Domingo, 17 de Diciembre de 2017
05:39 CET.
Opinión

Darle a los pedales

La protesta de los bicitaxistas en la Plaza de la Revolución es un evento digno de estudio. Las imágenes muestran a los bicictaxistas con un nivel de organización envidiable, con sus carros marchando unos detrás de otros de forma ordenada, creando una percepción de número y poder, enfocados en un tema específico.

Esta protesta derrumba muchos estereotipos. La gente en Cuba no tiene miedo cuando está motivada por algo que siente cercano a sus intereses. Simplemente los discursos altamente cargados de política de la oposición no están en sintonía con su realidad. La percepción del bien común de estas personas, con mucha lógica y sentido común, no está relacionada con temas políticos.

Varios de ellos hablan de derechos, así que no es cierto que la gente no conoce sus derechos. Otros llaman a cocheros y otros transportistas a que se sumen, así que existe el deseo y la voluntad incipiente de generar poder en números. El potencial está ahí, y francamente, la ausencia de la oposición en estos conflictos demuestra una deficiencia del accionar con miras a conectar con la población y generar poder en números. Hay que darle a los pedales.

Por otra parte, la migración continúa, y continuará, su paso constante, también dándole a los pedales pero en sentido opuesto al cambio en Cuba. Muchos de los emigrantes cubanos entrevistados en camino de Panamá a México son ingenieros y afirman que la gente va a seguir saliendo, se cierren o no las fronteras.

El flujo migratorio es, en realidad, otro síntoma de la falta de esperanza en Cuba, no solo en el Gobierno, sino también en las posibilidades de la oposición de cambiar el Gobierno. También demuestra que otro sector de la población cubana, motivado por una idea específica y concreta, es capaz de tomar riesgos y confrontar el miedo, o seguir adelante a pesar del miedo, que es la mejor definición del coraje.

En resumen, el gran reto para los activistas pro cambio en Cuba es encontrar la idea capaz de movilizar la gente. Evidentemente, esta idea no viene por los ámbitos políticos y académicos. Los bicitaxistas, cocheros y carretilleros, por solo mencionar unos cuantos, hace rato que están haciendo sugerencias en este sentido.

Todo el bloque comunista cayó a partir de una huelga obrera con demandas concretas. Pero hay que darle a los pedales, y echar a andar.

'Multas de 700 pesos, un salario que no gana un cubano'

Un grupo de bicitaxistas habaneros protestan contra lo que consideran multas excesivas del Gobierno.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.

Comentarios [ 9 ]

Imagen de Anónimo

Llamémosle performance.

Imagen de Anónimo

Hay algo que vuelve y que parecía estar desterrado del diccionario cubano. Eso es la indignación.Cuando existe, nadie mide si lo golpean o si va preso. Si pierde el trabajo o el estudio.Es lógico que los cuentapropistas sean los primeros en quejarse. El bolsillo - en el que mete vilmente mano el Estado - no se condice con el esfuerzo cotidiano. Los funcionarios inventan y gozan. Los trabajadores sudan y se sacrifican.Así no hay justicia. Quien crea que aquello es comunismo, será para la mayoría del pueblo - sufriente, porque la corte monárquica se da el lujo de armar desfiles, jugar al golf o navegar por el Mediterráneo cual jeque árabe.

Imagen de Anónimo

"...síntoma de la falta de esperanza en Cuba, no solo en el Gobierno, sino también en las posibilidades de la oposición de cambiar el Gobierno"Como si la oposicion fueran extraterrestres y los que emigran esperan que alguien les resuelva el problema a ellos!.Senores!, oposicion es todo aquel que esta en contra del gobierno y si no se manifiestan por miedo o porque esperan que la 'oposicion' les resuelva el problema, entonces mejor se callan!

Imagen de Anónimo

Muy bien el punto pero debio decir porque protestan los bicytaxistas, mal trabajo periodistico

Imagen de Anónimo

Lo mismo pasó con los cocheros en Bayamo y Santa Clara, y con otros sectores labores en Pinar del Río y otros lugares. La lección es que el establishment de la disidencia no tiene arte ni parte en esa disidencia espontánea.

Imagen de Anónimo

Es que en la cuba de los castros nadie puede vivir.esto es triste que te tengas que largar de tu pais para tener una vida decorosa porque en cuba nadie que trabaje y viva honestamente puede darle una vida decorosa a sus hijos.medicos que ganan 60 dolares.otros profesionales 40 de nada te sirve estudiar tanto si despues les pagan una miseria.o exportan a la gente como esclavos y les roban sus salarios.yo espero y se mueran pronto los castros cuento los dias.

Imagen de Anónimo

Muuuy buen articulo. Gracias por publicarlo

Imagen de Anónimo

Certero análisis del articulista. Expresa una realidad que debe ser reconocida por todos los que desean un cambio en la situación del País. Hay que cambiar la forma de pensar para cambiar la forma de actuar, porque de la manera que se ha hecho hasta ahora no ha dado los resultados necesaros.

Imagen de Anónimo

Completamente de acuerdo con este artículo.