Jueves, 14 de Diciembre de 2017
23:42 CET.
Crisis Migratoria

Autoridades panameñas enviarán a Cuba las cenizas de un cubano fallecido por el virus AH1N1

El cuerpo de un cubano fallecido en Panamá el pasado 5 de enero a causa del virus AH1N1, que provoca la denominada gripe porcina, fue trasladado a la capital del país centroamericano para ser cremado y que sus cenizas sean enviadas a Cuba, informaron autoridades del Sistema Nacional de Protección Civil, reporta EFE.

El director provincial de Protección Civil en Chiriquí, Francisco Santamaría, explicó este lunes que se transportó el cuerpo desde David, Chiriquí, lugar de la muerte, hasta la capital panameña, por vía terrestre, en coordinación con la Cancillería panameña.

Santamaría indicó que el cadáver será cremado y que sus cenizas serán enviadas a los familiares que solicitaron los restos en Cuba.

El pasado 5 de enero, el cubano Rubén Ramírez Caso, de 53 años, falleció en un hospital de Chiriquí por gripe AH1N1, aunque sus problemas de salud iniciaron antes de que llegara a Panamá.

Ramírez entró al país a través de la frontera con Colombia, luego pasó por la provincia de Darién hasta ubicarse en un albergue temporal instalado para los cubanos en Progreso, una localidad próxima a Paso Canoas, en la frontera de Panamá con Costa Rica.

En esa región cerca de un millar de migrantes isleños espera una solución exitosa a la crisis que causó el cierre de la frontera nicaragüense a los cubanos hace más de dos meses.

Desde entonces, casi 8.000 isleños quedaron varados en Costa Rica en su viaje hacia Estados Unidos, mientras otros 1.000 quedaron en Panamá tras la decisión del Gobierno costarricense de cerrar también su frontera por ver desbordadas sus capacidades.

Síguenos en Twitter, Facebook o Instagram. Si resides en Cuba, suscríbete a nuestro boletín con una selección de los contenidos más destacados del día. Si vives en cualquier otro punto del planeta, recibe en tu buzón de correos enlaces a lo más relevante del día.