Domingo, 17 de Diciembre de 2017
21:59 CET.
Opinión

La fruta madura sin que nadie la recoja

A finales del siglo XIX, EEUU entró a formar parte de la prolongada guerra que sostenían Cuba y España. Aquella intervención dio fin a la contienda y los ocupantes norteamericanos ayudaron a organizar la nueva república. Fueron establecidas  leyes e instituciones que permitieron la transición hacia una nación civilizada.

En 1902, EEUU finalizó  la ocupación y Cuba fue al fin libre e independiente, aunque todavía bajo la tutela del vecino norteño que cuando no intervenía para resolver alguna que otra familiar trifulca entre cubanos, amenazaba con hacerlo.

Pero en 1959 las cosas cambiaron para Cuba y visto en perspectiva, no precisamente para bien.  Como en un regreso a la etapa colonial, de pronto nos vimos gobernados por un capitán general que se convirtió en sátrapa de una potencia extranjera, desdibujando  lo que hasta el momento había sido un país con identidad cultural y economía en crecimiento para convertirlo en una caricatura de república soviética con el ruso como segunda lengua y dependencia absoluta. Después, abandonado a su suerte por la metrópoli euroasiática, terminó a escobazos rabiosos con lo que quedaba.

Por eso sufrimos el tenebroso "Periodo Especial" para tiempo de paz que anunció como el fin de los tiempos. Entre los capitanes generales que le antecedieron solo Valeriano Weyler puede comparársele por los resultados macabros.

Hoy el capitán general sucesor busca con desespero una nueva metrópoli pero al parecer en el siglo XXI están en falta. Cuba está madura, más bien pasadita, pero nadie la recoge. Aquello de que EEUU quiere apropiarse de la Isla es un cuento, nadie en su sano juicio en EEUU desearía a Cuba como una estrella más de la Unión Americana, ni siquiera como Estado libre asociado. Cuba es un barril sin fondo donde la ambición de los gobernantes, la corrupción, la improductividad y la indisciplina, arrastrará a inversores bien intencionados y se tragará países enteros por poderosos que sean.

La mítica  fruta madura parece estar condenada a secarse en la mata sin que nadie la recoja. El estorbo es una generación obsoleta que se empeña en utilizar el anacrónico  sistema estatal planificado de producción y distribución de las riquezas, el mismo que no permite que se produzca nada, por lo que al final no hay nada que distribuir.

Nunca, y esta es una palabra grande, se ha cumplido en Cuba ningún plan o programa agrícola, industrial, económico o social. El éxito alcanzado por el Gobierno comunista cubano en acumular fracasos  más bien ha convertido el país en la fruta prohibida, o el arrecife donde naufragan lo mismo idealistas que tontos, papas y Presidentes, inversores y guerrilleros.

Quizás sea esa una de las razones por las que el presidente Obama le dijo a los cubanos, a todos, que el problema de Cuba es responsabilidad de los cubanos. "¡Solavaya!", pensaría Obama cruzando los dedos. "¡Qué país!", diría molesto y castizo el general Resóplez, personaje de dibujos animados creado por Juan Padrón. Y es que la situación cubana se encuentra a medio camino entre Cecilia Valdés y La Tremenda Corte, Cirilo Villaverde o Leopoldo (Tres Patines) Fernández. El país da ganas de llorar, pero da risa; el orgullo y el hambre no se llevan bien.

Los cubanos son expulsados de Ecuador, Colombia y Centroamérica como apestados, a pocos nacidos en la Isla se les habría ocurrido antes de 1959 ir a carenar a países que en todos los órdenes estaban por debajo de Cuba. Es cierto que el destino final preferido de estos migrantes  es EEUU, pero aun así muchos prefieren quedarse en cualquier otro lugar, incluida Haití, antes que regresar.

La propaganda histérica del régimen de La Habana de que EEUU tiene como objetivo apoderarse de Cuba es ridícula, lo único de verdadero valor en Cuba son los cubanos y si las cosas no cambian rápido  acabarán por mudarse en masa al país del norte. De hecho, desde el mismo año 1959 la temida invasión  está en marcha, pero en sentido inverso.

La fruta está madura y lo peor es que no hay nadie dispuesto a cogerla. Venezuela tiene sus propios problemas, la madrecita Rusia ni hablar, para China "papelito (verde por supuesto) jabla lengua", y a los estadounidenses la simple mención del Mariel les trae malos recuerdos. De Raúl Castro y los cubanos depende qué se hace con Cuba.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 29 ]

Imagen de Anónimo

La fruta se pudrió hace ratón y queso. Siendo más benévola, se pasmó. Da pérdida, como quiera que se ponga. Dolor y tristeza. Maria Maria.

Imagen de Anónimo

Huelga, no trabajar, paralizar el pais y a ver si meten presos a todos los cubanois a la vez.no enviar remesas, paralizar al menos una semana la actividad de la isla. y sobre todo cuando haya muchos turistas.eso seria lo ideal que ocurriera y reclamar los derechos basicos. a ver como sale la cosa.

Imagen de Anónimo

Mis felicitaciones señor Chaviano por abordar un tema tabú entre el exilio más rancio, probablemente más por orgullo y soberbia que por desconocimiento de esta otra realidad paralela, casi invisible. Es verdad que la gran mayoría de los cubanos están en EE.UU. pero también hay decenas de miles regados por toda Latinoamérica, particularmente en Centroamérica. Y no digo Costa Rica o Panamá, países bastante prósperos sino Nicaragua, Honduras o El Salvador, estos dos últimos especialmente violentos. En Nicaragua es muy común encontrarse con médicos cubanos en los hospitales tanto públicos como privados y no son de los que están en misión porque curiosamente no hay acuerdo entre las dos dictaduras comunistas. La vida allí es más barata que en el resto de la región. Así que con el poco salario que ganan tienen un nivel de vida que sería impensable en la Cuba de hoy. Un médico general devenga unos 700 dólares mensuales y un especialista gana entre 1500 y 2000 dolares. En Cuba creo anda alredor de los 70 y en Haiti reciben 120 dls. al mes.

Imagen de Anónimo

La fruta esta pasmà!

Imagen de Anónimo

La oportunidad de levantar sobre sus pies una Cuba prospera, la darán el 10 % o más de cubanos que están en el exilio en países democráticos y de economía abierta, que han probado el elixir de la libertad, que saben que el trabajo fuerte, con iniciativa y calidad es una fuente de prosperidad. Las pocas frutas maduras que  tenga el árbol isleño sin dueños serán aprovechadas (incluso las hojas y las ramas), toca al árbol comenzar desde la raíz, crecer y multiplicarse. QUINCE  

Imagen de Anónimo

... propios intereses y no los derechos de nada y mucho menos de nadie. La conclusión es obvia, quizás no habrá anexión, creo los tiempos no están para eso y  además el anexado está lleno de manías, indisciplinas sociales, perdidas de valores morales y éticos, tonteras ideológicas y de “chupópteros” de difícil curación. QUINCE

Imagen de Anónimo

Me disculpa Sr. Chaviano por la discreción anterior y ahora va en serio. ¿Cómo reaccionara una Cuba post-Castro a una avalancha de inversiones  a corto, mediano y largo plazo de empresas enormes, grandes, medianas y pequeñas radicadas en EE UU, en todas las ramas de la agricultura, la industria y los servicios donde no encontraran ni la más mínima competencia y a una población ansiosa de olvidarse de los poquísimos productos cubanos por estar obsoletos y con una descomunal falta de calidad?  Si durante los pocos años de republica la oligarquía interna (no lo tomen como mala palabra) logro batirse palo a palo con los capitales foráneos manteniendo una economía nacional relativamente fuerte, imagine Ud. que sucederá después de que los Castros se marchiten dejando una economía extremadamente débil y en bancarrota, dependiente de las importaciones, con políticos ansiosos de ser corrompidos, acostumbrados a obedecer órdenes y no leyes, auto adoctrinados en defender sus..... (continua) QUINCE 

Imagen de Anónimo

En verdad y como Ud. dice, “hoy el capitán general sucesor busca con desespero una nueva metrópoli” y para conseguirlo es capaz de venderle el alma (y su ojete, que en definitiva está  acostumbrado a lides lúdicas) a su enemigo ancestral, quizás con el objeto de enganchar al “peje gordo” o talvez poner un trampita “caza bobos” que por cierto es la técnica favorita del “retrato de Dorian Gray barbu” y que muchos no creen que es la sombra tras el trono, pero si lo es. Acaso no vieron después del célebre discurso de Obama que agito la colmena, cómo se levantó de la cómoda tumba y renqueante se “mando”  para el  inventado “Congris del PCC” pa’ meter miedo, de la china pa’ bajo, a todo el mundo y diciéndoles con la vista (manía que le quedo de sus tiempos de esplendor), el que se mueva raro, lo congelo, y siseando al oído del brother in law con una sonrisa sardónica, le dice  “cuacuaracua si el peje gordo me jode, por el ojete no vas a ensuciar más”. La china bajando la cabeza y apretando el c…, responde tímido, pero si no has hecho nada bien, a lo que la momia responde entre dientes mientras extiende los brazos a la multitud y sonríe; te estas jugando. QUINCE  

Imagen de Anónimo

Ano. 1:56, hay dos definiciones de nación: la política y la cultural, como dice hasta Wikipedia:https://es.wikipedia.org/wiki/Naci%C3%B3nDe la que se habla el artículo es la nación política, que no existía para Cuba antes de 1902.Para terminología política, el Diccionario de la RAE, como sabe cualquiera, no es una autoridad que valga.Estudia, lee a Gellner, a Kriele o a Hobsbwam, y deja de hacerte el profesor o profesora, que no demuestras saber mucho de este tema. 

Imagen de Anónimo

RAE: Nación: “Conjunto de los habitantes de un país regido por el mismo gobierno. Conjunto de personas de un mismo origen y que generalmente hablan un mismo idioma y tienen una tradición común". Sí había una nación cubana antes de 1902. Estudien.