. Pero si RD es de tamaño similar a Cuba, entonces Cuba es de tamaño similar al UK.

Imagen de Anónimo

23: 35 cest, burro, Dominicana tiene el triple en turismo que tu desgraciada isla. Lo unico bueno que hacen ustedes los comunistas o socialistas es inflar globos. Es para lo unico que sirven.Demente, mentecato. EL peor bloqueo que tiene Cuba es el del regimen tiranico de los hermanos Castro. Lo peor que le puede pasar a un pueblo es no poder crecer porque se lo impide una enfermiza dictadura........

Imagen de Anónimo

JAJAJA ESTO DA RISAS Q QUE RECIBE MENOS....OYE ESO CUANDO DOMINICANA Q NO TIENE BLOQUEO TIENE CASI EL MISMO TURISMO Q MI BELLA ISLA.

Imagen de Anónimo

El bloqueo, El boqueo, El bloqueo del regimen contra la libertad que tienen a Cuba kagando pelos.

Imagen de Anónimo

Un matrimonio amigo fue a Cuba, ya hace algunos años, él es bastante socialista y al parecer admirador de aquella "maravilla" hasta que se topó con la realidad.  Vinieron muy disgustados, comentaban que casi todos los empleados con los que se topaban le pedían algo, a él, el chófer del autobus que los llevaba a una de las excursiones le pidió la camisa, dijo que la necesitaba para trabajar, a ella hasta un collar que llevaba le pidió la camarera de piso.  No han vuelto.

Imagen de Anónimo

cuba es una dictadura asì paralizada en el tiempo que va  hacia el futuro.

Imagen de Anónimo

Y que esperaban, ese país es un desastre la gente que van a Cuba ahora es para ver cómo el comunismo destruye y después de la experiencia no regresan.

Imagen de Anónimo

Y los que se arriesgan y van por curiosidad no vuelven más, además pregonan la que pasaron como un buen amigo que se lo,advertí, y dice que no podía ni encontrar ni una botella de agua en las calles de La Haban y que no volverá más nunca a ese país.